Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Sacyr propone hoy a su junta que sus consejeros sigan cobrando aunque el grupo registre pérdidas

Logotipo de La Vanguardia La Vanguardia 12/06/2014 null

Madrid. (EUROPA PRESS).- Sacyr propondrá a la junta de accionistas que celebra hoy jueves, 12 de junio, modificar sus estatutos sociales para suprimir uno de los puntos del capítulo de la remuneración del consejo, el que hasta ahora obligaba a sus consejeros a devolver a la empresa los importes cobrados por sus puestos durante un ejercicio en caso en que se cerrara en pérdidas.

El grupo de construcción solicita así a la asamblea eliminar el párrafo del artículo 43 de los estatutos que indica que "si en un ejercicio no hubiera beneficios, los consejeros estarían obligados a la restitución del 100% de lo efectivamente abonado por conceptos diferentes a remuneraciones por asistencia".

De hecho, los consejeros de Sacyr no percibieron los importes correspondientes en 2009 para compensar lo cobrado en 2008, después de que este ejercicio concluyera en pérdidas. La compañía también cerró en 'números rojos' en 2012, por el ajuste de la inversión en Repsol, y en 2013, por provisiones por las obras del Canal de Panamá.

En el informe del consejo de Sacyr sobre sus propuestas a la junta, el grupo que preside Manuel Manrique indica que este cambio en sus estatutos pretende "dotar de mayor claridad y simplicidad a la regulación de la retribución de los miembros del órgano de administración y actualizar las partidas de los consejeros ejecutivos a las tendencias generalizadas en sociedades cotizadas". La compañía también espera que "redunde en la retención y captación del talento en su órgano de administración".

Emisión de bonos por 80 millones

Entre el resto de los puntos del orden del día de la junta de Sacyr, que no incluye pago de dividendo alguno, figura la solicitud de autorización para poder emitir títulos de deuda convertibles en acciones de la compañía por un importe máximo de 800 millones de euros y para ampliar capital en un máximo de 251 millones.

Sacyr celebra su junta tras prácticamente culminar el proceso de saneamiento y consolidación del balance realizado en los últimos ejercicios, y mientras está inmersa en el desarrollo de sus negocios tradicionales, fundamentalmente en el exterior.

De hecho, la compañía ha indicado que destinará a impulsar sus divisiones de concesiones de infraestructuras y construcción industrial, ambas en plena expansión internacional, los 416 millones de euros que captó el pasado mes de abril en una doble operación de ampliación de capital y la emisión de bonos convertibles.

La asamblea tendrá además lugar antes de que el próximo mes de septiembre Sacyr y sus bancos comiencen a negociar el próximo mes de septiembre la deuda que la constructora tiene vinculada a su participación del 9,23% en Repsol, que presenta un saldo de 2.337 millones de euros y que vence el 31 de enero de 2015, según informaron a Europa Press en fuentes del sector.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de La Vanguardia

image beaconimage beaconimage beacon