Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

"La gestión de Santos no está siendo reconocida"

dw.com dw.com 24/05/2014 Eva Usi
© 2014 DW.DE, Deutsche Welle

El laureado escritor colombiano Héctor Abad Faciolince advirtió en Berlín sobre el posible retorno de un gobierno de "crispación, rabia y deseo de continuar la guerra", tras las elecciones en Colombia.

Héctor Abad Faciolince (Medellín, 1958), llegó a Berlín invitado por el Departamento de Literatura comparada de la Universidad Libre de Berlín para impartir la cátedra ‘Samuel Fisher', durante el semestre de verano de 2014. El laureado escritor, periodista y traductor, considerado una de las voces más destacadas de la literatura contemporánea latinoamericana, hizo reír a su audiencia al presentar su ponencia “Odio y amor: la relación conflictiva entre Europa y América Latina”. Durante su erudita y entretenida plática habló sobre los estereotipos y prejuicios en ambos lados del Atlántico.

En conversación con DW, el autor de Basura (2000), Angosta (2003) y su autobiografía El olvido que seremos (2006), lamentó que los ciudadanos en Colombia no reconozcan la gestión del presidente Juan Manuel Santos, pues las encuestas indican un posible regreso a una sociedad más "crispada", llena de disputas. Abad vuelve a Berlín después de vivir durante un año en esta ciudad en 2006, invitado por el Servicio de Intercambio Académico (DAAD) en el marco de su programa para escritores y artistas en residencia.



DW: Su curso se llama "literatura y violencia". ¿Qué es lo que planteará a sus estudiantes?

Héctor Abad Faciolince: La violencia es un tema permanente en muchísimas obras, desde el principio de la literatura, desde los textos homéricos, desde los cantares de gesta, desde los mismos romances. Yo me ocupo simplemente de algunas novelas y cuentos en general del siglo XX que a mí me han gustado particularmente. El curso es un club de lectura donde leemos algunos libros en conjunto los estudiantes y yo, y es también un pequeño taller de escritura porque yo les he propuesto a los estudiantes que cada uno escriba de una manera testimonial, literaria, ficticia, o en poema o como testimonio, la experiencia más violenta que hayan tenido en sus vidas.

Ha hecho una personal reflexión sobre la relación de amor-odio existente sobre todo desde América Latina hacia Europa. ¿Nos podría hacer una síntesis?

Los latinoamericanos, en general los americanos, fuimos colonizados por potencias europeas, por una lengua europea. Yo en este mismo instante estoy hablando en una lengua que tuvo su origen en la península ibérica, un dialecto del latín. Entonces la referencia europea es para nosotros importante. Pero al haber sido ésta la lengua de los conquistadores, y en cierto sentido también la lengua de quienes violaron y exterminaron a los pobladores originarios de América, naturalmente la relación con Europa no es fácil y yo pienso que es una relación de amor y odio. De amor por muchas cosas que apreciamos, que queremos, de algunas cosas que Europa ha desarrollado. De odio (no sólo) por la violencia que Europa ejerció contra algunas poblaciones americanas, sino la violencia que Europa ejerció contra sí misma durante muchos siglos. Pero al mismo tiempo Europa es también para nosotros ahora un ejemplo de casi no violencia. Europa es uno de los territorios menos violentos de la Tierra desde el final de la Segunda Guerra Mundial. En ese sentido hay amor y ejemplo, porque cualquier pueblo de la Tierra mira a Europa como un territorio donde se han desarrollado ciertas estrategias culturales, políticas y sociológicas para disminuir la violencia y llegar a una convivencia más afianzada.



Hay grandes expectativas entre la población colombiana ante el proceso de paz. ¿Considera usted que tiene posibilidades de continuar este proceso de haber un cambio en el gobierno?¿Que escenario político se espera de no ser reelecto Juan Manuel Santos?

La situación colombiana en este momento, en vísperas de las elecciones, es bien paradójica. Porque hay un gobierno que no ha hecho una mala gestión. Las cifras económicas son buenas, el desempleo ha bajado, la inflación es una de las más bajas del último medio siglo, los índices de pobreza absoluta han disminuido y hay unas conversaciones de paz con la guerrilla que son las más esperanzadoras también de los últimos años. Sin embargo, da la impresión (por las encuestas) de que esta gestión del presidente Santos no está siendo reconocida por los ciudadanos y es probable que, en cambio, los electores vuelvan a un tipo de gobierno como el anterior, el del expresidente Uribe, que es un gobierno de la crispación, de la rabia y del deseo de continuar la guerra a muerte con las guerrillas. Es una paradoja, pero si eso se da, creo yo que esas conversaciones de paz se van a interrumpir y también los procesos de integración latinoamericana en los que estaba involucrado el presidente Santos. Creo que volveremos a una sociedad más crispada, más llena de disputas y de peleas, que era lo que estábamos acostumbrados hace cuatro años. Si eso es lo que quiere la mayoría de los colombianos, pues nos tendremos que someter a esa desgracia.

¿Son los sectores más conservadores, como el Ejército, según observadores colombianos, los que consideran que incluso las negociaciones mismas con la guerrilla son una afrenta a la nación? ¿Comparte usted esta percepción?

Pues sí. A mí me parece lamentable que haya tantas personas en Colombia que lo piensen así. La democracia no es un método perfecto. Si las mayorías deciden eso, bien sea porque lo deciden racionalmente, o incluso por manipulación, pues nada... Esas son las reglas del juego que aceptamos y yo espero que no sea así. Yo espero que el proceso pueda seguir y que el gobierno sea reelegido, porque es la mejor opción en este momento. Pero si no es así, tendremos que resignarnos.

Autor: Eva Usi

Editor: Diego Zúñiga

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Deutsche Welle

image beaconimage beaconimage beacon