Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Las comisiones de los Pujol se utilizaban también para financiar a Convergència

Logotipo de El Mundo El Mundo 28/09/2017 ESTEBAN URREIZTIETA

La Policía Judicial acusa a la familia Pujol de financiar las campañas de

Convergència Democrática de Cataluña

(CDC) con su fortuna en Andorra. La Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (Udef) conecta por primera vez los fondos del clan catalán en el Principado con la formación nacionalista en un informe que ha entregado a la Audiencia Nacional y al que ha tenido acceso EL MUNDO.

La Policía ha descubierto nueva documentación bancaria en Andorra que considera «extraordinariamente relevante» y que revela, a su juicio, «una concatenación de hechos bien fundamentada que comienza en la persona de

Jordi Pujol Ferrusola

».

Según los investigadores, el hijo mayor del ex presidente autonómico catalán «otorgó financiación con sus activos muebles financieros en Andorra a una serie de empresas prestadoras de servicios al partido político CDC». Unas sociedades que, añade, «dirigen después sus facturas al Palau de la Música, institución que habría servido para recaudar fondos de distintas empresas adjudicatarias de obra pública, como Ferrovial».

La Udef ha entregado al Juzgado de Instrucción número 5 de la Audiencia Nacional que instruye el denominado

caso Pujol

«una carta» firmada por el titular de la cuenta AN 84800 que «como es sobradamente conocido no es otro que Jordi Pujol Ferrusola».

En esta misiva Pujol Jr. «se dirige al representante de Banca ReigJosep Maria Pallerola el 16 de diciembre de 1999 pidiendo que le conceda una serie de avales a través de Fibanc para garantizar facilidades crediticias a las siguientes empresas y por las cuantías especificadas: Hispart por importe de 168.000.000 pesetas; Altraforma S.A. por importe de 56.000.000 pesetas; y Winner Graph S.L. por importe de 112.000.000 pesetas». En total, 336 millones de pesetas.

De manera paralela, la Policía ha encontrado «tres documentos bancarios con el anagrama de Banca Reig, con referencia interna suya propia todos». En ellos «se manifiesta que el titular de la cuenta AN 84800 concede aval bancario solidario e indefinido a favor de la entidad Fibanc para garantizar las operaciones de crédito concedidas por este banco a las empresas Hispart, S.A., Altraforma, S.A., y Winner Graph, por los importes antes mencionados».

Estas entidades, explica la Udef, ya ha quedado acreditado en el denominado

caso Palau

, que «habrían emitido facturas falsas a instituciones del Palau de la Música que en realidad se corresponderían con servicios prestados al partido político CDC con ocasión de la celebración de actos electorales y propios del partido político». Entre otros de publicidad.

«Acorde con las fechas en que se desarrolló la operativa», prosigue el informe policial, «parece que pudo relacionarse con una campaña electoral, la de las elecciones generales que se celebraron en marzo del año 2000». «Por tanto», indica la Udef, «la liquidez gestada en virtud de las líneas de crédito podría haberse utilizado para obtener recursos con los que pagar servicios al partido CDC relacionados con esa campaña electoral».

«La simple observación de las partidas económicas de Hispart, Altraforma y Winner Graph sugiere que de no ser por el aval concedido por Banca Reig a través de Jordi Pujol Ferrusola las líneas de crédito parece difícil que se hubiesen conseguido en el volumen descrito», arguye la Udef. «No creyendo que a una compañía como Altraforma con una cifra total de negocio que en el año 2001 alcanzó 234.433.002 pesetas se le conceda tanta financiación». De hecho, se hubiera tratado de «una operativa que supondría mucho riesgo para la entidad crediticia».

Destaca asimismo la Policía Judicial que «la elección de la entidad financiera Fibanc por Jordi Pujol Ferrusola para llevar a cabo esta operativa no parece un hecho casual» puesto que tanto el primogénito del clan catalán como su mujer Mercé Gironés «constan como clientes desde el 4 de febrero de 1998 merced a la suscripción de un contrato de gestión integral».

En resumen señala la Udef que en el caso descrito «Jordi Pujol Ferrusola no estaría sino coadyuvando a facilitar la continuación de su actividad empresarial» mediante «el ejercicio de su influencia en las instituciones democráticas de Cataluña a través de un partido político, CDC, del que su padre era máximo dirigente y a través del cual habría gestado sus argüidas dinamizaciones empresariales». «Favoreciendo» de esta manera a «terceros que le remuneraban de diversas formas».

De ahí que la Udef traslade al juez José de la Mata que «existiría motivación suficiente para abundar en esta línea de investigación». Propone que se «incorporen los archivos incautados» durante la instrucción del caso Palau «especialmente la contabilidad de Hispart y Altraforma» para profundizar en «los mencionados préstamos».

Del 'caso Pujol' al 'caso Palau'

Los nuevos hallazgos.

La Udef ha aportado al juez José de la Mata nuevos documentos que considera «extraordinariamente relevantes» procedentes de los archivos de la Banca Reig andorrana, donde ocultaba la familia Pujol la fortuna que sostiene que procede de una herencia y la Policía vincula a comisiones ilícitas.

© Proporcionado por elmundo.es

Las «facilidades crediticias».

Estos documentos revelan que Jordi Pujol Jr. dio orden a su gestor bancario en 1999 de otorgar «facilidades crediticias» a una serie de proveedores de las campañas electorales de CDC siendo su padre presidente de la formación.

Los créditos a proveedores.

Gracias a la gestión bancaria de la familia Pujol, la empresa Hispart consiguió un crédito de 168 millones de pesetas; Altraforma, de 56; y Winner Graph, de 112. En total, 336 millones de pesetas a empresas que ya estuvieron vinculadas al 'caso Palau' y que nunca hubieran obtenido sin el aval de la fortuna andorrana del clan catalán. La Udef subraya que el aval bancario de los Pujol «se extiende indefinidamente en el tiempo».

Las nuevas «dinamizaciones».

La Policía sostiene que los avales financieros a empresas que realizaron trabajos para CDC constituyen «una continuación de la actividad empresarial» de Jordi Pujol Jr. que, en este caso, busca «influencia en las instituciones democráticas».

Leer

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más el El Mundo

image beaconimage beaconimage beacon