Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

El líder de 5 Estrellas: “Si la UE no escucha, el último recurso es salir del euro”

Logotipo de EL PAÍS EL PAÍS 26/09/2017 Daniel Verdú
Qué mirar próximamente
SIGUIENTE
SIGUIENTE
Luigi di Maio, candidato del M5S en las próximas elecciones de Italia. © ALBERTO PIZZOLI Luigi di Maio, candidato del M5S en las próximas elecciones de Italia.

Luigi di Maio tiene solo 31 años y la única experiencia política de una legislatura como el vicepresidente de la cámara de Diputados más joven de la historia. Pero desde el pasado sábado, es el líder del Movimiento 5 Estrellas, el partido con mayor intención de voto para las próximas elecciones (previstas en primavera), y el candidato a primer ministro. Su partido aspira a pasar de la protesta a la construcción de un discurso político que permita gestionar un país que ha tenido 64 gobiernos en 70 años (3 en la última legislatura) y en el que el descrédito de los partidos tradicionales —si es que existe tal cosa todavía en Italia— aumenta sus posibilidades.

Más allá de ese escenario, Di Maio -que charla durante 13 minutos con EL PAÍS después de su nominación- deberá también pilotar un partido nacido en tiempos de crisis y de inestabilidad social cuando Europa empieza a dejar atrás ese periodo. Pero, sobre todo, una formación profundamente ligada hasta ahora en la figura profética de su fundador, el cómico Beppe Grillo, cuyo sector más ortodoxo ha empezado hacer ruido.

Pregunta. Usted es ahora también el nuevo líder político, algo que ha levantado críticas de algunos sectores de su partido y que rebaja la influencia de Grillo. ¿Qué hará él ahora?

Respuesta. Su papel será el de garante de las reglas. Mi puesto no servirá para cambiar el movimiento, sino el país. Está claro que mi función será presentar listas, programa y llevar adelante la línea del movimiento.

P. M5S y Partido Democrático (PD) tienen, según los sondeos, la misma base en número de votantes. Pero en sus primarias han participado 37.000 personas y en las del partido de Matteo Renzi acudieron 2 millones. Parecen pocos para hablar de democracia interna.

R. En el PD vota quien quiere, no hace falta ser militante. Además hubo todo tipo de distorsiones, pero no quiero polemizar. En nuestro caso votan las personas históricas del movimiento inscritas en la plataforma desde siempre. Cada uno representa a una comunidad de trabajo en el territorio. Y es un voto online, un método innovador a coste cero. Dicho esto, lo que debe interesarnos no son los números de las primarias, sino los que juntaremos en las siguientes elecciones.

El ´establishment´ ha perdido mucho poder en Italia. El resultado del referéndum es la prueba

P. Usted tiene 31 años y un mandato de experiencia política. Si ganase las elecciones sería el primer ministro más joven de la historia de Italia. ¿Cómo suplirá esa falta de experiencia?

R. La experiencia política no significa estar décadas en las instituciones, que muchas veces te hacen perder el sentido de la realidad. Yo he sido vicepresidente de la Cámara desde los 26 años. Experiencia, capacidad y competencia son fundamentales, pero no son nada sin sensibilidad política. Los técnicos demostraron en Italia que solo con la experiencia podían hacer mucho daño en temas como los pensionistas, a quienes destruyeron la vida.

P. Según las normas del M5S, solo pueden permanecer en política dos mandatos. Usted lleva uno. De modo que si sale elegido solo podrá ejercer una legislatura. ¿No le convertiría eso en un primer ministro de transición?

R. No, porque nunca hemos pensado estar eternamente en política. Considerar la política como una carrera la ha destruido. Si la consideramos como un mandato limitado, un contrato a tiempo limitado con los ciudadanos para obtener resultados, tienes más prisa por realizarlo. Dicho eso, el Gobierno del M5S tendría 5 años para hacer las cosas, y tiene que hacerlo en ese tiempo.

