Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Papa Francisco: "No me gusta hablar de violencia islámica"

dw.com dw.com 01/08/2016
El papa Francisco durante su visita a Polonia © 2016 DW.COM, Deutsche Welle El papa Francisco durante su visita a Polonia

Tras el atentado islamista contra una iglesia católica en el norte de Francia, el papa Francisco advirtió hoy que no hay que igualar islam con violencia.

El papa Francisco volvió a pedir hoy (31.07.2016), durante el vuelo en el que regresaba a Roma desde Cracovia, que no se identifique al islam con el terrorismo y aseguró que también hay fundamentalistas católicos.

"No me gusta hablar de violencia islámica", dijo el jefe de la Iglesia católica en el vuelo de regreso de Cracovia a Roma. También los católicos cometen crímenes, añadió. Todos los días lee en el diario sobre hechos violentos en Italia "y son católicos bautizados, son católicos violentos", sostuvo. "Creo que no es correcto identificar al islam con violencia".

En todo grupo religioso, hay un pequeño grupo de fundamentalistas, dijo el papa. No todos los musulmanes son violentos, así como tampoco todos los católicos, agregó.

Francisco ya había defendido con decisión este concepto en el vuelo hacia la ciudad polaca para participar en la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) cuando manifestó que el mundo está en guerra, pero que "no se trata de una guerra entre religiones".

Estado Islámico “si es violento”

En cambio, manifestó que el denominado Estado Islámico "sí se puede decir que es violento" cuando enseña cómo degüella, "pero este es un grupo fundamentalista y se llama Estado Islámico, pero no se puede decir y no es verdad y tampoco justo decir que el islam es terrorista", reiteró.

Desde su discursos a los jóvenes para que no reaccionen "al odio con odio" y prefieran el diálogo hasta la oración que pronunció en la iglesia de san Francisco de Cracovia para "convertir los corazones de los terroristas y se den cuenta del mal que hacen".

Cauto frente a otros temas

Por otra parte, Francisco estuvo mucho más cauto a la hora de contestar a otras preguntas de actualidad como la situación en Turquía tras el fallido golpe de Estado, de la que dijo que aún no se puede expresar hasta que no conozca bien lo que ha ocurrido ya que "aún no está claro".

Lo mismo ocurrió sobre Venezuela, donde sólo confirmó la posibilidad de que el Vaticano pueda entrar en el grupo de ex presidentes mediadores para sacar al país de la crisis.

FEW (dpa, Reuters, EFE)



Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Deutsche Welle

image beaconimage beaconimage beacon