Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Iglesias y Colau piden a Sánchez que lidere un Gobierno que haga un referéndum en Cataluña

Logotipo de EL PAÍS EL PAÍS 25/09/2017 Elsa García de Blas
Qué mirar próximamente
SIGUIENTE
SIGUIENTE
La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, en la asamblea de alcaldes y parlamentarios de Unidos Podemos. © Toni Galán La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, en la asamblea de alcaldes y parlamentarios de Unidos Podemos.

El líder de Podemos, Pablo Iglesias, y la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, han pedido este domingo al secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, que lidere una moción de censura para derribar al PP y forme un Gobierno que permita un referéndum pactado en Cataluña. Su emplazamiento ha sido claro, en sendos mensajes directos al líder socialista este domingo en la asamblea extraordinaria de parlamentarios y alcaldes organizada por Podemos sobre Cataluña en Zaragoza, en los que también le han reclamado que rompa la unidad con el Gobierno del PP ante el desafío secesionista. "Compañero Sánchez, no caigas en la trampa de un frente con el PP", ha expresado Iglesias. "Hace falta un nuevo Gobierno de unidad plurinacional y democrático que organice un referéndum en Cataluña”, le ha pedido el líder de Podemos, mientras Colau ha llamado la atención a Sánchez para que "escuche a Cataluña".

Aunque Iglesias no se ha quedado solo en la petición del referéndum, y ha recuperado la apuesta inicial de Podemos por el proceso constituyente. En su apelación al líder del PSOE, el de Podemos ha reclamado que ese eventual nuevo Ejecutivo "genere un diálogo constituyente que devuelva el protagonismo a la gente, a los pueblos y al conjunto de las naciones de España".

MÁS INFORMACIÓN

"Le digo al PSOE que desde la responsabilidad de Estado tiene que escuchar el sentimiento mayoritario de los catalanes, que el 80% pide poder votar", había afirmado a primera hora la alcaldesa de Barcelona, antes de proseguir: "La responsabilidad de Estado hoy es no alinearse con un PP bunkerizado que está suspendiendo de facto la autonomía de Cataluña". "La solución tiene que pasar por poder votar", ha reclamado Colau.

La asamblea se ha celebrado durante toda la mañana en el pabellón deportivo siglo XXI de Zaragoza mientras a las puertas del recinto una concentración ha reunido a varios centenares de personas con banderas españolas y algunas franquistas en actitud agresiva. Los gritos de los manifestantes se han escuchado durante el acto, y la concentración ha impedido la salida a los asistentes mientras este se celebraba. La presidenta de las Cortes de Aragón, Violeta Barba, ha recibido el impacto de una botella de agua cuando salía a interesarse por el dispositivo, pero no ha resultado herida.

ampliar fotoConcentración de ultraderechistas a las puertas de la asamblea de parlamentarios y alcaldes de Podemos.Toni GalánEFE

Los dirigentes de Unidos Podemos se han quejado de que la policía no había enviado a suficientes agentes para protegerles. "De momento no podemos salir porque no hay efectivos suficientes de la policía nacional. Están todos buscando urnas y papeletas en Cataluña", ha escrito el líder de IU, Alberto Garzón, en la red social Twitter. Al final, han podido salir del recinto, pero lo han hecho increpados al grito de "asesinos", "traidores" y "secesionistas", mientras ellos han contestado con aplausos y coreando "democracia".

A la cumbre promovida por Podemos han asistido 427 cargos cargos del partido de Pablo Iglesias y sus alianzas (IU, Compromís, Mès y Equo), así como los independentistas de PDeCAT y ERC y el PNV. El manifiesto conjunto suscrito por las fuerzas políticas salvo los republicanos pide un referéndum pactado, exige al Gobierno del Estado que cese "en su política de excepcionalidad y de represión" y le reclama que permita el referéndum ilegal del 1 de octubre. "Apelamos al Gobierno para que el próximo 1 de octubre permita a la ciudadanía catalana expresarse y ejercer sus derechos democráticos", ha afirmado el propio Iglesias, que ha terminado su discurso con un "¡Visca Cataluña, viva España, viva la fraternidad y la democracia!". ERC se ha descolgado del texto conjunto y no lo ha firmado porque "llega tarde" y en Cataluña "se ha pasado pantalla", pero sí lo firma el PDeCAT.

En una intervención muy dura con el Gobierno del PP, Colau ha acusado al Ejecutivo de "intervenir de facto del autogobierno de Cataluña". "¿Qué pretende? ¿La derrota de Cataluña, arrasar Cataluña?", se ha preguntado. La regidora no ha dirigido críticas a los independentistas, y a cambio ha cargado las tintas contra el gabinete de Mariano Rajoy, al que ve "en una posición de cerrazón" y "con una actitud amenazante", así como en "una escalada de represión". Colau ha sido la encargada de abrir la "Asamblea de cargos públicos por la libertad, la fraternidad y la convivencia". 

