Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Colau denuncia en una carta a alcaldes europeos la “represión” debido al 1-O

Logotipo de La Vanguardia La Vanguardia 28/09/2017
Ada Colau fotografiada en el Ayuntamiento de Barcelona © Image LaVanguardia.com Ada Colau fotografiada en el Ayuntamiento de Barcelona

“Como alcaldesa de Barcelona, te escribo para transmitirte mi preocupación ante la gravedad de la situación que estamos viviendo en Catalunya”. Con este diáfano mensaje empieza la carta que la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, ha enviado a sus 27 homólogos de las capitales de los Estados miembros de la Unión Europea -descontando Madrid. Misma idea que se plasma en la misiva que la propia Colau ha mandado al diario británico The Guardian.

Ada Colau, pese a que advierte “no ser independentista y haber criticado la vía unilateral seguida por el Govern”, reprueba duramente la “respuesta represiva que ha emprendido el Gobierno español” y enumera los abusos que, a su juicio, ha cometido el Ejecutivo central: “Amenazas de detención a setecientos alcaldes, el cierre de webs gubernamentales y de entidades de la sociedad civil, la detención de altos cargos del Govern catalán, los interrogatorios y las intimidaciones a directores de centros escolares y el envío masivo de fuerzas de intervención policial”. “Hechos graves sin precedentes en la democracia española”, censura la alcaldesa de la Ciudad Condal.

La alcaldesa señala que “el 82% de la población catalana es partidaria de la celebración de un referéndum acordado”

El pasado 14 de septiembre se hacía público el acuerdo entre al Ayuntamiento de Barcelona y el Govern catalán para que se pueda votar el 1-O. En este sentido, Colau argumenta en The Guardian que “el 82% de la población catalana es partidaria de la celebración de un referéndum acordado, tal como se hizo en Escocia”. Con todo, recalca que la gran mayoría de los ciudadanos “no desea un choque de trenes de consecuencias imprevistas”.

Por todo ello, la alcaldesa de Barcelona pide a sus homólogos comunitarios que tomen partido en la cuestión catalana para vertebrar una solución negociada que culmine con un referéndum acordado: “Pediré a la Comisión Europea que abra un espacio de mediación en el que participen el Gobierno español y el Govern catalán con el fin de buscar una salida dialogada”.

Europa no puede permitirse adoptar una posición pasiva en relación con la cuestión catalana”

“Europa no puede permitirse adoptar una posición pasiva en relación con la cuestión catalana” advierte Colau en el rotativo londinense, antes de exhortar a que la UE se movilice para proteger los derechos de los catalanes: “Defender los derechos fundamentales de los ciudadanos catalanes ante la escalada represiva del Estado es también defender los de los ciudadanos españoles y europeos”.

La carta que remite Ada Colau este jueves, a apenas tres días para la fecha prevista del referéndum del 1-O, está dirigida a los alcaldes de las capitales de los 27 países de la Unión Europa fuera de España e incluyendo el Reino Unido: Bruselas, París, Berlín, Roma, Londres, Amsterdam, Viena, Sofía, Atenas, Lisboa, Zagreb, Praga, Copenhague, Helsinki, Estocolmo, Varsovia, Vilnius, Riga, Tallin, Dublín, Budapest, Bucarest, Bratislava, Liubliana, Nicosia, Luxemburgo, La Valeta y Luxemburgo.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de La Vanguardia

image beaconimage beaconimage beacon