Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Nuevo Surface, nuevo Mac: Microsoft y Apple se la juegan esta semana

Logotipo de El Confidencial El Confidencial 25/10/2016 J. E.

Nuevos Macs, un Surface de sobremesa y alguna que otra sorpresa bajo la manga. El futuro más inmediato de Apple y de Microsoft se define a lo largo de una semana en la que ambas firmas presentan nuevos productos y en la que Apple presentará sus últimos resultados trimestrales que ofrecerán un primer vistazo a las ventas del iPhone 7.

No pinta bien ese resultado trimestral para Apple y, si hacemos caso a los analistas, a la firma debería importarle más bien poco. Tal y como indica Business Insider, esas posibles bajas ventas del iPhone 7 tienen una doble lectura. Apple mantendrá la tendencia a la baja iniciada en los últimos trimestres pero la base de usuarios de iPhone con un teléfono a punto de renovar está creciendo de manera exponencial de cara al lanzamiento del siguiente iPhone, del que incluso se especula ya que se llamará iPhone 10, ya que marcará el décimo aniversario del 'gadget' que ha marcado el pasado más reciente de la compañía.

Timothy Arcuri, analista tecnológico, pone los números sobre la mesa: "El 43% de los usuarios de iPhone estarán listos para renovar el terminal a finales de 2017". En ese porcentaje (cuya tabla puedes ver baoj estas líneas) entran los dueños de un iPhone 4s hasta los que se hicieron con un 6s. Meter a los compradores de este último en el saco no deja de ser algo aventurado. Un estudio de Gartner aseguraba que los hábitos de uso han cambiado y que ahora el ciclo de un teléfono móvil se alarga hasta los dos años y medio.

Pero el evento de Apple del jueves poco tiene que ver con el futuro del iPhone. Apple necesita insuflar vida a un catálogo que se podría definir con un adjetivo: estancado. Las ventas del Watch siguen sin hacerse públicas (aunque se publicite como el segundo fabricante del planeta, por detrás de Rolex), las del iPad continúan a la baja (a pesar de la llegada del modelo Pro entre finales de 2015 y principios de 2016) y las de Mac, aunque más o menos estables, también han iniciado un ligero descenso.

iPad vendió 10 millones de unidades en el pasado trimestre, por las 10,9 del mismo periodo del año anterior, y en telefonos la cifra tampoco fue esperanzadora: 40,4 millones por los 47,5 del mismo trimestre en 2015. Las ventas de Mac también se resintieron con una pérdida de medio millón de unidades: 4,3 frente a 4,8 millones.

Es ahí, en la familia de ordenadores de sobremesa y portátiles, donde Apple quiere recuperar parte del ritmo perdido.

Macbook: fiarlo todo al 'teclado mágico'

El MacBook Pro, el portátil de gama alta de Apple, está listo para una renovación. El último MacBook Pro data de junio de 2012 mientras que los modelos con pantalla retina son algo más jóvenes: la última versión llegó al mercado en mayo de 2015. Lo habitual en este último caso era que la firma mejorara el inventario cada 250 días, pero ya han pasado más de 500 días lo que ha llevado a pensar que el cambio será algo más que pura estética.

El factor que mas ha llamado la atención en el terreno de las filtraciones es el famoso teclado mágico. Esa barra OLED, que supuestamente suplirá la fila superior, será una pantalla táctil que mostrará información de la aplicación que esté abierta en ese momento y que cada firma podrá moldear a su gusto.

Según Forbes, Apple presentará dos nuevos modelos de MacBook Pro, de 13 y 15 pulgadas, junto a un tercero, también de 13 pulgadas. De este último se rumorea un nuevo modelo de MacBook Air o un nuevo MacBook. En el caso de la familia Air, la llegada del MacBook el año pasado parece haber hecho mella en un equipo que ha perdido gran parte de su razón de ser más allá de ser, ahora mismo, el portátil de gama más baja para quien quiera hacerse con un Mac.

Si tienes pensado hacerte con uno, debes armarte de paciencia porque los analistas predicen un inventorio algo corto durante las primeras semanas. "La producción ha comenzado bastante tarde para un lanzamiento que se va a producir este mismo mes", explicaba Rhoda Alexander, de IHS Markit Technology, a Forbes.

Microsoft: Surface y ¿un nuevo móvil?

Surface se ha demostrado como una tableta más que competente dentro de su (elevado) rango de precios. El problema, para Microsoft, han sido unas ventas que no han llegado a despegar hasta la fecha. Según cifras hechas públicas en los primeros meses del año, Microsoft está alrededor del millón de Surface vendida al trimestre, una cifra bastante por debajo de lo que Apple coloca en el mercado. Se da la paradoja que, en este preciso sector, el producto de Microsoft es más caro que el de Apple.

En el evento parecen seguros dos anuncios: un ordenador de sobremesa (Surface Studio) y un móvil (Surface Dial). Del primero dan fe algunas filtraciones de patentes del ordenador en sí (muy similar a un iMac), un teclado y un ratón. En el ámbito de la telefonía móvil, que la familia Lumia haya dejado de ser una prioridad para la firma no implica que haya perdido el interés por este sector.

Tras Surface Pro 4, todo parece listo para que el próximo miembro de la familia sea un ordenador de sobremesa. (Foto: Pablo López Learte) © Proporcionado por El Confidencial Tras Surface Pro 4, todo parece listo para que el próximo miembro de la familia sea un ordenador de sobremesa. (Foto: Pablo López Learte)

Si los rumores son ciertos, Dial será el enésimo intento de Microsoft por hacerse un hueco en un sector en el que siempre ha salido herido. Los rumores hablan de un teléfono que apostará por la seguridad, como lo hiciera el Note 7, con doble tecnología de autenticación, tanto por huella dactilar como por escáner de iris.

Que la firma haya colocado Windows 10 no sólo en ordenadores, sino también en tabletas y consolas es una prueba más de la importancia que confiere al 'software', que siempre ha sido uno de los ejes de su estrategia. Ahora quiere que el 'hardware' sea también una pieza a tener en cuenta en su maquinaria comercial.

Con algunos analistas pronosticando un alza en las ventas de tabletas (en particular de Surface), los próximos movimientos de Microsoft se van a estudiar con lupa, comenzando por el catálogo que se desvele este mismo miércoles.

© Externa
Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de El Confidencial

image beaconimage beaconimage beacon