Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Cañete confía en que el PSOE y su 'amiga Elena' le apoyen como comisario

El Mundo El Mundo 09/06/2014 EUROPA PRESS

El jefe de la delegación del en el Parlamento Europeo,, confía en que el finalmente le dé su apoyo para ser comisario europeo, a él o a quien sea propuesto por el presidente del Gobierno, , en una entrevista en la que se ha referido a la cabeza de lista del PSOE, , como su "amiga Elena".

Cañete ha afirmado que no sabe aún si Rajoy le propondrá como comisario pero lo ha desvinculado de la polémica sobre el machismo que se generó en la campaña electoral a raíz de unas palabras suyas, y cree más bien que depende de la "cartera que se negocie" para el comisario español.

En declaraciones a La Sexta ha admitido que estuvo "particularmente desafortunado" diciendo "una cosa que no quería decir" -afirmó que porque una demostración de superioridad podía parecer machismo- y que el asunto le ha "afectado personalmente" porque se creó de él "un estereotipo" que no se corresponde con su vida.

Es más, ha afirmado que cometió "todos los errores del libro", puesto que después tardó en disculparse, los ha achacado a la "vorágine de la campaña" y ha asumido toda la responsabilidad por ellos.

No obstante, cree que los eurodiputados son "gente seria" y que, una vez pasada la campaña, si "por casualidad" le toca examinarse ante una comisión del Parlamento Europeo, espera que el PSOE le apoye igual que en el pasado el PP ha "cerrado filas" con comisarios socialistas españoles incluso en "situaciones muy difíciles".

Además, ha afirmado que las audiciones ante la Eurocámara son "muy duras, no como las del Parlamento nacional", y que los aspirantes se examinan no sólo de su especialidad, sino también de "su vida y sus milagros".

Ante la incertidumbre sobre el futuro del PSOE -la nueva Comisión tomará posesión en otoño y el partido tendrá nuevo líder antes de agosto-, ha respondido que allí estarán su "amiga Elena" (Valenciano) y el ex ministro Ramón Jáuregui que estarán "al menos cinco años" y está convencido de que harán "un gran trabajo".

© Proporcionado por elmundo.es

¿Valcárcel vicepresidente?

A la espera de conocer la decisión de Rajoy, ha explicado que su tarea está centrada en la formación del grupo del PPE, del que será vicepresidente, y ahora en lograr que el ex presidente de Murcia sea uno de los vicepresidentes de la Eurocámara.

Por otro lado, ha dicho que en la Eurocámara tendrá ocasión de ver cómo funcionan los eurodiputados de , cómo se integran en el Grupo Izquierda Unitaria Europea y cómo "armonizan sus propuestas con la izquierda moderna europea".

Preguntado por las encuestas que apuntan a un éxito de la formación en unas hipotéticas generales, ha afirmado que para ese momento "queda mucho trecho" y que esas encuestas, realizadas después de las europeas, "tienen mucho de valoración de un fenómeno surgido de la nada con mucha fuerza".

El ex ministro ha expresado su "respeto" por la formación y ha destacado que su irrupción ha "sembrado el caos en la izquierda española". Cuando lleguen las generales, ha dicho, será el momento de ver si se cumplen los pronósticos, "si el fenómeno Podemos es transitorio o definitivo, si la izquierda se ha descompuesto para siempre o qué ha pasado en este país", ha concluido.

A su juicio, el éxito de esta formación "es fruto de muchas cosas", incluido el "desencanto" de los ciudadanos y la presencia mediática, pero cree que los resultados de las europeas no son equiparables con las generales, municipales y autonómicas, por el mecanismo de reparto de votos y porque en las elecciones nacionales se miran más los programas.

Y para Arias Cañete, el programa de Podemos peca de "falta de realismo" y habría que ver "dónde podría conducir al país".

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más el El Mundo

image beaconimage beaconimage beacon