Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Rebecca Solnit

Notodo Notodo 28/09/2016 José Angel Sanz
Imagen principal del artículo "Rebecca Solnit" © La Fábrica 2014 @ Imagen principal del artículo "Rebecca Solnit"

'Wanderlust', dice la santa y santificada Wikipedia, es "pasión de viajar". Además de un préstamo lingüístico del alemán que se está colando últimamente por la pequeña pantalla para vendernos un coche. Responde a ese imperativo que sienten algunos por endosarse el calzado más cómodo que haya a mano y ponerse a deambular de aquí para allá, a veces sin rumbo fijo. Recuerda a otro préstamo, en este caso francés; ‘flânerie’, que es el arte del vagabundeo.

Ambos, el germánico y el galo, son términos para describir cierta actitud ante la vida hasta cierto punto indescifrable vista desde fuera e intransferible para el que la realiza. En efecto, es casi imposible no sospechar al toparse con alguien que no tiene prisa por llegar a alguna parte y cumplir un horario. No darle vueltas a qué le pasará al que siente el fuerte imperativo de caminar y lo antepone a otros. Cuando abundan modos de desplazarse más rápidos y efectivos.


Por aquí van los tiros de este fantástico libro escrito por Rebecca Solnit, en el que aborda las implicaciones políticas, culturales, filosóficas, sociales, estéticas y sexuales, entre otras, del acto que nos distingue del resto de especies animales. Es conocido que Steve Jobs invitaba a dar un paseo por las cercanías de su casa al que se presentaba ante él con cualquier idea, ya fuera un programador raso o un inversor de primer nivel. Solnit recuerda que el caminar le funcionaba también a Andre Breton, a Jane Austen, a Gary Snyder, a William Wordsworth o a Rousseau, que reconocía que “mi cuerpo tiene que estar en movimiento para hacer andar mi mente”. O a Kierkegaard, del que se decía que las calles de Copenhague eran su sala de visitas.

Solnit explora esa vinculación entre el hecho de caminar y el hecho de pensar. Cuando mente, cuerpo y paisaje, o mundo, se encuentran alineados en un sentido casi literal. Leer este Wanderlust es pasear por una avenida repleta de vistas a hallazgos de todo tipo, siempre acompañados por la mirada culta de una autora que ha hecho un inmenso esfuerzo de compilación de infinidad de datos y anécdotas. Una avenida que conecta París con Mahattan, Londres, Las Vegas o el interior de Australia.

Solnit es editora colaboradora de Harper’s Magazine y una reconocida activista política. Desde los años 80 ha estado en cabeza de movimientos sociales que pasan por la defensa de los derechos humanos, la igualdad de derechos entre géneros o el ecologismo. Su investigación acerca de cómo la sociedad civil se recompone después de sufrir una tragedia le llevó a publicar en 2009 Un paraíso construido en el infierno en el que daba visibilidad a las comunidades nacidas después de desastres como el del huracán Katrina.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Notodo

image beaconimage beaconimage beacon