MÁS INFORMACIÓN

  • El Movimiento 5 Estrellas después de Grillo
  • El Movimiento 5 Estrellas endurece su postura contra la inmigración
  • Luigi di Maio se perfila como candidato del Movimiento 5 Estrellas

P.  Su electorado es fiel y resistente. Pero para lograr una mayoría necesitarán convencer al sector empresarial, a las clases medias-altas, a la Iglesia... Usted ya ha estado en Cernobbio y mantiene relaciones con el Vaticano. ¿El M5S necesita entonces al establishment para gobernar?

R . El establishment ha perdido mucho poder en Italia. Hoy hay grandes lobbies que condicionan la vida de los partidos. Pero creo en la primacía de la política. Hablaremos con todos, respetando la diversidad. Pero con la conciencia de que es la política la que decide. Piense la influencia que tiene hoy el lobby bancario sobre Italia, a quien ha dado miles de millones de euros para rescates sin pedir nada a cambio. Esos bancos deben nacionalizarse, era dinero de los contribuyentes. Eso es un modelo de estado que no es liberal, comunista, socialista? está arrodillado a algunos poderes. El establishment como lo que se entendía hace 10 años ya no existe.

P. Pero tendrá que convencer a los tradicionales poteri forti italianos.

Los técncicos políticos en Italia destruyeron la vida de los pensionistas”

R. No tenemos que convencer a nadie. Si este país quiere cambiar, tiene todos los instrumentos para hacerlo. En el referéndum italiano se demostró: entonces el establishment italiano estaba del lado del sí, todos los medios estaban con esa opción. Pero ganó el "no" con un 60%. Intentar convencer a esos lobbies es someterse a ellos. Podrás ganar, pero no cambiarás nada.

P. A esos lobbies también preocupa su visión sobre Europa. ¿En qué beneficiaría salir del euro, como ustedes defienden, si no se atienden sus demandas de reforma sobre decenas de tratados?

R. No debe considerarse en términos de beneficio lal salida. Se puede beneficiar de que se revisen algunos tratados sobre el Fiscal compact, los eurobonos, los intercambios comerciales con algunos países que nos restan competitividad porque tienen estándares de trabajo y seguridad más bajos. Es un beneficio pedir al BCE que no haga solo política para las finanzas, sino para los territorios: crear instrumentos de crédito para el desarrollo. Y luego lo del euro [su salida] es el útlimo recurso ligado a una UE que no quiere escuchar. Llegados a ese punto, sálvese quien pueda. Si esa es la línea de los tratados europeos en los próximos 10 años, Italia no saldrá bien parada. Nuestro objetivo es salvar el país.

P. El otro día pudimos leer que su modelo político es Mariano Rajoy. ¿Qué le gusta tanto del presidente español?

R. Lo que dije es que hay países en Europa como España que logran a obtener resultados económicos más altos porque han hecho una serie de políticas en las que uno se puede fijar. No como modelo. No es que se haya inventado nada en España, pero ha convencido a la comisión Europea a superar el 3% de déficit. Han hecho políticas estructurales de inversión en las empresas, y es lo que le falta a Italia. Y esas cosas podemos intentar hacerlas en Italia.

Nos podemos fijar en las políticas económicas que ha hecho España”

P. En España existe un conflicto político y social por la voluntad de una parte de los catalanes de independizarse. Si fuera elegido primer ministro, ¿qué posición adoptaría sobre un posible referéndum?

R. Nuestro primer objetivo es tener buena relación con nuestros vecinos y no cometer injerencias en las dinámicas de otros países. Hemos mostrado cercanía con lo que está sucediendo en las últimas horas, a nivel de enfrentamiento y tensiones internas de un país amigo. Pero serán todos los ciudadanos españoles con sus representantes quienes tomarán la mejor decisión sobre este tema. Para nosotros los referéndums son instrumentos de decisión de los pueblos, pero tienen que ser compatibles con la Constitución. Los pasados Gobiernos han interferido en otros países demasiadas veces, no cometeremos el mismo error.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de EL PAÍS

image beaconimage beaconimage beacon