Para la alcaldesa de Barcelona, una de las figuras políticas clave en Cataluña, el modelo autonómico, aunque tuvo su sentido histórico, está "agotado". Hace falta, por tanto, según Colau, "diálogo en mayúsculas" y un nuevo proyecto territorial "que reconozca la pluralidad, las naciones, las soberanías compartidas, siempre desde el respeto y sin imposiciones".

Para ello se puede y debe dialogar con el PP, pero si este no transige en las demandas del pueblo catalán será el momento de desalojarle con una moción de censura, que Colau no ha citado pero sí sugerido. "Siempre será tiempo de dialogar con quien está en el Gobierno. Pero también, si el presidente no está a la altura, si el Gobierno no está a la altura, construyamos entre todos una alternativa", ha pedido la alcaldesa, que ha defendido que hay "mayoría ideológica y numérica" para tal fin. "Aquí hoy se visualiza un posible proyecto compartido", ha dicho Colau, pero el principal aludido, el PSOE, rechazó acudir.

Ahora bien, como ha dejado claro, si el PSOE de Pedro Sánchez quisiera entrar en esa operación, debería siempre aceptar un referéndum sobre el encaje de Cataluña en España. La diferencia clave que separa a los socialistas del espacio político de Unidos Podemos es la concepción de la soberanía española. Colau ha hablado con claridad de "soberanías compartidas", mientras el PSOE defiende que no va a aceptar que se "trocee" la soberanía española, que corresponde a todos los españoles.

El espacio político de Unidos Podemos y sus alianzas tiene distintas concepciones del referéndum ilegal del 1 de octubre en Cataluña y de la solución al modelo territorial. Prueba de ello ha sido la intervención del líder de Podem, Albano Dante, enfrentado con la dirección de Pablo Iglesias, que ha defendido tanto la consulta del 1 de octubre como el derecho de autodeterminación de todos los pueblos de España, entre los que ha citado incluso a madrileños y andaluces. "El 1 de octubre tenemos en nuestras manos una herramienta profundamente democrática y fraterna", ha defendido el secretario general de la marca catalana de Podemos. "Los que persiguen por lo criminal el 1 de octubre son los mismos que no quieren que los gallegos, vascos, andaluces, madrileños, decidan", ha subrayado Albano Dante. "Podemos nació reivindicando sin miedo esa idea plurinacional y la autodeterminación". 

También el líder de Cataluña en Comú, Xavier Domènech, ha apostado porque las distintas naciones del Estado español decidan su futuro. "Nuestra solución no es una comisión en el Congreso pactada por el PP y el PSOE: pasa por el reconocimiento de la plurinacionalidad, eso significa que hay varias naciones soberanas que tienen que poder decidir", ha reflexionado el diputado catalán.

El "derecho a decidir" ha sido la principal reivindicación, pero el diputado Miguel Urbán, líder de la corriente de Podemos Anticapitalistas, ha defendido su voluntad de abrir un proceso decisorio más allá del modelo territorial. "Queremos romper los candados del 78 para poder abrir un horizonte constituyente en donde decidamos de todo y sobre todo", ha afirmado Urbán.

A la asamblea no han acudido, sin embargo, todos los llamados “alcaldes del cambio”, los regidores de la órbita de Podemos que se hicieron con las alcaldías de las principales ciudades en 2015. La alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, ha declinado asistir, y tampoco lo ha hecho el alcalde de Cádiz, José María González, Kichi, ni el alcalde de Valencia, Joan Ribó (Compromís), coincidiendo con que la principal líder del partido valenciano, Mónica Oltra, se ha desmarcado del apoyo de sus socios electorales al 1 de octubre.

Los partidos independentistas, el PNV y Compromís han asistido pero no representados por sus principales dirigentes. El coportavoz de ERC en el Congreso, Gabriel Rufián, ha dejado claro en Twitter por qué su partido ha enviado una representación de perfil bajo (el diputado Jordi Salvador) a la asamblea y no ha suscrito el manifiesto. Rufián ha publicado en la red social una fotografía de fantas de naranja con la etiqueta (hastag) utilizada por Podemos para tuitear sobre la cumbre. El diputado dijo hace unos días en el Congreso que ERC se había cansado del "pagafantismo".

El foro ha consistido en medio centenar de intervenciones de los cargos públicos y dirigentes ante el resto de los representantes, sin público.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de EL PAÍS

image beaconimage beaconimage beacon