Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Condenado a 76 años un anciano por abusar de ocho niñas en un pueblo de Madrid

Logotipo de Cadena SER Cadena SER 03/10/2017 Alberto Pozas

La Audiencia Provincial de Madrid ha condenado a 76 años de cárcel a un vecino de la localidad de Cadalso de los Vidrios, al suroeste de la región, por haber abusado sexualmente de ocho niñas del municipio durante varios meses. Los jueces consideran probado que este hombre, de más de setenta años de edad y en prisión provisional, pagó dinero a estas niñas de entre doce y quince años de edad para que se sometiesen a sus abusos y tocamientos.

Según declara probado la Justicia, "Pepe el de la gasolinera", como es conocido José P.A en este pueblo de 2.700 habitantes de Madrid, utilizaba siempre el mismo método: hacía una señal a sus víctimas para que caminasen un centenar de metros hasta ocultarse detrás de la residencia de ancianos, y desde allí las llevaba en su coche hasta la zona alejada de las canteras, donde perpetraba sus tocamientos y abusos. Una vez finalizado, pagaba a las niñas cantidades de entre 20 y 50 euros.

© Proporcionado por Cadena SER © Proporcionado por Cadena SER

Fue precisamente el dinero el que hizo saltar las alarmas de las familias. La novia del hermano mayor de una de ellas observó cómo la niña se iba a cenar con un billete de 20 euros, y la víctima finalmente accedió a contarles de dónde lo había sacado, lo que desembocó en una cascada de denuncias por las ocho familias. Ninguna de las niñas tuvo demasiados problemas para identificar a "Pepe, el de la gasolinera" como su agresor, hombre conocido en Cadalso de los Vidrios por haber regentado durante décadas la única gasolinera del municipio.

Unos episodios que ahora se trauducen en 76 años de prisión - algo menos de los cien que pedía la Fiscalía - por ocho delitos de abusos sexuales y otros ocho de corrupción de menores. La sentencia, a la que ha tenido acceso la Cadena SER y que ya ha recurrido su defensa ante el Tribunal Superior de Justicia de Madrid, también le obliga a indemnizar a sus víctimas con un total de 95.000 euros , le impone órdenes de alejamiento de medio kilómetro y libertad vigilada así como la obligación de atender programas formativos en materia de educación sexual.

"Señaladas" en el pueblo

Un paseo rápido por Cadalso de los Vidrios deja claro que sus habitantes conocen la situación actual del antiguo dueño de la gasolinera, en prisión desde hace aproximadamente un año por unos abusos que se prolongaron al menos entre marzo y junio de 2016. Ellas mismas le acusaron de forma "persistente", explicando incluso que llevaba una bolsa de evacuación y, según explicaron ellas mismas, tenían "miedo" entre otras cosas por sus amenazas de "contarlo en el pueblo y desprestigiarlas".

La Fiscalía, que pidió más de cien años de cárcel para el procesado, ejerció la acusación en un caso en el que no se personaron las familias de las víctimas. Unas víctimas que, según la sentencia, no fueron más específicas en sus declaraciones "ya que en todas ellas se notaba vergüenza y conciencia de que lo que habían hecho había sido reprobado socialmente" y explicando también que "tienen vergüenza en el pueblo porque las señalan".

El acusado, que durante el juicio se acogió a su derecho a no declarar y respondió a apenas dos preguntas de su defensa para negar los hechos con dos negativas que los jueces definen como "lacónicas", ya ha recurrido esta sentencia ante el TSJM: fuentes de su defensa indican que, entre otras cosas, cuestionan la aplicación de los tipos penales que refleja la sentencia.

Los jueces tampoco dudan de que el acusado no supiese la edad de las niñas de las que estaba abusando sexualmente en las afueras del pueblo: dos de ellas eran sus vecinas y otra era hija de una de sus empleadas en la gasolinera

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Cadena SER

image beaconimage beaconimage beacon