Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Adiós a Andy Grove, el superviviente del Holocausto que reinventó la informática

El Confidencial El Confidencial 22/03/2016 Teknautas

Andy Grove, el primer empleado de Intel, considerado junto a Gordon Moore y Robert Noyce uno de los fundadores de la compañía y padre del 'Intel Inside', ha fallecido esta madrugada a los 79 años. Grove sufría desde hace tiempo la enfermedad de Parkinson y había luchado también contra un cáncer de próstata, aunque la causa de su fallecimiento no ha trascendido. Su historia personal, superviviente del Holocausto, y profesional, ha servido de inspiración a toda la industria de la informática.

Andy Grove, 'padre' del 'Intel Inside'. (Foto: Intel) © Externa Andy Grove, 'padre' del 'Intel Inside'. (Foto: Intel)

Nacido en Budapest, en el seno de una familia judía de clase media, sobrevivió el asedio nazi de Hungría en 1944. Su padre fue deportado a un campo de concentración; él y su madre lograron huir con identidades falses cobijándose en casas de amigos de la familia. Acabó emigrando a EEUU en 1957, donde cambió su nombre de nacimiento András István Gróf a Andrew S. Grove. Allí comenzó a estudiar hasta licenciarse en ingeniería química por el City College de Nueva York, en 1960. Tres años más tarde finalizaría su tesis doctoral en la misma materia por la Universidad de California, Berkeley.

Grove fue el primer empleado contratado por Intel en 1968, donde asumió el cargo de director de ingeniería. Once años más tarde se convirtió en el presidente de la compañía y más tarde, en 1987, en consejero delegado (CEO). Durante su periodo al frente de Intel, la compañía se convirtió en uno de los gigantes de la informática mundial y en el mayor fabricante de procesadores del mundo. La historia de la informática moderna y la evolución del PC no se entiende sin su contribución.

"La muerte de Andy Grove es una gran pérdida para el mundo de la computación. Estuvo al frente de la creación de la industria del ordenador personal. Cuando he pasado tiempo con él siempre he salido impresionado por su brillantez y visión", ha dicho Bill Gates, cofundador de Microsoft. En términos similares se ha referido a él Tim Cook, quien lo ha definido como "uno de los gigantes de la tecnología mundial".


La transformación de Intel a manos de Grove, que pasó de facturar 1.900 millones de dólares a 26.000 millones, le valió al ingeniero la reputación de ser uno de los mayores cerebros de Silicon Valley. No es de extrañar que estuviera idealizado por algunos de los personajes más importantes del sector tecnológico, como el propio Steve Jobs.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de El Confidencial

image beaconimage beaconimage beacon