Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Rajoy bajará del 30% al 25% el tipo de sociedades de las grandes empresas

EL PAÍS EL PAÍS 31/05/2014 Carlos E. Cué
El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy © Susanna Sáez El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy

El Gobierno quiere recuperar impulso cuanto antes después del enorme castigo electoral sufrido por el PP en las elecciones europeas, en las que perdió 2,5 millones de votos. Y, como ha explicado el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, no lo va a hacer con cambios en el Ejecutivo, sino con medidas económicas que lancen mensaje más positivo y agraden sobre todo a su electorado. Rajoy ha aprovechado su presencia en un foro empresarial en Cataluña, en la reunión del Círculo de Economía, para empezar a anunciar esas medidas con las que el Ejecutivo, antes del verano, tratará de llenar la agenda y cambiar el ambiente político.

El plan de 6.300 millones en realidad incluye partidas ya asignadas de fondos europeos y otras fórmulas

El presidente ha anunciado este sábado que el próximo viernes el Ejecutivo presentará un plan de medidas para el crecimiento, la competitividad y la eficiencia. Y además, ha ofrecido detalles de la reforma fiscal que se presentará en junio, probablemente a finales. El Gobierno, ha anunciado, rebajará el tipo nominal del impuesto de sociedades que corresponde a las grandes empresas del 30% al 25%. Rajoy ha explicado que esta bajada será gradual a lo largo de dos años, no toda en un año, pero se empezará ya a aplicar en 2015, un año clave porque hay elecciones autonómicas y municipales en mayo y generales a finales de año.

Enviar vídeo

Rajoy sobre Cataluña: "No me pueden pedir que incumpla la ley". Ha asegurado que no se niega a reformar la Constitución, aunque antes pide saber "para qué".

El 30% es el tipo que pagan las grandes empresas. Sobre el reducido, el 25%, que se aplica a las pequeñas y medianas, el presidente no ha hecho ningún anuncio. Aunque sí ha dicho que la idea es acercar el tipo nominal y el real. Las empresas más grandes y multinacionales, las del Ibex 35, según ha denunciado en varias ocasiones Cristóbal Montoro, se acogen a tantas deducciones que al final su tipo real es del 5%, según el ministro de Hacienda. Por eso el Gobierno prepara una revisión de esas deducciones para acercar el tipo nominal al real.

Rajoy ha aprovechado su discurso en la clausura de la XXX reunión del Círculo de Economía de Sitges para anunciar también la aprobación antes del verano de un nuevo paquete de medidas para favorecer el empleo, que incluirá la modernización de los servicios públicos de empleo, la reforma del sistema de formación y el plan de implantación de la garantía juvenil. El presidente también ha aprovechado su discuros para anunciar que renovarán el plan PIVE para fomentar la compra de vehículos.

más información
  • Los parados que ya no buscan empleo crecen un 21% desde 2011
  • El paro de larga duración en España se enquista
  • España se rezaga en el objetivo de empleo europeo para 2020

El plan que ha avanzado hoy Rajoy, según ha asegurado, constará de una inversión total de 6.300 millones de euros, de los cuales unos 2.670 millones provendrían de la iniciativa privada y 3.630 del sector público "sin aumento del gasto". El Gobierno sigue bajo vigilancia de Bruselas y no puede aumentar el gasto público, por lo que se trata de partidas ya recibidas o asignadas a través de fondos europeos u otras fórmulas. El presidente ha subrayado que en el momento actual es "vital" acelerar la reincorporación del elevado número de desempleados al mercado de trabajo para que participen de la reactivación económica.

El jefe del Ejecutivo ha subrayado también que la mejora de la evolución del mercado laboral ya no es un fenómeno coyuntural, sino estructural, y ha mantenido la costumbre instalada últimamente en el Ejecutivo de adelantar los datos de paro unos días antes de que se hagan públicos cuando son positivos, algo muy criticado por la oposición. Rajoy ha asegurado que las cifras que se conocerán el próximo martes sobre paro registrado y afiliaciones a la Seguridad Social serán muy positivos, "desconocidos en mucho tiempo". Después de la pésima Encuesta de Población Activa del primer trimestre, que detectó una destrucción de 184.000 empleos, el Gobierno se ha concentrado en dar relevancia a los datos sobre todo de paro registrado y afiliaciones en abril, un mes muy positivo para el empleo. Mayo también lo es. Y junio. El Ejecutivo aprovechará estos meses hasta que lleguen los malos, los de destrucción de empleo tras el verano, para reivindicar la recuperación y tratar así de salir del bache político en el que le han colocado las elecciones, ya que a pesar de la victoria sobre el PSOE el resultado ha sido el peor de la historia reciente del PP.

El Gobierno prepara también una revisión de las deducciones de empresas para acercar el tipo nominal al real

Rajoy admitió el "malestar social" que han mostrado las elecciones. Anton Costas, presidente del Círculo de Economía, aseguró que las crisis sociales se suelen producir justo cuando empieza a llegar la recuperación, y Rajoy admitió esa inquietud. "Es verdad, cuando comienza la recuperación económica es cuando llega la crisis social porque al principio la recuperación no llega a la gente", aseguró el presidente. "Es difícil de explicar que comienza la recuperación y a muchos españoles todavía no le ha llegado. Esto lleva su tiempo, es difícil resolver los temas en media hora". "Cuando todo está mal la gente asume que está así, pero pero cuando va mejor la gente quiere que le vaya mejor. Lo tendremos que explicar", razonó el presidente para concluir: "No le puedo decir a un ciudadano que perdió ayer su puesto de trabajo que esto está estupendo. Pero esto tiene mejor pinta".

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de EL PAÍS

image beaconimage beaconimage beacon