Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

La declaración unilateral de independencia enfrenta al PDeCAT, la CUP y ERC

Logotipo de EL PAÍS EL PAÍS 26/09/2017 Miquel Alberola
El portavoz del PDeCAT en el Congreso de los Diputados, Carles Campuzano. © Zipi El portavoz del PDeCAT en el Congreso de los Diputados, Carles Campuzano.

El portavoz parlamentario del PDeCAT, Carles Campuzano, ha asegurado este martes que la declaración unilateral de independencia de Cataluña “no figura” en la hoja de ruta de su partido y está "absolutamente descartada", sea cual sea el resultado del referéndum convocado por la Generalitat para el 1 de octubre. Sus palabras, sin embargo, no han sido muy bien recibidas en las filas del independentismo.

MÁS INFORMACIÓN

  • El 61% de los catalanes rechaza la independencia unilateral
  • Todo lo que tienes que saber sobre la ley para la independencia de Cataluña

Según ha manifestado en una rueda de prensa en el Congreso de los Diputados, después de la consulta, que ha sido suspendida por el Tribunal Constitucional, “la independencia de Cataluña no se materializa en tres días” y se requiere “un proceso de negociación con el Estado”. Lo que corresponde, ha afirmado el diputado de la antigua Convergència, es que el Gobierno y la Generalitat inicien un proceso de discusión sobre “las condiciones que se deriven” del resultado de una consulta que el Gobierno no está dispuesto a permitir. “Eso es lo que tiene sentido político, democrático e institucional”.

Sin embargo, Anna Gabriel, la portavoz de la CUP en el Parlament de Cataluña, organización que sostiene el Gobierno de la Generalitat, ha recordado al PDeCAT que la declaración de independencia está prevista en la ley de referéndum en el supuesto de que el próximo 1 de octubre gane el sí en una consulta que no cuenta con las garantías democráticas preceptivas.

En declaraciones a la Sexta recogidas por Europa Press, Gabriel asume que no se producirá "una ruptura automática", puesto que hay "una cantidad de aspectos compartidos con el estado que tienen que ir resolviéndose", pero ha querido dejar claro ante posibles vacilaciones de su socio de gobierno que "en las leyes está muy claro". La portavoz de la CUP ha recordado a Campuzano que todo el marco interpretativo del referéndum está desarrollado e incluye la convocatoria de elecciones autonómicas si vence el no.

"Queremos hacer el referéndum y actuar en consecuencia. Un referéndum se convoca para que sea vinculante no para que sea una pantomima de participación", ha remarcado.

Tardà replica a Campuzano

La declaración de Campuzano ha disparado también la alarma en Esquerra Republicana de Catalunya (ERC), abriendo una fisura en el bloque independentista. El portavoz parlamentario, Joan Tardà, ha recurrido a su cuenta de Twitter para replicar a Campuzano advirtiendo de que "la única palabra" sobre la declaración unilateral de independencia de Cataluña la tendrán el Parlament y el Gobierno catalán.

Tardà, no obstante, ha tratado de cerrar filas ante la consulta: "Pero, ahora toca ganar el 1-O", ha emplazado. Los nueve diputados de ERC no han acudido este martes al pleno del Congreso y han retirado las dos iniciativas que tenían previsto defender.

 Por su parte, Campuzano ha anunciado que el PDeCAT presentará una petición de comparecencia del ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, para que explique las medidas que está adoptando su departamento en Cataluña, donde considera que "se está produciendo un abuso de fuerza por parte del Gobierno" que actúa "de manera desproporcionada".

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de EL PAÍS

image beaconimage beaconimage beacon