Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Ferrer ya está entre los ocho mejores

El Mundo El Mundo 02/06/2014 JAVIER MARTÍNEZ

Un trabajo bien hecho, aunque algo más complicado que el de la misma ronda del pasado año en idéntico escenario. Al igual que entonces, David Ferrer superó a Kevin Anderson, esta vez por 6-3, 6-3, 6-7 (5) y 6-1, y ya está en los cuartos de Roland Garros, donde se enfrentará a Rafael Nadal o Dusan Lajovic. El de Jávea, quinto favorito y finalista en 2013, tras unos inicios en los que se cruzaron sucesivas rupturas, hizo valer su condición de gran restador y su solvencia en la superficie para imponerse al gigante sudafricano, que mejora progresivamente en sus apariciones sobre la arcilla parisina.

Campeón este año en Buenos Aires y capaz de vencer a Nadal en los cuartos de Montecarlo, Ferrer fue minando el poder ofensivo de Anderson hasta situarle más allá de la frontera de la temeridad. Discreto voleador, vio cómo era carne fácil en manos del español cada vez que no definía en su primera aproximación a la cinta. Tuvo, eso sí, un amago de reacción ya dos sets abajo, aparentemente neutralizada de inmediato por su rival. Rompió en el tercer juego del tercer parcial, pero Ferrer recuperó su saque a continuación. Anderson caminaría, no obstante, hasta el desempate, donde impuso su juego más directo.

Insistió tenazmente con su mismo plan, el único que podía servirle ante un tenista muy superior desde el fondo de la cancha. Buscaba presto ganar terreno a partir de su buen servicio y de golpes planos que pudieran acercarle a la red. Pero en el cuarto parcial, le fallaron las fuerzas. Ferrer no se distrajo un ápice tras el desempate y selló su pase a cuartos, cediendo el primer parcial en lo que va de torneo.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más el El Mundo

image beaconimage beaconimage beacon