Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

La Generalitat presenta contenedores de plástico como urnas para el 1 de octubre

Logotipo de EL PAÍS EL PAÍS 29/09/2017 Jordi Pérez Colomé
Qué mirar próximamente
SIGUIENTE
SIGUIENTE
De izquierda a derecha, el consejero de Asuntos Exteriores, Raül Romeva; el vicepresidente del Govern, Oriol Junqueras; y el consejero de Presidencia, Jordi Turull, junto a una urna del referéndum. © CARLES RIBAS De izquierda a derecha, el consejero de Asuntos Exteriores, Raül Romeva; el vicepresidente del Govern, Oriol Junqueras; y el consejero de Presidencia, Jordi Turull, junto a una urna del referéndum.

La Generalitat de Cataluña ha enseñado este viernes por sorpresa las urnas que se usarán en la consulta del referéndum del 1 de octubre, una especie de contenedores de plástico blanco traslúcido con tapa negra y el logo de la Generalitat.

MÁS INFORMACIÓN

  • FOTOGALERÍA Así son las urnas para el referéndum de Cataluña
  • Protección de Datos avisa de multas de hasta 600.000 euros a los miembros de las mesas del referéndum
  • El alma independentista de la Iglesia catalana
  • Las consejeras de Educación y Trabajo asumen las funciones de los directores de colegios y centros cívicos

La empresa china Smart Dragon Ballot Expert, situada en Guangzhou, al sur del país, fabrica urnas iguales a la mostrada por la Generalitat. Según Sally Liang, comercial de esta compañía china, la empresa ha enviado recientemente 10.000 urnas a Francia, pero no a España. Liang ha confirmado que su compañía fabrica este tipo de urnas, pero "otras compañías también la hacen". La compañía ha hecho urnas desde 2008 sobre todo para países asiáticos y africanos: Papua, Australia, Chad, Ghana, Níger o Nigeria. El único país europeo para el que ha trabajado es Lituania. Las urnas del reciente referéndum en Kurdistán eran del mismo tipo. Otros países europeos, como Países Bajos, usan este tipo de urnas opacas.

Smart Dragon vende sus productos a través de la web de comercio online Alibaba. Para unas recientes elecciones, la empresa vendía estas urnas a un precio entre cuatro y cinco euros por unidad, dependiendo de la cantidad comprada. La empresa fue fundada en 2002, tiene unos ingresos anuales de más de 100 millones de dólares (84 millones de euros) y entre 100 y 200 empleados, según su perfil en Alibaba.

En junio el empresario catalán Jordi Roset se ofreció a mediar con la Generalitat para las urnas. Según ha contado, buscó en Alibaba y la empresa Smart Group le hizo un presupuesto. "He mirado las fotos y estoy convencido de que las urnas que ha enseñado la Generalitat son las mismas que ofreció esta empresa por internet", dice.

La urna que ha mostrado la Generalitat no es totalmente transparente como las tradicionales. El recipiente ha sido presentado al público al final de la rueda de prensa del Govern en el International Press and Broadcasting Center, habilitado en Barcelona para el 1 de octubre, suspendido por el Tribunal Constitucional. Dos personas la han sacado de detrás del escenario. "Si alguien intenta impedir que haya una mesa, los ciudadanos igualmente podrán votar", ha reiterado en varias ocasiones el vicepresidente del Govern, Oriol Junqueras. Al término de su comparecencia, Junqueras, el conseller de la Presidencia, Jordi Turull, y el conseller de Asuntos Exteriores, Raül Romeva, han posado para los fotógrafos junto a la urna, que tenía sujetas unas bridas rojas para precintarla.

El decreto de normas complementarias para la realización del referéndum que la Generalitat publicó en su diario oficial el pasado 7 de septiembre no señalaba que la urna tuviera que ser transparente. “El día de la votación cada mesa electoral dispondrá de una urna de un material resistente con una tapa que incluirá una ranura en el centro por donde se introducirán los votos. La tapa cerrará completamente la urna, que deberá precintarse antes del inicio de la votación una vez se haya verificado por parte de los miembros de la mesa y los interventores acreditados presentes que no existe ningún voto en su interior”, decía la citada disposición.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de EL PAÍS

image beaconimage beaconimage beacon