Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Alemania golpea a Facebook: le prohíbe obtener los datos de WhatsApp

ABC ABC 27/09/2016 J.M. Sánchez
WhatsApp tiene más de mil millones de usuarios en todo el mundo © ARCHIVO WhatsApp tiene más de mil millones de usuarios en todo el mundo

Llegó el día W y la primera denuncia. Es el momento en el que los datos de WhatsApp pasan, de manera oficial, a pertenecer a Facebook, su empresa matriz. Y lo hace, en efecto, para potenciar aún más si cabe su herramienta publicitaria, su gran negocio. Hace justo un mes la popular aplicación de mensajería instantánea anunció, tras cuatro años sin hacerlo, un cambio importante en su política de uso que obligaba a sus usuarios a aceptar las nuevas condiciones que permiten la transferencia de información de un servicio al otro, una situación que Alemania pretende poner fin al considerar que no se ajusta a la normativa relativa a la protección de datos.

Porque la compañía norteamericana, para cubrirse las espaldas, dio la opción a sus más de mil millones de usuarios de desactivar la opción de compartir datos como el número de teléfono o la lista de contactos. Pero había un límite, treinta días. El tiempo ha concluido y los usuarios que decidieron postergar la aprobación de los términos de uso están condenados a no continuar perteneciendo a la comunidad, es decir, los usuarios están obligados a aceptar las condiciones.

Frente a esta situación, autoridades alemanas han prohibido este martes a Facebook «recopilar y registrar» los datos de los usuarios alemanes de WhatsApp, aplicación adquirida por la red social en 2014 en una de las mayores operaciones económicas en el ámbito de la tecnología. La Agencia de Protección de Datos de Hamburgo, ciudad donde se instaló la sede de la compañía, ha impuesto una orden administrativa para detener la recolección masiva de información personal así como borrar los datos ya enviados a la empresa a través de la aplicación, relatan en un comunicado.

Por ahora es la primera de esta naturaleza que se produce en el contexto europeo. Así, el Comisionado de Hamburgo para la Protección de Datos y Libertad de Información considera que esta está destinada a proteger los datos de unos 35 millones de usuarios de WhatsApp registrados en Alemania. «Tiene que ser su decisión [en referencia a los usuarios] si quieren que sus cuentas estén vinculadas con Facebook, que debería pedir una autorización previa. Esto no ha sucedido», señala el inspector del regulador alemán, Johannes Caspar.

El organismo alemán ha recordado que Facebook y WhatsApp se califican de «empresas independientes», por lo que la situación de recabar datos atenta contra los acuerdos firmados para la adquisición de la compañía de mensajería. «El hecho de que esto suceda ahora no es solo engañar a sus usuarios y al público, también constituye una infracción de la legislación nacional de protección de datos. Este intercambio es solo admisible si ambas empresas han establecido una base legal para hacerlo», sostiene Caspar. «Facebook, sin embargo, ni ha obtenido una aprobación previa de los usuarios de WhatsApp, ni tampoco cuenta con una base legal para los datos».

El gigante de internet ha salido al paso defendiendo que cumple con la ley de protección de datos de la Unión Europea. «Estamos abiertos a colaborar con las autoridades de Hamburgo para responder a sus preguntas y plantear cualquier preocupación», asegura un portavoz de la compañía en declaraciones a la agencia AFP.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de ABC

image beaconimage beaconimage beacon