Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

La Sanidad valenciana deniega a un enfermo de cáncer un fármaco que evita la quimioterapia

La Vanguardia La Vanguardia 23/05/2014 Raquel Andrés Durà

Dos veces ha denegado la Conselleria de Sanidad valenciana a Antonio Ruiz, un enfermo de cáncerde próstata, un fármaco avalado por dos oncólogos del Hospital Universitario San Juan de Alicante. La enzalutamida, que es el nombre del medicamento, evita el paso del paciente por la quimioterapia.

Fuentes de la Conselleria han declarado a La Vanguardia que la decisión responde a "criterios médicos", aunque la familia y el equipo médico que le atiende creen que el obstáculo es meramente económico, ya que el tratamiento cuesta unos 3.000 euros, según fuentes médicas.

Los familiares de Ruiz, exmaquinista de Ferrocarriles de la Generalitat Valenciana (FGV), han explicado que estaba tomando un fármaco que no le funcionaba bien y la quimioterapia le provocaba neurotoxicidad, por lo que dos oncólogos del hospital propusieron el uso de la enzalutamida. Este fármaco, según comentó el médico a la familia, había sido empleado en otros pacientes obteniendo buenos resultados.

"Burocracia"
El primer requisito para obtenerla era que el paciente estuviera en casa, y no ingresado, así que le dieron el alta, a pesar de sus "dolores intensos y problemas en el riñón". Entonces enviaron la petición al comité de expertos del Seise en Valencia, quienes deciden el uso de fármacos incluidos en el Programa de medicamentos de alto impacto sanitario y/o económico de la Comunitat Valenciana, entre ellos la enzalutamida.

Tres semanas después, llegó la respuesta. "Una carta tipo donde se rechazaba y decía: no está demostrado que pueda funcionar en este paciente", ha declarado Iván Ruiz, hijo del paciente. El oncólogo decide hacer una segunda petición con más información del caso, cuya respuesta ha llegado esta semana, casi un mes después: la respuesta llega con las mismas palabras idénticas, "solo cambia la fecha y la firma", según palabras de Iván.

Según la Conselleria, "el suministro de esa medicación se somete a una comisión de expertos onológica, Seise, que son los que deciden qué medicación se da en cada caso a cada paciente". En el Programa de medicamentos de alto impacto sanitario y/o económico de la Comunitat Valenciana este grupo valora "el riesgo-beneficio para el paciente, atendiendo a la urgencia del caso, los aspectos legales, etc.".

El medicamento que contiene el principio activo de la enzalutamida consta como autorizado en la base de datos de la agencia española de medicamentos y productos sanitarios, dependiente del Ministerio de Sanidad, para varones adultos "con cáncer de próstata metastásico", que es el diagnóstico que tiene Antonio Ruiz. Según puede leerse en su página web, la "enzalutamida ha mostrado que aumenta la supervivencia de los pacientes y retrasa el progreso de la enfermedad".

Este medicamento está autorizado pero no está indicado, algo que los familiares de Ruiz creen que es "burocracia" que obstaculiza el uso de medicamentos "caros". "Legalmente tienen excusa y nos pueden decir que no, pero es una injusticia", lamenta el hijo del paciente, que ya presentó una queja en la dirección territorial de la Conselleria de Sanidad en Alicante. "Pedí que por favor nos lo dieran, pues se nos están acabando las opciones. Pero no he tenido respuesta", lamenta.

Un amigo de Antonio, también maquinista de FGV, Paco Sanmartín, ha denunciado que la enzalutamida sí se administra en países como Estados Unidos, Italia o Andorra. Sanmartín ha recordado que Ruiz está ahora en el paro, tras el ERE que hubo en FGV en 2013.

Según los familiares, derivada de la "política de recortes"
El oncólogo y el equipo médico que atiende a Antonio Ruiz apoyan a su paciente, pero han declinado hacer declaraciones a los medios por "miedo" a las repercusiones, según declaraciones de los familiares. Lo que sí han aconsejado, según ha explicado la familia, es "esperar a que haya ruido en los medios" para que cambien de opinión en Conselleria.

Tanto los hijos como la mujer de Antonio han destacado, no obstante, la labor del Servicio de Oncología Médica del hospital, que precisamente recibió hace dos meses en sus instalaciones el Premio Best in Class (BiC) de 500 candidaturas que se presentaron de toda España en reconocimiento a su capacidad asistencial de excelencia.

De momento a Ruiz le van a dar las mismas pastillas en dosis más bajas, "aunque no es la mejor opción porque le resulta muy tóxico", han dicho los familiares, que buscan el apoyo de los medios de comunicación para evitar lo que consideran que es una decisión derivada de la "política de recortes": "Es una realidad que está sucediendo, hoy me pasa a mí, pero mañana le puede ocurrir a otro que no tenga contactos".

Sanmartín ha dicho que esperarán a que pasen las elecciones europeas y después abrirán una cuenta para recaudar dinero para pagar la medicación de Antonio, "aunque en el hospital no se la podrán administrar, tendrá que ser en su casa".

El Colegio de Farmacéuticos de Alicante, según publicaba el portal Información, también ha relacionado la decisión con los recortes, así como el sindicato UGT. Fuentes de la Conselleria de Sanidad, preguntados sobre si la decisión con Ruiz atiende a criterios económicos, han evitado responder: "No podemos cuestionar lo que dice la comisión".

Mario Ruiz, hijo del paciente, ha destacado "la hipocresía de las campañas sobre la lucha contra el cáncer, cuando luego no conceden ayudas y no nos dejan luchar contra la enfermedad".

La Sanidad valenciana deniega a un enfermo de cáncer un fármaco que evita la quimioterapia © LaVanguardia.com La Sanidad valenciana deniega a un enfermo de cáncer un fármaco que evita la quimioterapia

"41 años cotizando en la Seguridad Social"

Los familiares y sindicatos se han concentrado este viernes frente al Hospital Universitario de San Juan de Alicante para solicitar el uso del fármaco con enzalutamida para Antonio Ruiz. También se ha podido ver a personalidades de la empresa, como el gerente de FGV en Alicante, José Pascual y exdirectivos.

Sanmartín ha destacado la "paradoja" de que al paciente se le haya negado una medicación cuando "lleva cotizando 41 años en la Seguridad Social".

En la concentración se han presentado hasta 70 reclamaciones individuales en el hospital que para pedir el tratamiento a Antonio y exigen que se le de una respuesta a la familia. "Y no se han hecho más porque no había más papeles para rellenar", ha apuntado Sanmartín.

"Los votos del PP que había entre los que hoy nos hemos manifestado, los han perdido. Políticamente tampoco están actuando bien", ha sentenciado el maquinista.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de La Vanguardia

image beaconimage beaconimage beacon