Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

El Gobierno y el PP rompen el hielo sobre el ahorro energético tras dos meses de batallas

Logotipo de El Confidencial El Confidencial hace 2 días Alejandro López de Miguel

Después de dos meses de batallas, el Gobierno y el PP han roto el hielo este jueves sentándose a intercambiar posiciones y propuestas en materia de ahorro energético. Dos horas y media de reunión entre la vicepresidenta tercera y ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera, y el vicesecretario de Economía del PP, Juan Bravo, no han alumbrado acuerdos significativos según ambas partes, pero sí han contribuido a destensar una relación marcada por la tensión.

Fuentes del Ministerio de Transición Ecológica explican que la cita ha sido "muy cordial y productiva", y que el compromiso en ambos casos pasa por mantener "nuevos encuentros". Este escenario, que se antojaba impensable hace escasas semanas, hoy cobra cuerpo, vista la "voluntad conjunta de ambos de trabajar en una respuesta conjunta" ante la crisis energética.

© Proporcionado por El Confidencial

Alejandro López de Miguel

El Ejecutivo y el principal partido de la oposición intentarán sumar a otras fuerzas políticas, "en pos de alcanzar el máximo consenso posible" sobre el Plan de Contingencia que España debe remitir a Bruselas en los próximos días. Se trata de la estrategia que, como los otros 27 países de la Unión, debe contener la hoja de ruta para reducir al menos un 7% su consumo energético y plantea distintos escenarios en función de la gravedad del "chantaje" energético del presidente ruso, Vladímir Putin.

Como recordaban desde Transición Ecológica, este documento es también "la base" para seguir trabajando en medidas "destinadas a proteger ciudadanos y empresas del alza de las facturas energéticas". Más allá de estos discursos, es un primer paso relevante, que se produce apenas un mes después de que el Partido Popular votara en contra del real decreto-ley de medidas de ahorro energético del Gobierno, la avanzadilla del plan de contingencia.

© Proporcionado por El Confidencial

Ana Belén Ramos

El tono del equipo de Ribera era, además, compartido por Bravo, que celebró las "formas" de la vicepresidenta tercera, a la que agradeció que haya abierto un cauce entre el Ejecutivo y el PP. El dirigente popular destacó que la reunión sirviese para comprobar que, en algunas cuestiones, "no estamos lejos" del planteamiento de la Moncloa, destacando especialmente las medidas dirigidas a incentivar las energías renovables, el biogás o el proyecto del MidCat, el gaseoducto desde la Península Ibérica hasta el corazón de Europa que Francia rechaza, pero que defienden España, Alemania y Portugal.

© Proporcionado por El Confidencial

EFE

El responsable económico de Génova, sin embargo, subrayó también los "puntos de desencuentro" que aún les quedan por pulir para llegar a grandes acuerdos. Entre ellos mencionó el impuesto a la banca, al que el PP se opone, o la negativa del Ejecutivo a alargar el calendario de cierre de las centrales nucleares. "Entre construir nuevas centrales o cerrarlas, como plantea el Gobierno, quizá podamos alcanzar un punto medio, que es extender su vida útil", dijo Bravo.

"Hay elementos en los que no nos encontramos", lamentó el vicesecretario popular. Según trasladó el dirigente andaluz, el Gobierno está convencido de seguir adelante con la tasa que prevé gravar los beneficios de las grandes entidades financieras, aunque sí celebró que se haya abierto a adaptar el tributo a las compañías energéticas como señala Bruselas, y que incide en los ingresos extraordinarios de las empresas, y no su facturación.

© Proporcionado por El Confidencial

Ana Belén Ramos

El PP tampoco apoya que en el diseño del nuevo plan de contingencia energética el Gobierno mantenga la "obligatoriedad" en las medidas de ahorro energético, mientras que la propuesta del primer partido de la oposición pasa por convertir en recomendaciones aquellas normas que afecten especialmente a las familias o entidades privadas.

Con todo, Juan Bravo se mostró optimista por la "voluntad de acuerdo" que observó también en Teresa Ribera, a la que emplazó a "seguir por este camino" para lograr un consenso. "Se han abierto las vías", celebró. Nadie, ni en el PP ni en el Gobierno, vislumbraba este escenario hace escasas semanas.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de El Confidencial

image beaconimage beaconimage beacon