Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Cartas de amor

Notodo Notodo 19/10/2016 Miguel Gabaldón
Imagen principal del artículo "Cartas de amor" © La Fábrica 2014 @ Imagen principal del artículo "Cartas de amor"

Pues sí: cartas, en papel y todo, se escribían antes. Un arte, que dirían algunos, éste el epistolar, que ahora se nos muestra en todo su esplendor sobre la escena. Como en todo su esplendor se muestran dos pedazo de actores (de los de siempre) como son Julia Gutiérrez Caba y Miguel Rellán en una función íntima y deliciosa, Cartas de amor, que se cuela en la correspondencia privada de dos queridos enamorados en los Teatros del Canal de Madrid. Escribamos cartas pues. Escribamos.

Querido A. R. Gurney:
Seguro es que esta misiva no le va a llegar, pero qué delicia de texto (un auténtico clásico moderno de los teatros de gente bien) que escribió hace usted cerca de 30 años para interpretarse sin ningún tipo de pretensión en una biblioteca neoyorquina. Y es que lo bueno no sabe de pretensiones. Andrew Makepeace Ladd III y Melissa Gardner, ambos nacidos en el seno de una familia rica y de buena posición, son amigos de la infancia, y su correspondencia comienza con una tarjeta de agradecimiento por un cumpleaños y continúa a lo largo de cincuenta años. Una cosa tan sencilla pero tan emotiva que nos habla sobre la vida, el paso del tiempo, las oportunidades perdidas y aquello de que el dinero no da la felicidad. Si desde Charlton Heston hasta Sigourney Weaver, pasando por Liz Taylor o Christopher Walken se han puesto a leer estas cartas en escena, por algo será, ¿no?


Querido David Serrano:
Al principio de los tiempos su paso del cine al teatro pareció enfocado a un objetivo comercial (que está muy bien también) pero no se aventuraba uno a adivinar sus pretensiones. Y ay, se lleva descubriendo un tiempo sus verdadero (y más que interesante) objetivo: traer a España algunos de los mayores éxitos de Broadway (de los que no se sabe mucho por estos lares). Éxitos high standard, de textos perfectos y engranajes dramáticos de diez para ser representados por nuestros intérpretes. De aires clásicos y vocación también de ser éxito de público, pero con unos mínimos de calidad que ya casi son máximos. Y además sabiendo dejar el protagonismo total y absoluto a la palabra y a los actores, como en este caso, con una puesta en escena estática que poco a poco se oscurece para dejar brillar en su esplendor a dos grandes de la escena. La función no sorprenderá a nadie (no nos llevemos a engaños, esto no es el Castellucci de la sala contigua). Pero emocionar, emociona un rato.


Queridos Julia Gutiérrez Caba y Miguel Rellán:
No hay nada que decir a dos monstruos de la escena española. Sencillamente una gozada ver a dos intérpretes míticos desplegar todo su arte de una forma tan sutil y sin moverse (literal) del asiento. Verles a cada uno de un extremo del sofá, cogiendo, leyendo y arrojando misivas mientras sutilmente cambian de edad e intenciones en 90 minutos que representan 50 años es una maravilla. Delicadeza que emociona profundamente y lección de interpretación de la mano de estos dos gigantes, con la esperada vuelta de Julia Gutiérrez Caba a la escena (aplausos mil) y Rellán demostrando de nuevo que lo suyo no es de este mundo (porque vuelve a repetir con escenario semidesnudo e iluminación que gradualmente se apaga, con él como pilar inigualable, igualito que en Novecento). Una delicia.

PD: Albricias por esos llenos día tras día, rara avis del panorama teatral actual los carteles de No hay entradas ya son. Imposible conseguir ver la función si no tenéis ya la reserva hecha, pero es un montaje que, con el éxito que ha tenido, debería (casi por obligación) volver para que todo el mundo pueda disfrutar de estas delicadas y clásicamente imprescindibles Cartas de amor.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Notodo

image beaconimage beaconimage beacon