Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

El PNV exige a Felipe VI que dé respuesta a las naciones del Estado español

Logotipo de EL PAÍS EL PAÍS 11/06/2014 Juan Mari Gastaca
El portavoz del PNV, Aitor Esteban, durante su intervención en el pleno del Congreso. © Javier Lizón El portavoz del PNV, Aitor Esteban, durante su intervención en el pleno del Congreso.

El portavoz del PNV, Aitor Esteban, ha trasladado al próximo rey de España, Felipe VI, las reivindicaciones políticas que viene exigiendo el lehendakari, Iñigo Urkullu, en la actual legislatura y que giran en torno en la revisión del actual modelo de Estado dentro de una apremiante reforma constitucional. En este contexto ha enmarcado la decisión nacionalista de abstenerse en la votación de la ley orgánica que hará efectiva la abdicación del rey Juan Carlos. Esteban ha recordado el espíritu republicano de su partido y ha advertido que "el futuro Felipe VI si quiere legitimarse debe dar una idea clara de qué tipo de Estado quiere". Eso sí, ha proclamado que "la nación vasca existe".

El PNV ha respondido al guión que se le presumía. Desde su condición de partido nacionalista, ausente del pacto constitucional de 1978, ha aprovechado su portavoz para advertir de su escaso apego en Euskadi al marco jurídico existente, aunque lo "acata". Este alejamiento ha permitido a Esteban aludir al fuerte rechazo que la Constitución tuvo en el censo vasco, con un apoyo escaso del 30%. "Nunca nos hemos sentido parte de aquel acuerdo", ha dicho hasta el punto de reconocer que entre sus prioridades no está la forma de Estado que se adopte en España, en alusión al debate entre República o Monarquía.

Sobre esta base, el representante del PNV ha ahondado en este distanciamiento con la Constitución hasta el punto de admitir que el "desapego" es "mayor". Pero como es habitual en su comportamiento, esta formación nacionalista "acata" las leyes, pero reconoce que no se siente "comprometida".

En su discurso, la principal reivindicación se ha centrado en situar el cambio del modelo de Estado como una urgente exigencia. Desde ahí, Esteban ha insistido en que Felipe VI, al que ha considerado "una incógnita", debe "dar respuesta a las aspiraciones de las diferentes naciones que componen el Estado español, empezando por su reconocimiento. Por eso, ha demandado al futuro rey "valentía y determinación" para afrontar con realismo los problemas de los ciudadanos.

El portavoz nacionalista pide al nuevo Rey que "se gane el trono" con valentía

Al aludir a su condición de republicano, ha exigido al nuevo Monarca que "se gane el trono" dando respuesta a las aspiraciones de las naciones del Estado que "no se supo hacer" durante el reinado que ahora acaba. Para ello, ha pedido a Felipe VI que sea "consciente" de que debe utilizar "los poderes del arbitraje" para encaminar el Estado hacia un nuevo modelo y abrir un período de reforma constitucional. "Si quieren nuestra aquiescencia habrá que discutir y acordar el modelo de Estado", ha reiterado.

Finalmente, ha recordado su crítica ya conocida hacia la indumentaria militar que lucirá Felipe VI en su proclamación. Esteban entiende que "no es un buen comienzo" porque recuerda una posición "rancia" cuando debería mostrarse más acorde con las exigencias "de los nuevos tiempos".

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de EL PAÍS

image beaconimage beaconimage beacon