Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Netanyahu atribuye a un secuestro de Hamás la desaparición de tres israelíes

EL PAÍS EL PAÍS 15/06/2014 Juan Gómez
Soldados israelíes durante el dispositivo de búsqueda en Hebrón, el 15 de junio de 2014. © HAZEM BADER Soldados israelíes durante el dispositivo de búsqueda en Hebrón, el 15 de junio de 2014.

El primer ministro de Israel, el conservador Benjamín Netanyahu, acusó el domingo al grupo islamista palestino Hamás de haber secuestrado a tres jóvenes judíos cuando regresaban de sus clases de religión en una colonia israelí en Cisjordania, el jueves por la noche. Netanyahu habló en inglés, para asegurarse la atención internacional. Este fin de semana, las fuerzas de seguridad israelíes detuvieron a más de 80 palestinos a los que relacionan con las desapariciones. Está en marcha un amplio dispositivo militar y policial de busca, con el que colaboran también las fuerzas de seguridad palestinas en Cisjordania. Las pesquisas se centran en ese territorio palestino y sobre todo en la zona de Hebrón, pero el Ejército también ha restringido los accesos a la Franja de Gaza.

El sábado, Netanyahu había responsabilizado del secuestro al presidente de la Autoridad Palestina, Mahmud Abbas, al que acusó de haber “abierto la puerta” de Cisjordania al grupo islamista. Hamás y el partido de Abbas, Al Fatah, alcanzaron un acuerdo de reconciliación el pasado abril. Hace poco más de una semana presentaron un nuevo Gobierno de unidad. Quieren acabar con siete años de división entre Cisjordania, donde gobierna Al Fatah, y la Franja de Gaza, controlada por los islamistas.

Netanyahu aseguró que el crimen es “consecuencia” de este acuerdo entre los palestinos, que aspiran a convocar unas elecciones unitarias en los próximos meses. La Organización para la Liberación de Palestina (OLP), de la que forma parte Al Fatah, tachó de “racistas” las declaraciones de Netanyahu, al que acusan de buscar pretextos para continuar su política de asentamientos.

Entre los detenidos por toda Cisjordania tras el secuestro se cuentan parlamentarios, religiosos y otros dirigentes de Hamás. Los palestinos aseguran que son más de 100 los arrestados. La pasada noche, la aviación israelí bombardeó además seis objetivos en Gaza, oficialmente en respuesta a recientes ataques con cohetes desde la franja palestina.

Enviar vídeo

Los secuestrados son Gilad Shaer y Naftalí Frankel, ambos de 16, y Eyal Yifrach, de 19 años. Frankel tiene además la nacionalidad estadounidense. Solo uno de ellos vivía en una colonia israelí en Cisjordania, pero los tres estaban haciendo autostop en la zona del asentamiento de Gush Etzion, en la denominada zona C de Cisjordania, bajo control de Israel. Las clases talmúdicas de las que regresaban se impartían en asentamientos judíos. Según se supo el domingo por la tarde, uno de ellos logró hablar con la policía por teléfono pasadas las diez de la noche del jueves: “Nos han secuestrado”, dijo.

La Autoridad Nacional Palestina rechaza ser responsable de la seguridad de las colonias israelíes. Hamás, por su parte, alabó el secuestro , pero de momento no se lo ha atribuido. Otras reivindicaciones, como la publicada por un grupo que se dice parte del Estado Islámico de Irak y Levante (EIIL), siguen sin confirmación.

Netanyahu pidió a sus ministros que sean comedidos al hablar del secuestro. Naftalí Bennet, ministro de Economía y corifeo de la ultraderecha nacionalista israelí, ignoró la consigna tanto en Facebook como durante una visita el domingo al pueblo de uno de los chicos, Nof Ayalon. Se le sumó su colega de Exteriores, Avigdor Lieberman, que dijo en una entrevista que Israel “no liberará presos” a cambio de la libertad de los secuestrados. En 2011, Israel liberó a mil prisioneros palestinos a cambio del soldado Guilad Shalit, tras cinco años cautivo de hamás en Gaza.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de EL PAÍS

image beaconimage beaconimage beacon