Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Díaz consuma su amenaza y retira a IU la potestad de adjudicar vivienda pública

EL PAÍS EL PAÍS 11/04/2014 Lourdes Lucio

El Gobierno andaluz ha hecho oficial este viernes en el Boletín Oficial de la Junta de Andalucía la retirada de competencias en materia de vivienda a la Consejería de Fomento. Mediante un decreto, el Ejecutivo de la socialista Susana Díaz ha sustraído las funciones sobre adjudicación de viviendas protegidas de titularidad pública a este área, que corresponde a su socio de gobierno, IU. Sobre las dos de la madrugada de este viernes, el Ejecutivo de Díaz anunciaba oficialmente a los medios de comunicación la publicación del decreto. Casi a la misma hora, el secretario de Organización del PSOE andaluz, Juan Cornejo, comunicaba la medida al coordinador de IU, Antonio Maíllo.

La medida, pese ha haberle sido notificada oficialmente, ha sorprendido en IU, donde hasta última hora del jueves se trabajaba en cerrar la crisis. Fuentes de la formación han señalado esta mañana que se ha iniciado "un camino muy tortuoso y complicado". Y han apostillado: "Hasta ayer tratábamos de impedir la crisis. ahora debemos ver cómo gestionarla".

Susana Díaz y Diego Valderas este jueves en el Parlamento andaluz. © Julián Rojas Susana Díaz y Diego Valderas este jueves en el Parlamento andaluz.

La coalición ha convocado una reunión de urgencia para abordar el asunto. Este viernes también estaban fijados, aunque sin hora, nuevos contactos entre IU y los socialistas para tratar de frenar el enfrentamiento.

"Anuncié que iba a hacerlo y eso es lo que he hecho", ha afirmado por la mañana la presidenta andaluza, minutos antes de presentar en un acto a la candidata a las elecciones europeas de su partido, Elena Valenciano. "Hay que respetar el principio de igualdad y hacerlo es compatible con quienes están en las listas de espera", ha zanjado Susana Díaz.

Casi una hora después, la presidenta andaluza ha llamado a la calma a sus socios de gobierno. "Espero que en las próximas horas se retome el diálogo", ha señalado en el mismo acto con Valenciano. "El Gobierno de izquierdas es el camino más complicado, pero no puedo olvidar que soy la presidenta de todos los andaluces. Y no puede ser que quien ocupa una vivienda tenga más derechos que quien espera pacientemente".

El coordinador general de Izquierda Unida, Cayo Lara, y el secretario general del PCE, José Luis Centella, asisten a la reunión que con carácter de urgencia ha convocado este viernes IU de Andalucía, tras conocer que se había publicado el decreto de la presidenta de la Junta retirando la competencia de adjudicar viviendas a la Consejería de Fomento, dirigida por Elena Cortés (IU).

Cayo Lara tenía prevista una comparecencia pública con el coordinador regional, Antonio Maíllo, en la provincia de Huelva, que se ha suspendido por la crisis del Gobierno andaluz. La presencia de Centella a las reuniones de la comisión delegada de la federación tampoco es habitual y es muy significativa. El portavoz de Izquierda Plural en el Congreso de los Diputados conoce muy bien el pacto de coalición que se firmó en abril de 2012 con el PSOE. Fue él quien negoció, pactó y cerró con la hoy presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, los principales detalles del acuerdo. Ambos mantienen muy buenas relaciones personales desde entonces. En momentos espinosos de la convivencia política de PSOE e IU, la líder socialista a menudo ha buscado la mediación de Centella. El dirigente comunista se empleó a fondo en convencer a su organización para que votara a favor del pacto con los socialistas en un referéndum convocado expresamente.

Los dirigentes de IU están reunidos en las dependencias del grupo parlamentario en la Cámara andaluza, a cuya sede comenzaron a llegar alrededor de las ocho y media de esta mañana. A la reunión asisten además de las personas citadas, el vicepresidente de la Junta, Diego Valderas; el secretario general del PCA, José Manuel Mariscal; el portavoz parlamentario, José Antonio Castro; y el consejero de Turismo, Rafael Rodríguez. A las 12.45 se ha incorporado a la reunión la consejera de Fomento, Elena Cortés, quien acaba de regresar de Panamá. Con ella han entrado el viceconsejero de Fomento,José Antonio García Cebrián, y la secretaria general de Vivienda, Amanda Meyer.

"Corresponden a la Consejería de Fomento y Vivienda las competencias que actualmente tiene atribuidas la consejería de Fomento y Vivienda excepto las competencias y funciones relativas a la adjudicación de viviendas protegidas de titularidad autonómica", señala el decreto publicado en el boletín oficial de la Junta, el golpe de gracia al más grave enfrentamiento hasta la fecha en el seno del Gobierno andaluz.

El origen de este desencuentro está en el realojo de 22 familias de la llamada corrala La Utopía, que desde hacía casi dos años ocupaban de manera ilegal un edificio propiedad de Ibercaja en Sevilla. El domingo fueron obligadas a abandonar el edificio por la policía y acamparon a las puertas del Ayuntamiento. Estas familias han contado durante todo este tiempo con el apoyo de la Consejería de Fomento, dirigida por Elena Cortés (IU), y aunque el PSOE no aplaudió este respaldo, tampoco mostró un rechazo público contundente. La política contra los desahucios es una de las principales banderas de IU en el Ejecutivo autónomo, en una consejería con un capítulo de inversión escuálido por las fuertes restricciones presupuestarias.

Durante más de 12 horas, socialistas e Izquierda Unida intentaron negociar una salida a la crisis para evitar la ruptura de la coalición de izquierdas. La reunión terminó pasadas las diez de la noche sin acuerdo. Con cara seria, el consejero de la Presidencia, Manuel Jiménez Barrios, reconoció que la negociación “es compleja”. El coordinador de IU, Antonio Maíllo, también muy escueto sostuvo: “No hay acuerdo, se mantienen las discrepancias”.

La negociación se desarrolló en medio de fuertes reproches y con un golpe de autoridad de Díaz encima de la mesa. La socialista firmó el decreto por el que retiraba provisionalmente a Fomento la facultad de adjudicar viviendas del parque público de la Junta. Lo rubricó, pero no lo publicó. Hasta la madrugada. Su intención inicial era destituir al viceconsejero de Fomento, José Antonio García Cebrián, cuyo teléfono móvil corporativo estuvo fuera de servicio durante gran parte del miércoles, y después pretendió la retirada total de las competencias de Vivienda. Ambas propuestas implicaban la ruptura del pacto de gobierno, advirtieron desde IU. La crisis cogió fuera de Andalucía a la consejera, invitada en un foro de la ONU sobre Vivienda en Colombia y Panamá.

La sorpresa ha llegado esta mañana, cuando finalmente el decreto ha sido publicado y, por tanto, la redistribución de competencias es oficial. La crisis no ha hecho más que empezar.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de EL PAÍS

image beaconimage beaconimage beacon