Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

La asombrosa lucha cuerpo a cuerpo entre un jaguar y un caimán

Logotipo de Cadena SER Cadena SER 29/09/2017 David Justo
© Proporcionado por Cadena SER © Proporcionado por Cadena SER

El fotógrafo Chris Brunskill ha inmortalizado la batalla que enfrentó a un jaguar y un caimán el pasado 26 de septiembre en el Río de los Tres Hermanos en Mato Grosso, Brasil. A pesar de que este tipo de batallas son bastante frecuentes en la zona, puesto que los jaguares suelen salir a cazar caimanes de pequeño o mediano tamaño, raramente llegan a ser fotografiadas.

A través de su cuenta de Facebook, el fotógrafo explica que el felino fue visto por primera vez cerca de Corixo de Camindo. Fue entonces cuando Brunskill, acompañado de su equipo, decidió seguir al felino durante una hora hasta llegar al Río de los Tres Hermanos. Fue allí donde vieron una de las escenas más asombrosas de su carrera como fotógrafos.

El ataque, fotograma a fotograma

En primer lugar, el jaguar intentó atacar sin éxito a un grupo de capibaras, una especie de roedores naturales de Brasil. A continuación, el animal se acercó a la orilla del río hasta que avistó al caimán, quien se acercó hasta su posición.

Así lo cuenta el fotógrafo a través de su cuenta de Facebook: "Durante una hora seguimos al felino y lo observamos a corta distancia. Tras el ataque a los capibaras, el jaguar caminaba por un tramo de agua abierta hasta que se lanzó sobre el caimán más grande de yacare que he visto durante todo mi tiempo en el río de Pantanal. Después de una larga lucha, inmovilizó al gigante reptil con un mordisco en la parte posterior del cráneo, y luego arrastró al enorme caimán durante más de veinte minutos por la orilla".

El momento más esperado de los últimos cinco años

El fotógrafo afirma que lleva obsesionado con una secuencia de depredación de este tipo desde que visitó por primera vez "este mágico lugar" hace más de cinco años. Al mismo tiempo, Brunskill explica que fotografió cada uno de los instantes, llegando a recabar hasta 50 gigas en su cámara fotográfica con fotografías de la secuencia.

Tras una lucha de veinte minutos, el jaguar acabó matando al caimán con un mordisco en el cráneo. A continuación, el felino arrastró el cuerpo del caimán a través de la maleza, poniendo así fin a una de las escenas de depredación más asombrosas de los últimos años.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Cadena SER

image beaconimage beaconimage beacon