Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

En libertad con cargos los cinco detenidos por el ‘Bosque de Gudaris’

EL PAÍS EL PAÍS 04/06/2014 EFE

El juez de la Audiencia Nacional Pablo Ruz ha dejado en libertad con cargos a los cinco detenidos ayer en Oiartzun por un supuesto delito de enaltecimiento del terrorismo por organizar actos en el Bosque de los Gudaris, donde desde los años 90 se homenajea a miembros de ETA fallecidos.

Los arrestados han sido conducidos esta mañana a las dependencias de la Audiencia Nacional para declarar ante Ruz, en funciones de guardia, quien les imputa un delito de enaltecimiento del terrorismo y ha dictado para ellos comparecencias quincenales y que notifiquen su domicilio, según el auto del que dictando su libertad.

Los detenidos son Joaquín Izaguirre Elizondo, de 63 años; Francisco Javier Iragorri Gamio, de 64 años; Erramun Sagarzazu Gaztelumendi, de 49 años; y Francisco Ramón Gaztelumendi Uribarren, de 49 años, todos ellos detenidos por la mañana, así como Miren Itziar Iñarra, arrestada ayer por la tarde.

En el auto, el juez Ruz, explica que el pasado 19 de marzo tuvo lugar en el Monte Aritxluegi un acto homenaje a los miembros de ETA fallecidos en 2013 Francisco Javier López Peña, Thierry, y Arkaitz Bellón Blanco, en el que se plantaron sendos robles en su honor en el robledal conocido como Bosque de los Gudaris.

El juez recoge un informe de la Guardia Civil que califica de "significado ritual para la militancia de ETA" los actos en el bosque, donde el pasado marzo se produjo el izado de la ikurriña, una ofrenda floral sobre un monolito preparado para la colocación de un mástil, se interpretó el "aurresku", se realizaron discursos y se cantó el himno del "Eusko Gudariak" (Soldado Vasco), con el que se homenajea a esos "gudaris" o soldados vascos fallecidos.

Este acto se ha venido repitiendo, afirma el juez, desde mediados de los años noventa, "de manera sistemática y con periodicidad anual, rindiendo homenaje a los miembros fallecidos de ETA a lo largo del año anterior".

La celebración de este homenaje "se encuentra perfectamente planificada y estructurada", según la Guardia Civil, que destaca que para organizarlo se elaboraron cartas de invitación dirigidas a los familiares de los fallecidos, a expresos de la banda y a militantes cualificados de la izquierda abertzale, unas entradas que se exigían para el acceso por las vías públicas al monte.

Asimismo, su organización requirió la coordinación de las actividades de todas las organizaciones del entramado de apoyo a ETA y la participación de un grupo de personas para prepararlo en el bosque.

Los detenidos, indica el juez, estaban dentro del grupo de personas que se encargó de los preparativos para el acto, que impartieron instrucciones y coordinaron la actividad del resto de participantes.

En la actualidad, recuerda el juez, el citado bosque se compone de 239 robles y junto a cada uno de ellos se encuentra una estaca numerada con una placa de latón con el nombre del miembro de ETA que homenajea cada árbol.

De lo investigado, Ruz concluye que el objetivo del bosque es homenajear a miembros de ETA muertos como consecuencia de su actividad terrorista, de modo que sus nombres perduren "en el tiempo a medida que crece el árbol", además de "preservar la memoria de la banda y servir como elemento de cohesión de su militancia".

Familiares de los detenidos aguardaban a su salida de la Audiencia Nacional y les han recibido con aplausos y vítores de alegría.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de EL PAÍS

image beaconimage beaconimage beacon