Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Empleo quiere aprobar ya el complemento salarial de 430 euros para jóvenes

Logotipo de EL PAÍS EL PAÍS 03/10/2017 Raquel Pascual Cortés
La ministra de Empleo y Seguridad Social, Fátima Báñez © Paco Campos La ministra de Empleo y Seguridad Social, Fátima Báñez

El Ministerio de Empleo y Seguridad Social está ultimando un real decreto-ley que quiere aprobar en el próximo Consejo de Ministros del viernes o en el de la semana siguiente, como muy tarde, en el que se incluye una batería de bonificaciones empresariales y ayudas a la contratación de jóvenes parados. Estas medidas “de choque” han sido pactadas con las patronales CEOE-Cepyme y con los sindicatos CC OO y UGT.

La novedad más esperada consiste en la creación de un complemento salarial para jóvenes parados que consigan un contrato formativo. Empleo, que denomina esta ayuda Bono Garantía Juvenil, pactó su creación con Ciudadanos dentro del acuerdo de investidura.

Este bono lo recibirán “los jóvenes de bajo nivel formativo inscritos en el Sistema Nacional de Garantía Juvenil que suscriban un contrato para la formación y el aprendizaje”. Conseguir este contrato correrá a cargo del joven, orientado por el servicio público de empleo o no.

Una vez logre dicho contrato, el joven, además de cobrar el salario fijado para su puesto por el convenio de referencia, en un porcentaje proporcional a su tiempo de trabajo, recibirá también una ayuda de 430 euros mensuales (el 80% del Iprem). Se cobrará durante un máximo de 18 meses (36 meses para jóvenes con discapacidad).

Más información
  • Nueva ayuda para ninis: 430 euros al mes si logran un contrato formativo
  • El Gobierno dará 10.800 euros a los jóvenes para la compra de vivienda
  • Las Cámaras amplían ayudas para emprender y contratar jóvenes

Este bono también incluye un incentivo para el empresario, siempre y cuando convierta el contrato formativo en indefinido. En ese caso cobrará una bonificación adicional a la existente –exención de cotización por los primeros 500 euros del salario– en las cuotas que pagan a la Seguridad Social de 250 euros al mes. La duración de esta bonificación será de tres años como máximo (3.000 euros al año).

Desde Empleo aseguran que este bono podrá costearse con una parte de los 3.200 millones que tiene España para implantar la garantía juvenil.

La segunda gran medida de este plan consiste en un nuevo contrato de relevo en las jubilaciones parciales. Si dicho contrato se hace a un menor de 30 años inscrito en la Garantía Juvenil que no tenga experiencia ni cualificación, el jubilado parcial podrá adelantar hasta cuatro años su edad de retiro. Si bien deberá dedicar al menos el 50% de su jornada a formar al joven relevista que trabajará a tiempo completo. Si el primer contrato es fijo, el empresario no pagará contingencias comunes durante dos años. Si la conversión a indefinido se hace en los dos primeros años del contrato, la bonificación será del 50%;en el tercer año, un 25% y entre el tercero y cuarto, un 10%.

Otras ayudas que vienen

Contrato en prácticas. Esta modalidad contractual se equipara al contrato de formación y aprendizaje. De esta forma, se fija una bonificación del 100% en las cuotas empresariales si la plantilla es menor de 250 trabajadores y del 75%, si es mayor. Así como una bonificación del 100% en la cuota del trabajador. Si el contrato se convierte en fijo a su término, la empresa se bonificará por 1.500 euros durante tres años o 1.800 euros si la contratada es una mujer.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de EL PAÍS

image beaconimage beaconimage beacon