Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Los militares podrán apelar al juez togado en caso de ser arrestados

EL PAÍS EL PAÍS 04/06/2014 Jesús Duva

La Comisión de Defensa del Congreso ha aprobado hoy el proyecto de Ley Orgánica de Régimen Disciplinario de las Fuerzas Armadas, con el acuerdo de PP, PSOE y CiU, que han modificado el texto del Gobierno en lo relativo a igualdad de género y acoso sexual e introducen garantías para el arrestado, tales como que éste puede pedir ser llevado inmediatamente ante el juez togado. El resto de grupos parlamentarios representados por UPyD, La Izquierda Plural y ERC mostraron su oposición a este nuevo texto

El proyecto fue aprobado por la Comisión por 37 votos a favor, 3 en contra y 1 abstención, dando así luz verde al dictámen sobre el Régimen Disciplinario de las Fuerzas Armadas. La próxima semana seguirá su tramitación sometiéndose a debate y votación ante el pleno del Congreso y posteriormente pasará al Senado.

El acuerdo entre el PP y el PSOE, fundamental para sacar adelante el proyecto legislativo, se cerró después de que el partido del Gobierno  renunciara a sancionar a los miembros de los órganos de dirección de las asociaciones profesionales de guardias civiles por las decisiones que adoptaran y que pudieran incumplir el régimen disciplinario, según el diputado socialista Diego López Garrido. Esta posibilidad disciplinaria era una especie de inquietante espada de Damocles que pendía sobre las cabezas de los dirigentes de esas asociaciones.

La nueva norma mantiene el arresto de hasta ocho días por faltas leves, pero no todas las faltas leves serán castigadas con arresto, según López Garrido. Este resaltó otras importantes novedades como que las sanciones disciplinarias tendrán que ser motivadas; que el arrestado puede solicitar el habeas corpus, lo que supone su inmediata puesta a disposición judicial; y, además, que el arrestado no podrá ser interrogado ni prestar declaración hasta 48 horas después de ser sancionado. Este castigo en ningún caso será cumplido en celdas, sino en la unidad en la que esté destinado el militar o el guardia civil afectado.

Según el portavoz socialista, se ha conseguido que los arrestos por falta leve se limiten sólo para la violación de las reglas esenciales de comportamiento, y en muchos casos será imposible imponer un arresto. La futura ley tiene "especial cuidado" en materia de igualdad de género y acoso sexual, de tal forma que incurrirá en falta grave cualquier militar que, teniendo conocimiento de una discriminación por razón de género, no curse la correspondiente denuncia.

El Régimen Disciplinario prevé también que las manifestaciones callejeras que convoquen los miembros de las Fuerzas Armadas o de la Guardia Civil, siempre que sea haciendo uso de su condición militar, podrán ser suspendidas.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de EL PAÍS

image beaconimage beaconimage beacon