Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Apatow y Rogen, contra la crítica que les acusa de favorecer matanzas

Logotipo de EL PAÍS EL PAÍS 28/05/2014 Rocío Ayuso
El director y productor Judd Apatow y, a la derecha, el actor Seth Rogen. © GETTY El director y productor Judd Apatow y, a la derecha, el actor Seth Rogen.

La última matanza en California ha pasado de tragedia a un nuevo circo mediático cuando el actor Seth Rogen y el director y productor Judd Apatow intercambiaron insultos con la crítica del periódico The Washington Post, Ann Hornaday, ante la sugerencia de que sus películas contribuyen a fomentar este tipo de sucesos en Estados Unidos.

Elliot Rodger asesinó a 6 personas antes de quitarse la vida en la localidad universitaria de Isla Vista, cerca de Santa Bárbara, por sentirse despreciado. “Tengo 22 años y todavía soy virgen”, declaró en uno de los muchos vídeos y más de un centenar de páginas de lo que se ha llamado su manifiesto. En él detalla sus razones para este sanguinario acto cometido el pasado viernes y que preparó con premeditación.

Aunque Rodger nunca habla del cine o los videojuegos como fuente de inspiración, la crítica de cine ligó el suceso a estrenos como el de Malditos vecinos, el filme protagonizado por Seth Rogen, y a otras comedias de Apatow. La cinta transcurre en el ambiente de sexo, alcohol y fraternidades universitarias en el que Rodger, hijo de un realizador de cine, no se sentía integrado y contra el que dirigió sus ataques. El mismo ambiente en el que se desenvuelven algunas de las cintas más populares de Apatow como Lío embarazoso. Hornaday criticó lo que llamó “monocultura sexista” diciendo que estas comedias son tóxicas “para mujeres y hombres”.

Sus palabras, publicadas como un artículo de opinión, se vieron respondidas en las redes sociales tanto por el actor como por el productor y cineasta como una maniobra para “vender periódicos”. El realizador de Virgen a los 40 se preguntaba “¿por qué se culpa cualquier otra cosa en vez de a una enfermedad mental?”. Mientras Rogen, que comenzó su carrera junto a Apatow, fue más directo al decir que el artículo era “horriblemente insultante”. “¿Cómo te atreves a sugerir que el hecho de que me gane a la chica en las películas hizo que un lunático se volviera loco?", afirmó.

La disputa, recogida en los medios de comunicación, no tardó en recibir una respuesta de Hornaday donde si bien se medio disculpó por haber mencionado a estas dos estrellas continuó sus críticas sobre un cine que en su opinión es parte del problema. “No quise echar la culpa de esta acción deplorable a esa película o al trabajo de Judd Apatow”, aclaró. “Pero pienso que está en todos el preguntarnos el costo de estas historias estrechas de miras en las que siempre acabamos”, insistió. Considerada un éxito, la película de Malditos vecinos lleva recaudados más de 135 millones de euros en la taquilla mundial.

También en la red social, en este caso en Facebook, el realizador Michael Moore hizo referencia a esta matanza sin sentido. Hablando del suceso como “parte normal de la vida en EE UU” el director de Bowling for Columbine recalcó que todo lo dijo hace 12 años en este documental ganador del Oscar y dedicado a esa otra tragedia en la dos estudiantes asesinaron a otros 12 jóvenes y un profesor en 1999. “Somos gente fácilmente manipulada por el miedo lo que nos hace tener 250 millones de armas en nuestras casas a menudo accesibles a jóvenes, ladrones, enfermos mentales y aquellos que explotan en un momento dado”, indicó, añadiendo con pesar eso de que mientras no exista una regulación armamentista en EE UU con seguridad algo así “volverá a ocurrir muy pronto”.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de EL PAÍS

image beaconimage beaconimage beacon