Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Hyperloop One da el salto a Rusia para conectar Moscú con China

ABC ABC 23/06/2016
Los tubos del Hyperloop en el desierto de Nevada © HYPERLOOP Los tubos del Hyperloop en el desierto de Nevada

La empresa Hyperloop One, una de las dos firmas que trabaja en poner en marcha el tren supersónico capaz de alcanzar más de 1.000 km/h, se abre fronteras. Su primer objetivo es cubrir trayectos como los delimitados entre Los Ángeles y San Francisco en solo 35 minutos (algo que un coche haría en varias horas). Y de momento las pruebas van viento en popa. El segundo objetivo es ampliar fronteras. Algo que ya ha conseguido.

Moscú ha firmado este el martes un acuerdo con Hyperloop One para la construcción de un sistema de transporte futurista, de alta velocidad, en la capital rusa.«Los rusos fueron los primeros en llegar al espacio con el Sputnik», recuerda Bruce Upbin, responsable de comunicación, en el blog de la compañía, y añade que podrían ser también pioneros en el uso de este tren supersónico tras el acuerdo firmado este martes entre el alcalde de Moscú, Sergei Sobyanin; el presidente del Grupo Summa, Ziyavudin Magomedov, y el presidente y cofundador de Hyperloop One, Shervin Pishevar. El primer paso, ahora, es un estudio de viabilidad para después desarrollar un plan a financiar.

«Hyperloop puede mejorar la vida de manera espectacular de los 16 millones de personas del área metropolitana de Moscú, reduciendo sus desplazamientos», ha declarado Shervin Pishevar, cofundador de la compañía. «Nuestra visión a largo plazo -ha explicado- es trabajar con Rusia para poner en práctica una nueva ruta de la seda: un Hyperloop que conectará China a Europa en un día».

Ziyaudin Magomedov, presidente del Grupo Summa, es un industrial multimillonario clave en el desarrollo de infraestructuras en Rusia. Para el magnate, la aplicación de la tecnología del Hyperloop en su país proporcionaría «enormes beneficios a la Federación de Rusia en términos del desarrollo geopolítico del potencial de tránsito intracontinentales y la construcción de una alternativa económicamente atractiva para la logística global». A largo plazo, en su opinión, Hyperloop podría catalizar el desarrollo de la integración económica regional, incluyendo la Unión Económica Euroasiática y la unión con China en lo que ya han bautizado como la nueva ruta de la seda.

El plan, tal y como ha desvelado el ministro de Transporte ruso, Maksim Sokolov, es construir una carrera de 70 kilómetros entre la provincia china de Jilin y el puerto ruso de Zarubino. Rob Lloyd, CEO de Hyperloop One, ha declarado que no está claro cuánto va a costar construir este tren supersónico en Moscú al mismo tiempo que ha reseñado que el sistema de levitación magnética sería diferente al que se está construyendo en EE.UU. porque no sería necesario viajar a la velocidad máxima.

Rusia se convierte así en el cuarto país en sumarse al proyecto Hyperloop, por detrás de Finlandia, Reino Unido y Estados Unidos, donde ya se están llevando a cabo las obras de ingeniería para que, a finales de año, se realicen las pruebas. El desierto de Nevada alberga esta gran obra de ingeniería donde esta tecnología, basada en la propulsión electromagnética, permitirá que el tren supersónico se desplace en el interior del tubo o vaina y alcanzar una velocidad de hasta 1.200 kilómetros por hora.

Más en MSN:

Avances tecnológicos: antes y ahora 

Technology transformations over the decades Avances tecnológicos: antes y ahora

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de ABC

image beaconimage beaconimage beacon