Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

“Una lista ilegal en una hoja de Excel”

EL PAÍS EL PAÍS 01/06/2014 Cristina Huete
Protesta de personal sanitario de Ferrol ante la conselleira de Sanidade en febrero pasado. © Proporcionado por ElPais Protesta de personal sanitario de Ferrol ante la conselleira de Sanidade en febrero pasado.

Ana, médico de familia, pelea por acabar con “la ilegalidad" de las listas extraoficiales: “No son de empleo público, no están publicadas en el DOG ni en ningún otro documento; no son más que unos nombres recogidos en una hoja de excel y aunque suponemos que se rigen por la ética, ¿quién nos asegura que están bien ordenadas?”. Pero mientras el personal sanitario se emplea por acabar con esta lista de la que salen los contratos más precarios, el Sergas no hace sino engordarla. “Pese a que está obligado a abrir la lista oficial anualmente cada 31 de octubre, lleva dos años sin hacerlo de forma que convivimos ahora en la extraoficial tres generaciones de profesionales”, denuncia Ana.

Esta médico sabe bien de las dificultades por escalar hacia un contrato. Cuando acabó su especialidad se apuntó en dos listas: la hospitalaria y la de primaria. La llamaron primero para urgencias hospitalarias y cuando se apuntó de nuevo a la de primaria la penalizaron por haber aceptado aquella sustitución: la colocaron en el último puesto. Su carrera de fondo hacia una sustitución, incluso en precario, está ahora complicada.

El Sergas sabe del malestar de los sanitarios de primaria. En Vigo enviaron un escrito a la dirección provincial reclamando que se hagan públicas las listas extraoficiales, que se incluya en ellas unos baremos más justos y que no penalicen a quienes trabajan en los hospitales. El Sergas les contestó “aferrándose a un pacto sindical del año 2004 que no da opción a renegociar”.

Sanidade apela a la "situación económica actual" para justificar los"criterios de racionalidad y eficiencia" en los gastos de personal. "Se contrata todo lo que se tiene que contratar", sostiene la consellería, precisando que con los contratos temporales se garantiza "la calidad y la continuidad asistencial". Sanidade deja en manos de las gerencias del Sergas la decisión sobre el tipo de cobertura laboral (personal fijo o de listas de contratación temporal) a aplicar en cada momento.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de EL PAÍS

image beaconimage beaconimage beacon