Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Los dos meses que sacudieron la vida sentimental de la cúpula de Ciudadanos

Logotipo de El Confidencial El Confidencial 12/01/2019 Silvia Taulés
Beatriz Tajuelo y Albert Rivera. (Getty) © Externa Beatriz Tajuelo y Albert Rivera. (Getty)

Han sido unos meses bastante complejos en Ciudadanos. El mapa político del país estaba en juego y algunos de los dirigentes del partido estaban envueltos en problemas sentimentales. Cómo capear la situación se antojó imprescindible y decidieron dejarlo pasar hasta que pasaran las elecciones andaluzas. Tanto Albert Rivera, líder de la formación naranja, como José Manuel Villegas, su número dos, estaban en trámites de ruptura, un problema personal que no quisieron que interfiriese de modo alguno en el plano profesional, como es comprensible.

LEA MÁS: Cascada de rupturas en Ciudadanos

Ni siquiera algunos altos cargos y cuadros medios sabían lo que estaba sucediendo. Pero pasadas las navidades empezaron a correr las noticias como la pólvora. “Llegué a recibir un wasap en el que se contaba la separación de Albert y que Villegas había dejado a la mujer -cuenta un diputado-, pero pensé que era otra de esas cosas que mandan los ‘indepes’ para desgastar nuestra imagen. ¡Nada más lejos!”.

José Manuel Villegas y Albert Rivera, en el Congreso. (EFE) © Proporcionado por Titania Compañia Editorial S.L. José Manuel Villegas y Albert Rivera, en el Congreso. (EFE)

La semana en la que se habían acabado las vacaciones ha sido la idónea para hacerse pública la separación de Rivera de su novia desde hacía cuatro años, Beatriz Tajuelo. Desde el mismo partido se confirmaba la noticia con absoluta normalidad. Diferente ha sido la cuestión relacionada con Villegas. Según pudo saber Vanitatis, el secretario de organización de Ciudadanos se había separado de su mujer hacía unas semanas, pero no quería que saltara a la prensa. El portal 'Informalia' publicó que Villegas tiene una relación paralela con una compañera de partido, lo que habría roto un matrimonio de casi 30 años. Nadie confirma esa otra noticia de manera oficial.

Begoña de Miquel, su mujer, se trasladó con sus dos hijos a Madrid cuando Villegas dio el salto a la capital. “Se mudaron con todo, sin mirar atrás", dice una fuente del partido. Pero la cosa no ha salido bien.

LEER MÁS: Así es Beatriz Tajuelo, exnovia de Albert Rivera

La versión oficial de Ciudadanos no confirma nada porque, según responden, "no hablamos de la vida personal de los dirigentes del partido". Fuentes no oficiales de la formación, sin embargo, nos confirman la ruptura sin dudarlo y cuentan cómo ha afectado el proceso de ambas separaciones a la toma de decisiones en la formación. No han querido esconderlo, pero han preferido callarlo. En el caso de Villegas, además, prefieren seguir en silencio. Porque son conscientes, y así nos lo admiten, de que es algo más complejo.

Villegas se abraza a Rivera en una imagen de archivo. (EFE) © Proporcionado por Titania Compañia Editorial S.L. Villegas se abraza a Rivera en una imagen de archivo. (EFE)

Villegas se enfrenta ahora a una separación que puede ser larga debido a tantos años de matrimonio. El número dos de la formación naranja tiene un piso en Barcelona y una hipoteca a medias con su mujer. Sin mucha ostentación, según la web del Congreso, el político cuenta con un viejo Chevrolet y algunos ahorros en el banco. Poco más. Su esposa, según indican desde su círculo, piensa en volver a Barcelona, donde tiene a todos los suyos.

Su padre, Juli de Miquel, de 77 años, es un importante abogado barcelonés, que “la ayudará en todo lo que necesite”, comentan. Presidente del Tribunal Arbitral de Barcelona desde abril de 2018, así lo define el periodista Lalo Agustina en 'La Vanguardia': “Veterano abogado mercantilista curtido en mil batallas judiciales”. Los dos hijos del matrimonio (un chico y una chica) están en la veintena y podrían decidir quedarse en Madrid, donde uno de ellos además triunfa como atleta. El tiempo, que en este caso será importante para ir calmando los ánimos, será el que nos cuente lo que nos depara.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de El Confidencial

image beaconimage beaconimage beacon