Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

El nuevo golpe de CartoDB: pasa a ser Carto y apuesta por retorcer los mapas interactivos

ABC ABC 07/07/2016 J.M. Sánchez
El nuevo golpe de CartoDB: pasa a ser Carto y apuesta por retorcer los mapas interactivos © CARTO El nuevo golpe de CartoDB: pasa a ser Carto y apuesta por retorcer los mapas interactivos

Las siglas «DB» -data base- de CartoDB pasarán a mejor vida. La idea es concentrarse en lo que mejor saben hacer. Y, para ello, pasarán a denominarse simplemente Carto. La «startup» española, una de las más prometedoras del panorama del emprendimiento español, ha anunciado la llegada de su nueva plataforma, Builder, con la que se podrá ahondar aún más en la información y datos presentados en sus mapas inteligentes para que los usuarios puedan «preguntar» y «obtener las conclusiones por uno mismo».

Se apela así a una mayor interactividad, facilitando el trabajo de consulta por parte de los usuarios, que a partir de ahora se podrán sacar más provecho a los datos geoespaciales, utilizados en muchos casos para mejorar el proceso de toma de decisiones. El análisis geoespacial, especialidad de esta firma madrileña con oficinas también en la siempre atractiva Nueva York, se ha convertido en una de las grandes revoluciones de los últimos años. Su idea de democratizar el sector ha cuajado, siendo todo un referente, utilizado por 1.400 empresas en la actualidad y con un registro de 200.000 usuarios.

Nueva etapa, nuevos desafíos

Con Builder supone una nueva etapa para Carto. «Es una decisión estratégica que ayuda a comunicar el nuevo valor del producto», relatan Javier Santana, jefe de tecnología de la compañía, y Javier Noguerol, responsable de inteligencia de producto, en una entrevista con el diario ABC, en donde se muestran convencidos que este cambio de nombre de la marca coincide con la maduración de la herramienta y una fuerte demanda de este tipo de servicios.

La nueva versión, «pensada para todo el mundo», permite analizar y crear herramientas con los datos geoespaciales sin necesidad de conocimientos de programación. Para ello, se incorporan nuevas opciones y funciones que posibilitan a los usuarios hacer preguntas y obtener respuestas de los diseños propuestos. De esta forma, por ejemplo, se podrá filtrar, acotar sugerencias y consultas y retorcer aún más la información geoespacial presentada. Por tanto, se trata de una idea más completa y compleja, pero manteniendo la esencia de la compañía: simplificar el proceso de creación de mapas inteligentes. Builder admite no solo observar una foto del estado actual de una situación. Es más interactivo e interesante. «Permite hacer pregunta a los datos y obtener las conclusiones por uno mismo, analizar los datos para cualquier persona», añade Noguerol. Más ejemplos se encuentran en los resultados de las pasadas elecciones generales.

En caso de utilizar esta herramienta para mostrar esos datos el usuario se encontrará, a partir de ahora, con opciones, filtros para conocer desde quién ha ganado en una zona, perfil de votante, incluso la renta media en caso de estar disponible. Se puede, así, «tomar los datos y mezclarlos con otros». La idea, en concreto, es ir más allá. «Una cosa es tener unos datos y pintarlos en un mapa y otra es hacer una operación sobre el mapa, es hacer una pregunta más compleja, es una operación más analitica», subraya.

Fuerte demanda

Carto se sitúa en una buena posición en un sector al alza que genera interés para empresas de todo tipo y medios de comunicación. La relevancia acerca de tener a mano datos geoespaciales de una manera sencilla y visual se ha convertido en un tótem a perseguir por muchas firmas especializadas, aunque la compañía española se centra en una filosofía abierta para favorecer su consumo y adaptación. Se estima que el 80% de los datos de todo el mundo tienen un componente de localización, aunque solo se hace uso de ellos menos del 10% de las ocasiones.

«Hay una demanda muy fuerte, porque normalmente hasta ahora había sido una tecnología poco accesible y muy difícil de usar. Estos análisis lleva tiempo hacerlos. Así un análisis en el que antes se empleaba un equipo grande durante dos semanas ahora se puede hacer en 15 minutos. Es una diferencia tremenda en costes y el tipo de personas», añaden. «Es una respuesta a la fuerte demanda que hemos visto en el mercado que pide que sea muy fácil de usar», manifiestan, quienes coinciden en señalar que «hay oportunidad desde el punto de vista técnico para hacer análisis complejos de una manera muy fácil».

En ese sentido, la compañía española considera que existe una gran oportunidad para contribuir al análisis «de lo que está ocurriendo en el mundo desde el punto de vista de la geolocalización», una tremenda oportunidad «porque gran parte de los datos que compartimos vienen acompañados de un componente de localización». En opinión de Santana, «cuando tienes los datos geoespaciales no te das cuenta que puedes extraer mucha información, no es que no sepas que no están ahí, pero si tienes una herramienta que lo pueda presentar de manera visual y realizar esos análisis de manera sencilla comienzas a tener resultados».

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de ABC

image beaconimage beaconimage beacon