Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

"Es enorme el influjo de Erdogan en Alemania"

dw.com dw.com 09/06/2016 Manasi Gopalakrishna (MS/ERS)
© 2016 DW.COM, Deutsche Welle

En entrevista con DW, la diputada de La Izquierda Sevim Dagdelen relata cómo el presidente turco ejerce su influencia en Alemania. Dagdelen votó a favor de la declaración sobre el genocidio armenio en el Bundestag.

DW:¿Qué ha vivido usted por haber apoyado la resolución del Parlamento alemán sobre Armenia?

Sevim Dagdelen: He recibido numerosos insultos y amenazas de muerte. Lo más interesante es que, entre todos esos mensajes, había quienes reconocían el genocidio armenio y quienes no. Se me dijo que tendría que irme “de vacaciones a Buchenwald” y que se había puesto precio a mi cabeza. Recibí correos electrónicos que eran una mezcla de antisemitismo, racismo contra los armenios, fantasías con violencia sexual y megalomanía nacionalista.

¿Qué piensa usted de organizaciones como la Unión de Demócratas Turco-Europeos (UETD por sus siglas en alemán)? ¿Cuál es el objetivo de este tipo de grupos en Alemania y qué puede esperar Erdogan de ellos?

La estrategia del UETD representa en Alemania la política inhumana de Erdogan. Erdogan utiliza esta organización como parte de la política exterior nacionalista e islamista en Europa. A la vista de la actitud de la UETD hacia las declaraciones fascistas de Erdogan, como, por ejemplo, que había que analizar la sangre de los diputados de origen turco del Parlamento alemán, habría que preguntarse si la organización actúa sobre la base de la Constitución.

¿Y qué piensa usted sobre la Unión Turco-Islámica para Asuntos Religiosos (DITIB por sus siglas en alemán)? ¿Cómo contribuye esta asociación central en las comunidades musulmanas a movilizar apoyos para Erdogan?

El control de las asociaciones de mezquitas alemanas lleva al Gobierno turco a utilizar esta plataforma como portavoz de la política despótica de Erdogan. Así que no sorprende que estas asociaciones estuvieran en primera fila en las manifestaciones para negar el genocidio armenio que hubo antes de la votación en el Parlamento alemán. Eso no tiene nada que ver con la libertad religiosa. Al parecer, Erdogan las instrumentaliza para consolidar su peligrosa forma de islamismo que niega derechos básicos.

¿Qué otros grupos y asociaciones cercanas al presidente turco hay en Alemania?

Está la asociación radical islámica Milli Görüs, una variante turca de los Hermanos Musulmanes, que es cercana a Erdogan. Hay círculos económicos germano-turcos, que orquestan campañas contra los diputados del Parlamento alemán. Y en el ámbito de la movilización nacionalista, también cabe mencionar a los Lobos Grises. Nos encontramos ante una movilización sin precedentes de los nacionalistas , fascistas y los círculos islamistas que quieren establecer en Alemania la política violenta de Erdogan. El Gobierno los tolera en silencio y me temo que Alemania pagará caro por ello.

¿Cómo influye Erdogan sobre las personas de origen turco que viven en Alemania?

La influencia es grande, porque muchos se informan a través de medios turcos, que actualmente están controlados por Erdogan. A los medios críticos les resulta difícil que se los escuche si las asociaciones de mezquitas desean ejercer un influjo político. Eso significa que millones de personas aquí en Alemania están expuestas a la propaganda de Erdogan, algo a lo que el Gobierno alemán no presta atención alguna.

¿De qué manera se beneficia Erdogan de sus seguidores en Alemania y Europa?

En primer lugar, Erdogan necesita los votos procedentes de Alemania. Además, el presidente turco necesita consolidar su significado político. Para conseguirlo, trata de instrumentalizar a las personas “de origen turco” que viven en Alemania para que mantengan a distancia a las voces críticas y amenazarlas de forma efectiva, tal y como él está haciendo ahora. Todo eso es posible gracias al escandaloso comportamiento de la canciller, Angela Merkel. Con tal de salvar su vergonzoso acuerdo sobre refugiados entre la Unión Europea y Turquía, mira hacia otro lado y hace concesión tras concesión.

¿Considera que esto servirá a Erdogan para ganar más apoyos para su partido, el AKP, y para su política contra los kurdos?

Erdogan negoció con el PKK y después decidió parar el proceso de paz porque eso casaba mejor con sus planes para lograr una dictadura presidencial. Los kurdos no querían ser partícipes de su proyecto autoritario. Ahora intenta criminalizar al partido pro-kurdo HDP y obtener sus escaños para conseguir la mayoría de dos tercios que le permita realizar cambios en la Constitución. A corto plazo, esto también le ayuda a lograr el apoyo de los nacionalistas y de los fascistas. Me temo que Erdogan quiere provocar una guerra civil para asegurarse el poder. Y es solo cuestión de tiempo hasta que esta siembra dé sus frutos también en Alemania.

Sevim Dagdelen es diputada de La Izquierda alemana en el Parlamento alemán desde 2005. Dentro del partido, Dagdelen es responsable del área de Relaciones Internacionales. Nacida en Duisburg en 1975, estudió Derecho en Marburgo y Colonia. Trabajó como periodista antes de iniciar su carrera política.


Autor: Manasi Gopalakrishna (MS/ERS)

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Deutsche Welle

image beaconimage beaconimage beacon