Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Aplausos y breves sonrisas: rescatistas buscan sobrevivientes en el Multifamiliar de Tlalpan

Logotipo de Animal Político Animal Político 20/09/2017 Lizbeth Padilla
© Proporcionado por Animal Político

A las 11:36 de la mañana, los aplausos sacan breves sonrisas entre los más de mil rescatistas frente al edificio 1C de la unidad multifamiliar Tlalpan, en la Calzada del mismo nombre, frente a Ciudad Jardín. Los brigadistas han encontrado a otra persona con vida y se preparan para sacarlo de debajo de los escombros del edificio colapsado durante el temblor de este 19 de septiembre.

La noticia genera esperanza ante la incertidumbre del reporte de entre 25 y 30 personas desaparecidas que podrían haber estado, según vecinos y familiares, dentro del edificio en el momento en que se derrumbó.

Hasta las 13:00 horas habían sacado a cinco personas del edificio, tres adultos y dos menores. Una mujer de la tercera edad falleció minutos después de ser rescatada; dos menores, un niño de 11 años y una niña de seis, murieron luego de salir de entre los escombros, la severidad de sus lesiones impidió salvarlos.

Los rescatistas identificaron a cuatro personas atrapadas y aún con vida, por lo que más de 50 brigadistas trabajan en el área del edificio C1.

Según vecinos de la zona, el edificio cayó mientras el sismo remecía a la Ciudad de México, Puebla, Morelos y Estado de México. El sonido y la imagen del inmueble cayendo alertó a quienes ya estaban en la calle y quienes todavía salían de los edificios de departamentos del multifamiliar Tlalpan, ubicado a unas calles de la estación Las Torres del tren ligero.

Unos 30 minutos después del sismo, los habitantes de la zona comenzaron a organizarse para buscar sobrevivientes. Preguntaban a gritos, esperando escuchar una respuesta, creyeron escuchar a algunos y comenzaron a intentar remover los fragmentos del edificio que no los pusieran en un riesgo inmediato.

En la primera hora ya había más de 100 personas, entre habitantes del multifamiliar y vecinos de calles aledañas. Durante el transcurso de la tarde se fueron sumando más, incluyendo a integrantes de la Policía de la Ciudad de México, Bomberos y Protección Civil. Los elementos de las Secretarías de Marina y de Defensa Nacional comenzaron a llegar cerca de las 19:00 horas para acordonar la zona, ofrecer apoyo y tratar de controlar el movimiento de las decenas de voluntarios que seguían llegando.

Este miércoles, la labor de rescate no ha terminado aún. Al frente del edificio C1 se reportan más de mil elementos de las dependencias antes señaladas, la Secretaría de Salud de la ciudad, rescatistas de diversas asociaciones civiles, y principalmente voluntarios de varias partes de la capital del país, e incluso de estados vecinos.

Guadalupe Enríquez Chiñas tiene poco más de 20 años viviendo en el multifamiliar. Ella y su familia fueron de los primeros en organizar la ayuda entre los vecinos. Desde la noche de ayer y durante esta mañana recibe ayuda: agua, alimentos y medicinas; orienta a quien se acerca y le pregunta en qué se puede ayudar. Moviliza a unos y otros sin detenerse.

Según Enríquez Chiñas, el multifamiliar cumplió 60 años. Está compuesto por 10 unidades de departamentos que pese a tener buena apariencia en el exterior, muestran al interior algunas evidencias de deterioro. Eso le preocupa, porque aunque se ha pedido a todos los vecinos desalojar, algunas familias –no supo precisar cuántas- siguen en sus viviendas hasta la tarde de este miércoles.

En el conjunto viven amas de casa, doctores, obreros, oficinistas, gente de clase media trabajadora, pequeños empresarios, dueños de tienditas o comercios diversos en la zona.

Indica que las personas que sí aceptaron salir de sus departamentos fueron llevados durante la tarde a la iglesia del “Patrocinio del Señor San José”, en la avenida 8, entre calle B y C, manzana 13, de la colonia Educación.

Sin embargo después tuvieron que desalojarlos al descubrir cuarteaduras en los muros del templo. Tuvieron que volver a moverse ahora a la escuela “Fray Eusebio Kino”, en la calle Retorno 803, de la colonia El Centinela.

Enríquez Chiñas ignora cuánto tiempo tendrán que estar ahí porque, además de la Secretaría de Desarrollo Social de la Ciudad de México, que llegó en la mañana a entregar despensas a la unidad habitacional, ninguna otra dependencia ha llegado para hacer la revisión estructural del resto de los edificios.

VER MÁS EN MSN:

16 kilómetros de caos y solidaridad

Más de 220 muertos en un terremoto en el centro de México

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Animal Político

image beaconimage beaconimage beacon