Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

El Hierro bate récords: 55 horas funcionando solo con energías renovables

El Confidencial El Confidencial 13/07/2016 Rocío P. Benavente

Desde las 23:29 del pasado domingo y durante más de 55 horas seguidas, la isla de El Hierro, en Canarias, funcionó exclusivamente con energías renovables. El miércoles a las 6:52 de la mañana se incorporaba a la producción de energía un grupo diésel, dando por concluido un periodo que marca un nuevo récord en el esfuerzo renovable de la isla. En total, se ahorraron 83 toneladas de combustible y la emisión de más de 240 toneladas de CO2 al ambiente.

Con esta marca baten su anterior récord de 44 horas sobreviviendo solo con energía renovable. El verano pasado, el logro fue abastecerse durante 4 horas. Son los frutos del proyecto El Hierro 100% Renovable, que tiene como objetivo impulsar esta isla para innovar, aprender y mejorar en el uso de fuentes de energías renovables y terminar con un abastecimiento energético procedente solo de energías fósiles. 

Cómo lo ha conseguido

El centro de este esfuerzo es la central hidroeólica de Gorona del Viento, integrada por tres elementos:

- Una central hidroeléctrica con dos depósitos, uno superior con capacidad para 380.000 metros cúbicos de agua, y otro inferior con capacidad para 150.000. La central alcanza una potencia de 11,3 MW, pero además, gracias a un equipo de bombeo, sirve para almacenar la energía excedente generada por los aerogeneradores.

- Un parque eólico con cinco aerogeneradores y 11,5 MW de potencia instalada que suministran energía a la red eléctrica y a su vez bombean para almacenar agua en el depósito elevado. De esta forma, se produce energía y a la vez se regula el sistema eléctrico de la isla.

- Una central de motores diésel que llevan operando desde los años 70 y que entran en funcionamiento cuando las fuentes renovables no son suficientes para abastecer a la isla. 

Esquema de la central hidroeólica de Gorona del Viento, en El Hierro © Proporcionado por El Confidencial Esquema de la central hidroeólica de Gorona del Viento, en El Hierro

Según los datos proporcionados por Gorona del Viento, en 2016 la central ha generado el 54% de la energía consumida por la isla, y por cada hora de abastecimiento total, El Hierro se ahorra 1,5 toneladas de combustible. "Desde que empezara a operar la central hidroeólica en junio del año pasado, el ahorro sobrepasa las 4.500 toneladas, y 13.000 toneladas de CO2 se han dejado de emitir a la atmósfera". 

El proyecto, que lleva en funcionamiento poco más de un año, tiene dos objetivos distintos. Uno, para momentos puntuales como el conseguido esta semana, es conseguir mantener la red eléctrica solo con energías alternativas sin que eso suponga un peligro para la estabilidad del suministro, algo que, según Belén Allende, presidenta de la central hidroeólica, "ya es una realidad demostrada y que cada vez se da en El Hierro más frecuentemente y durante periodos más duraderos". El segundo, pensado a largo plazo, es terminar suministrando toda la energía que necesita la isla de forma continuada.

"Somos la cobaya de España"

"El Hierro es un campo de pruebas para innovar y aprender. Somos la cobaya de España y de muchos otros sitios del mundo en lo que se refiere a abastecerse con energías renovables", explica Rafael Martell, presidente de la Asociación Eólica de Canarias (AEOLICAN). La idea de una central hidroeléctrica reversible no es nada nuevo, asegura, pero utilizarla en combinación con otro sistema generación sí es novedoso. "Al final, el mérito ha sido poner por fin en marcha un proyecto que venía de lejos. Sobre el papel, todas las ideas son bonitas".

Esta isla cuenta con unas características muy concretas que la hacen propicia para servir como experimento. Por un lado, con unos 8.000 habitantes, su demanda es relativamente reducida y fácil de atender. Por otro, por su situación geográfica, está sometida a corrientes de aire que mantienen sus aerogeneradores en marcha de forma casi continua. "Ahora estamos en tiempo de vientos alisios, que son muy importantes y beneficiosos para generar energía eólica", explica Martell.

Sin embargo, Martell asegura que es en la gestión de los equipos y generadores, más que en las fuentes de energía como tal, donde la experiencia de el Hierro está siendo más interesante. "Biomasa, paneles solares, viento, agua... Cada lugar tiene sus propias fuentes de energía. Aquí lo que se está aprendiendo es cómo gestionar los equipos, cuándo utilizar cada una de las centrales según los picos de consumo", explica. 

Un aprendizaje que no está falto de obstáculos. Por un lado, dejar El Hierro a oscuras por un corte de suministro eléctrico es algo que se intenta evitar a a toda costa, pero que a veces ocurre. Ocurrió el pasado 1 de junio a las 2 de la tarde, y durante una media hora, todos los habitantes de la isla se quedaron sin suministro eléctrico, debido a un parón en varios equipos de generación de Gorona del Viento. 

Por otro lado, Martell reconoce que este sistema es caro de mantener. "A corto plazo sería más barato proveer a la isla con combustibles fósiles. Esto es un esfuerzo que pagamos todos los españoles. Pero estamos aprendiendo y por eso merece la pena". 

(Foto: Elhierro.es) © Externa (Foto: Elhierro.es)
Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de El Confidencial

image beaconimage beaconimage beacon