Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

El Govern afea a Rajoy "su actitud pasiva" pese a la invitación de reforma constitucional

La Vanguardia La Vanguardia 03/06/2014 Luis B. García

A pesar de que el presidente del Gobierno se ha mostrado dispuesto a encontrar un encaje y una solución a la cuestión catalana a través de una reforma de la Constitución, el Govern de la Generalitat se muestra prudente e incrédulo, tal vez por lo farragoso y la envergadura de un reto que, por su parte, consideran que debe provenir de los que proclaman la tercera vía o del mismo Estado español. Así que pese a la invitación de Rajoy, el Govern sólo "constata la actitud pasiva, contemplativa", del jefe del Ejecutivo central "ante lo que dicen que es uno de los principales problemas del Estado español", ha reprochado el conseller Homs.

El portavoz ha criticado la actitud "como de comentarista" del presidente español, y que de sus palabras se deba interpretar constantemente una cesión, cuando "ciertamente es una actitud muy pasiva" que "no sólo se traduce de sus palabras sino también de sus actos". Así, el dirigente catalán ha constatado la sensación de que la Constitución se reforma en unos minutos sólo para algunas cosas, mientras que "para otras hay una actitud pasiva. Esta sensación, este contraste, existe, y lo ve todo el mundo", ha asegurado.

Homs ha afeado que hasta el momento el Gobierno no ha hecho otra cosa que asfixiar a la Generalitat, algo en lo que "no están pasivos, sino totalmente activos". Y aquí ha recordado el incumpliendo de leyes por parte del Gobierno, el acoso financiero y la recentralización de competencias. "Si esta es la actitud del Gobierno estaría bien que la explicara", ha emplazado.

Al mismo tiempo, el dirigente ha negado tener constancia de la supuesta iniciativa de un sector del empresariado (del Ibex 35 que habrían estado vinculados con la esfera política) que abogan por hacer una consulta con dos urnas, una para la consulta catalana tal y como está diseñada y otra para la reforma constitucional, es decir, para el encaje de un nuevo estatus para Catalunya blindado a través de la Carta Magna. "No tenemos constancia", ha zanjado el conseller, tras lo cual ha señalado que "especualaciones se hacen muchas pero no tenemos constancia", ha reiterado.

En cuanto a la sucesión del Rey Juan Carlos, el Govern ha sido especialmente prudente y no ha querido desvelar si el partido que sustenta al Ejecutivo catalán votará a favor, en contra o se abstendrá en el debate parlamentario sobre la ley orgánica. En cualquier caso, ha asegurado que están atentos a la cuestión y que "no seriem d'eixe món" si no estuvieran atentos al asunto. Así, "nadie se lo quiere mirar de lejos, ni los que están a favor de la monarquía ni los que están en contra", ha admitido.

Así, sobre el debate monarquía-república, Homs ha emplazado a mirárselo "desde la perspectiva catalana", si bien "las expresiones de todos son libres", ha zanjado.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de La Vanguardia

image beaconimage beaconimage beacon