Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Muere el bisnieto del multimillonario John D. Rockefeller en un accidente aéreo

La Vanguardia La Vanguardia 17/06/2014 null

Barcelona. (Redacción).- Richard Rockefeller, bisnieto del famoso multimillonario magnate del petróleo y un gran filántropo estadounidense, John D. Rockefeller, ha fallecido a causa de un grave accidente al estrellarse la avioneta que pilotaba a las afueras de Nueva York, en las cercanías de un aeropuerto en White Plains.

Richard Rockefeller, que pilotaba el aparato aéreo solo, murió en el acto a la edad de 65 años. "Ha sido una tragedia horrible. Los familiares están conmocionados y muy apenados porque era un piloto muy experimentado", explicó en un comunicado la propia familia del multimillonario fallecido.

El bisnieto de Rockefeller pilotaba una aeronave Piper PA-46 que impactó contra el suelo cerca de las 8:10 de la mañana (hora local), kilómetro y medio al suroeste del aeropuerto de White Plains, según explicaba la agencia federal de aviación estadounidense (FAA) y según recoge el diario ABC.

Aún se desconocen las causas que pudieron originar el trágico accidente, pero no se descarta las malas condiciones climáticas tuvieran algo que ver. Richard, que se encontraba en Nueva York tras el 99 cumpleaños de su padre y, tras celebrarlo, cogió el aparato para volar hasta su casa, en Portland (Maine).

"La avioneta llegó a alcanzar los 30 metros de altura y en pleno contacto con la torre de control. En un momento dado giró inesperadamente sobre sí misma y terminó estrellándose", ha explicado uno de los controladores aéreos al periódico The New York Post.

Richard Rockefeller aparte de ser el bisnieto del famoso magnate y multimillonario John D. Rockefeller, era un reconocido médico que impartió clases en Maine hasta el año 2000, momento en el que entró a formar parte de Médicos Sin Fronteras. El trabajo que realizó durante estos últimos años estaba dedicado a mejorar los tipos de tratamiento para tratar el estrés postraumático entre los veteranos de guerra que regresaron tanto de Afganistán como de Iraq. Deja huérfanos a un hijo y una hija y a dos hijastros, además de sin abuelo a sus tres nietos.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de La Vanguardia

image beaconimage beaconimage beacon