Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Mónaco fue el punto de inflexión para Mercedes, según Wolff

Logotipo de Car and Driver Car and Driver 25/07/2017 Car and Driver

Toto Wolff, jefe de equipo de Mercedes, ha defendido los cambios que en los últimos 12 meses se han sucedido en el seno de la formación de Brackley.

Cinco días después de proclamarse como capeón del mundo, Nico Rosberg decidió colgar el casco; un movimiento que pilló por sorpresa a los alemanes y que propició una cascada de rumores sobre los pilotos que podría ocupar el puesto de Nico.

© Copyright © 2017 Hearst Magazines, S.L.

"Los cambios ocurren. Necesitan suceder. Un equipo de carreras como Mercedes no es una organización estática. No puedes congelarla. Hay un gran talento joven que llega desde atrás y que, obviamente, quieren progresar en su carrera. Tienes nuevos retos, nuevas reglas… Es un proceso constante. Darwin dijo que las especies se adaptan para sobrevivir. El equipo es una especie que está cambiando todo el tiempo", explica al portal F1i.com

Así, reconoce que los primeros meses de competición no fueron según lo esperado, pero ahora se muestra satisfecho por volver a demostrar un alto nivel competitivo -especialmente desde Mónaco-, pese a que Ferrari continúa poniendo en jaque a los actuales campeones del mundo.

"Hemos tenido un arranque un poco bacheado. Los test no fueron como esperábamos y después las siguientes carreras fueron complicadas. No encontramos la ventana del setup que supone el funcionamiento correcto del coche. Pero poco a poco hemos llegado. Tuvimos un fin de semana terrible en Mónaco, pero nos dio la buena dirección. A veces esos malos momentos te ayudan a largo plazo y así fue. Desde entonces lo estamos haciendo bien", señala.

"Un equipo de carreras como Mercedes no es una organización estática"

Por último, cree que la salida de Rosberg a finales de 2016 fue una decisión propia e “inspiradora”, después de conseguir “el sueño de su vida”.

"Disfrutaba trabajando con Nico. Tiene una personalidad competitiva que le ha llevado hasta la cima. A veces dices que es fácil para él, pero creo que es muy difícil. Si eres el hijo de un campeón del mundo, necesitas encontrar la energía y la motivación contigo mismo y no creo que eso sea fácil. Alcanzó su sueño de toda la vida y decidió dejarlo, que de alguna manera es inspirador, porque todos estamos en la misma rueda. Él decidió salir de ella", concluye.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Car and Driver

image beaconimage beaconimage beacon