Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Egipto condena a muerte a otros 10 partidarios de la Hermandad

El Mundo El Mundo 07/06/2014 FRANCISCO CARRIÓN

Egipto sigue despachando condenas de muerte a escala industrial. Un tribunal penal de El Cairo ha dictado este sábado pena capital para 10 partidarios de los Hermanos Musulmanes por incitar a la violencia y bloquear una carretera en una provincia del delta del Nilo. El veredicto, remitido a la máxima autoridad religiosa del país y sujeto a confirmación,

Entre los condenados, que han sido juzgados en rebeldía, figuran el jeque Abdel Rahman al Bar, miembro del consejo ejecutivo de la Hermandad y el conocido predicador salafista Mohamed Abdel Maqsud. La corte, sin embargo, ha aplazado hasta el 5 de julio el fallo contra otros 38 acusados, entre los que se encuentran el guía espiritual del movimiento Mohamed Badía; el destacado dirigente de su brazo político Mohamed el Beltagui; el predicador Safuat Hegazi y varios ex ministros y ex parlamentarios de la cofradía.

La Fiscalía les acusa de instigar a la violencia y el caos en la provincia de Qaliubiya el pasado julio unos días después del golpe de Estado que desalojó de palacio al islamista Además, se les culpa de daños a propiedades públicas y privadas y de bloquear una carretera.

Badía, que afronta hasta 40 procesos judiciales, ya fue condenado a muerte a finales de abril junto a otras 682 personas por un tribunal de Minya, a 300 kilómetros al sur de El Cairo, en un proceso que suscitó la repulsa de la comunidad internacional. En total, el magistrado Said Yusef -apodado el "juez de las ejecuciones"- confirmó 37 de las 529 penas capitales anunciadas en marzo; conmutó el resto por cadenas perpetuas y envió al cadalso a 683 personas por participar en actos violentos en agosto y tras un proceso que solo duró una sesión. El fallo definitivo se hará público el 21 de junio.

© Proporcionado por elmundo.es

Cifras récord de pena de muerte

La nueva decena de penas capitales ha sido enviada al muftí de Egipto y máxima autoridad religiosa, Shauqi Alam, cuya opinión no es vinculante. La sentencia puede ser recurrida. En los últimos meses, la justicia egipcia ha pulverizado todos los registros. La cifra de condenados a la horca -el método de ejecución usado en el país- supera a todas las condenas a muerte decretadas por tribunales civiles egipcios entre 1981 y 2000. Durante ese periodo, 709 personas fueron condenadas a muerte. Según informes de organizaciones locales e internacionales, solo 249 se aplicaron.

El fallo se produce en vísperas de la ceremonia de investidura del nuevo presidente del país, el ex líder del ejército , prevista para mañana domingo en el Tribunal Constitucional. Desde la asonada, el movimiento islamista -que venció en todas las citas con las urnas desde la caída de Hosni Mubarak- se ha convertido en el blanco de una brutal represión. En diciembre el Gobierno interino declaró "organización terrorista" al grupo, que ha negado estar involucrado en los ataques contra fuerzas de seguridad reivindicados por militantes yihadistas.

En un informe publicado a principios de mayo, el departamento de Estado de Estados Unidos subrayó que el régimen "no ha proporcionado ninguna prueba sólida de que los Hermanos Musulmanes estén involucrados directamente en los atentados terroristas que siguieron a la destitución de Mursi". Desde julio, las autoridades han aplicado "mano dura" contra cualquier disidencia, incluidos los jóvenes que galvanizaron las protestas contra Mubarak. Más de 3000 personas han muerto y otras 41.000 han sido encarceladas.

A pesar de las embestidas, la cofradía mantiene el pulso en las calles y la alianza que reúne a los partidarios de Mursi ha llamado a aumentar las protestas coincidiendo con la llegada a palacio del mariscal de campo, que ha prometido eliminar a los Hermanos Musulmanes durante su presidencia. "La clave es que somos parte del tejido de Egipto y es imposible erradicarnos", manifestó en una entrevista reciente a EL MUNDO Wafaa Hefni, nieta del fundador de la Hermandad y uno de los últimos rostros libres del grupo.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más el El Mundo

image beaconimage beaconimage beacon