Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Por qué Apple quiere convertirse en una compañía eléctrica

El Confidencial El Confidencial 10/08/2016 Teknautas

Apple se ha unido en los últimos años al selecto grupo de firmas tecnológicas (Google, Microsoft, Amazon) que han optado por invertir en energías renovables para alimentar sus necesidades energéticas. Pero sólo Apple (y Alphabet, que lo logró años atrás) tiene permiso del gobierno de Estados Unidos para convertirse en una compañía eléctrica. A partir de ahora. la firma de la manzana puede vender electricidad.

Las implicaciones de esta medida se pueden resumir en tres puntos: le permite presentarse como una compañía responsable con el medio ambiente frente a sus accionistas, le independiza respecto a las red eléctrica convencional y le ahorra una interesante cantidad en concepto de impuestos. 

Un estudio del departamento de Energía de Estados Unidos asegura que cada planta de un centro de datos consume entre 10 y 50 veces más que una planta de un edificio de oficinas convencional. Y Apple, como muchas de las grandes tecnológicas, se ha posicionado no sólo en la venta de 'hardware' sino también en la oferta de servicios de almacenamiento en la nube (iCloud) o de comercio 'online' vía Appstore.

Granja solar en el desierto del Mojave. (Reuters) © Proporcionado por El Confidencial Granja solar en el desierto del Mojave. (Reuters)

Esa demanda a la alza hace que las cifras que manejan las grandes firmas tecnológicas vayan a destrozar todas las previsiones. En 2014, consumieron 8,3 millones de MWh y el cálculo se dispara de cara a 2020: se estima que la cifra estará entre los 18,5 y los 37 MWh. 

La maniobra de Apple le permitirá vender a la red el excedente de producción que no vaya a utilizar de la planta de energía solar que First Solar, firma del sector, tiene en Monterey. Ese movimiento le costó a Apple cerca de 760 millones de euros y le ofrece a cambio 130 megavatios de energía solar durante los próximos 25 años. 

Con esa cifra, Apple tendrá energía de sobra para poner en marcha todo su entramado de fábricas, tiendas y oficinas pero, más importante, le ahorrará a la compañía cientos de millones de dólares en la factura de la luz. 

La de Monterey no es la única granja solar de Apple, ya que la tecnológica también cuenta con infraestructuras en Nevada y Arizona. La primera produce 20 megavatios mientras que la segunda, todavía en construcción, llegará hasta los 50 megavatios.

(Reuters) © Proporcionado por El Confidencial (Reuters)

Que Apple esté interesada en entrar en el negocio de la energía tiene una explicación económica. El gobierno de Estados Unidos ofrece incentivos fiscales a las grandes compañías para promover el uso de energías renovables. Uno de ellos asciende hasta el 30% del coste de una infraestructura de este estilo mientras que cada KWh producido en una de estas instalaciones recauda 2,3 centavos del Estado.

Tener una granja solar no sólo adelgaza la factura de la luz sino que ayuda a recortar costes. De tener un excedente que se pueda volcar a la red eléctrica, el aumento en los ingresos es todavía mayor.

Apple ha sido la primera pero Amazon, Facebook y Google parecen encaminadas a seguir los mismos pasos que la firma de Cupertino para que, en el futuro, tu próxima foto de perfil no tenga una huella de carbono en nuestro planeta.

(Rueters) © Reuters (Rueters)
Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de El Confidencial

image beaconimage beaconimage beacon