Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Leopoldo López contesta la decisión judicial a través de una carta

dw.com dw.com 05/06/2014 Deutsche Welle

El dirigente opositor venezolano detenido afirma en la misiva, difundida por su partido, que la juez que decidió en la madrugada de hoy llevarlo a juicio y mantenerlo preso "vendió su conciencia".

El partido opositor Voluntad Popular dijo hoy que la justicia venezolana está "arrodillada" ante los intereses del Ejecutivo, al cuestionar un fallo por el cual su líder, Leopoldo López, seguirá encarcelado mientras es enjuiciado por instigación de las protestas contra el gobierno, que se iniciaron en febrero. El portavoz del partido y alcalde del municipio caraqueño de El Hatillo, David Smolanski, dijo que la decisión contra López es "otro episodio oscuro" de un poder Judicial "sometido a los intereses del Ejecutivo, arrodillado a Nicolás Maduro y a los intereses de Cuba".

En una rueda de prensa, el dirigente del partido mostró una carta que escribió López después del fallo en el cual la jueza Adriana López decidió que el político permanezca preso en la cárcel militar de Ramo Verde, en la ciudad vecina de Los Teques, mientras enfrenta juicio por varios cargos. En la carta, López afirma que la jueza recibió una llamada telefónica la noche del miércoles y luego "vendió su conciencia al poder corrupto", ratificando la medida que lo mantiene encarcelado.

Mensaje a Maduro

"Al cobarde de Nicolás Maduro (le digo) que tiene razón al tenernos miedo, con todo su abuso de poder, corrupción y antidemocracia. No podrán con el bravo pueblo venezolano, que logrará el fin de la dictadura por el camino popular, democrático y constitucional", indicó.

López enfrenta los cargos de incendio, instigación a la violencia y asociación para el delito, que prevén al menos diez años de cárcel. El dirigente fue acusado por el gobierno de haber instigado las protestas que se iniciaron el 12 de febrero pasado, cuando una marcha opositora que llegó a la Fiscalía General derivó en altercados.

López se entregó a la policía el 18 de febrero, después de ser acusado por el gobierno de instigar a la violencia. Las protestas antigubernamentales se prolongaron durante tres meses y dejaron al menos 42 muertos y más de 700 heridos. Junto con López serán encausados cuatro estudiantes detenidos durante la manifestación del 12 de febrero. En esa ocasión hubo dos muertos cerca de la Fiscalía y hay evidencias gráficas de que agentes de seguridad dispararon en medio del tumulto.

LGC (dpa / EFE)

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Deutsche Welle

image beaconimage beaconimage beacon