Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Ordenadores de lujo, 3D y Office: el plan de Microsoft para reinventar Windows

El Confidencial El Confidencial 27/10/2016 J. Esteve

La rama de Microsoft dedicada al 'hardware' va en serio. Esta nueva etapa en que la firma ha decidido apostar por fabricar ordenadores, tabletas y portátiles, cuyo último capítulo vivimos ayer con el estreno del Surface Studio, pone sobre la mesa los planes de la firma para perpetuarse no sólo como fabricante de 'software' con Windows 10 sino también como un competidor en 'hardware'. Un competidor para muy pocos bolsillos, cabría añadir.

Que el modelo de Surface Studio más barato vaya a costar 2.900 dólares y que el más caro se vaya a más de 4.000 es una declaración de intenciones: este no es un ordenador para las masas. El nuevo producto de Microsoft va enfocado a profesionales, en especial del diseño y la firma no lo ha disimulado en los diversos vídeos promocionales que ha emitido durante el anuncio. La táctica parece dirigida a llamar la atención al usuario al que Apple, tradicionalmente, ha encandilado desde hace años. Pero es un usuario de un nicho muy específico.

La cuota de mercado de Mac estaba alrededor del 7% en 2016 según datos de diversas consultoras, lo que implica que los ordenadores con Windows tienen una posición cómoda de dominio. Si la carrera de Microsoft ya está ganada de antemano, ¿qué necesidad tiene de vender un 'hardware' que está al alcance de muy pocos usuarios?

I don't understand. Microsoft appears to be pushing really hard to, apparently, try and steal Apple's "artist" audience.

— Whitson Gordon (@WhitsonGordon)

26 de octubre de 2016

Los elevados precios de algunos de sus productos han dado la razón a los críticos con esta decisión. El Surface Book, un 2 en 1 que ha cosechado grandes opiniones a favor, no se ha ganado el favor de los consumidores que han optado por productos más asequibles.

El análisis de los datos de uso de usuarios de productos de Microsoft desveló, hace unos meses, que Surface Pro 3 era más popular que su hermana mayor (Pro 4) y que la popularidad de Surface Book estaba bajo mínimos: un 3,6% de usuarios de Microsoft se han hecho con uno. Que ese 2 en 1 esté en un número de reducido de mercados, entre los que no está España, tampoco ayuda a la hora de vender unidades. Y no hay que olvidar que las Hololens, ahora mismo, se venden por una cifra cercana a 3.000 dólares.

¿Ayudará un ordenador cuyo modelo más básico cuesta casi 3.000 dólares a que esas ventas repunten? Es una apuesta muy arriesgada pero con la que Microsoft manda un mensaje claro: los usuarios de un Studio van a ser una elite como en su día lo fueron los que tenían un Mac.

Windows y Office, los pilares

Tras el fiasco de Windows 8, Microsoft ha vuelto a la senda correcta con Windows 10, un sistema operativo que suma adeptos a medida que pasa el tiempo y que, tras una primera actualización este verano, esta listo para recibir novedades en la próxima primavera.

Pese al bombo que le han dado, no parece que los cambios presentados vayan a tener un impacto significativo. Microsoft ha cimentado su propuesta en tres ejes: comunicación con los contactos más cercanos, eSports y creación de contenidos 3D.

Realidad virtual y realidad aumentada son dos de los nuevos espacios que Windows pretende colonizar. (Reuters) © Proporcionado por El Confidencial Realidad virtual y realidad aumentada son dos de los nuevos espacios que Windows pretende colonizar. (Reuters)

Ese primer punto, la comunicación con aquella gente más cercana, es interesante ya que pretende convertir Windows 10 en un 'hub' en el que intercambiar mensajes sea cosa de pocos 'clicks' . Que se integre Beam, la tecnología de retransmisión que compró unos meses atrás, parece uno de esos movimientos que llegan demasiado tarde

En un mercado de 500 millones de espectadores y con dos grandes jugadores ya establecidos (Twitch y YouTube), hacerse con un hueco del pastel parece una empresa bastante complicada.

La creación de contenidos 3D, así como el acuerdo para llevar la realidad virtual a Windows 10, parecen puntos menores a los que se ha dado demasiado bombo. Con los grandes fabricantes de realidad virtual ya en el mercado, todavía se desconoce si la tecnología tendrá un impacto más allá de la comunidad de jugadores.

La apuesta que siempre es segura es Office. La pata de negocio responsable de cerca de un cuarto de los ingresos de la firma tuvo una presencia escasa en el evento de ayer. Que Microsoft vaya a dedicarle un evento por separado es una prueba más de la importancia de la 'suite' ofimática dentro de la apuesta por la productividad de Microsoft. Una apuesta a la que ahora se une una gama de productos de lujo cuyo impacto en el mercado está por ver.

El nuevo Surface Studio tiene la pantalla más fina que se ha fabricado hasta la fecha. (Reuters) © Reuters El nuevo Surface Studio tiene la pantalla más fina que se ha fabricado hasta la fecha. (Reuters)
Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de El Confidencial

image beaconimage beaconimage beacon