Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Suárez en 1975: “Fraga sería un desastre como presidente”

EL PAÍS EL PAÍS 28/04/2014 El País

Adolfo Suárez dijo en octubre de 1975 a representantes de la Embajada de EE UU en Madrid que Manuel Fraga provocaba “una profunda desconfianza” por lo que “sería un desastre como presidente” y no era el político adecuado para pilotar la transición que se abriría un mes después con la muerte de Franco.

Así lo refleja un cable del Departamento de Estado norteamericano recientemente desclasificado y difundido hoy por la cadena SER. Entre los más de dos millones de documentos que abarcan desde 1973 a 1977 —bajo los mandatos de los presidentes Nixon, Ford y Carter— figura una nota del entonces embajador estadounidense en Madrid, Wells Stabler, fechada el 3 de septiembre de 1975, en la que atribuía al todavía príncipe Juan Carlos el temor a no poder mantener el apoyo del Ejército “más allá de cuatro años” si el cambio de régimen no llegaba pronto y no se prestaba mayor atención a las necesidades de material y personal de las Fuerzas Armadas.

Adolfo Suárez y Manuel Fraga conversan ante un guardia en el Palacio Real, durante la recepción con motivo del décimo aniversario de la Constitución. © Luis Magán Adolfo Suárez y Manuel Fraga conversan ante un guardia en el Palacio Real, durante la recepción con motivo del décimo aniversario de la Constitución.

El 26 de mayo de ese mismo año, el embajador escribe que el Príncipe había rechazado el consejo del entonces presidente francés Giscard D´Estaing de marcharse de España durante el periodo de incertidumbre provocado por los problemas de salud del dictador, porque creía que “una ausencia prolongada en estos momentos le perjudicaría”. Don Juan Carlos le había confesado también sentirse “aislado e ignorado” por la familia Franco.

Stabler consiguió ganarse la confianza del futuro jefe de Estado, pero una indiscreción del embajador estadounidense en Rabat, que comentó con su homólogo francés el contenido de estas notas confidenciales, estuvo a punto de dar al traste con esta relación y provocó la indignación del representante de Washington en Madrid.

Los documentos, que han sido recopilados por el portal Wikileaks, reflejan también las tensiones que rodearon la renovación del convenio entre España y EE UU en materia de defensa y la negativa del general Manuel Gutiérrez Mellado, mano derecha de Suárez, a permitir la escala de buques nucleares en puertos civiles como Palma de Mallorca o Barcelona.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de EL PAÍS

image beaconimage beaconimage beacon