Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Tánger Gool

Logotipo de Notodo Notodo 21/10/2016 Lola J.C Elkin
Imagen principal del artículo "Tánger Gool" © La Fábrica 2014 @ Imagen principal del artículo "Tánger Gool"

Cada vez son más los directores y directoras que se atreven a señalar y denunciar, a través de sus películas, el machismo y la desigualdad de género en los países árabes. Esto se hace casi siempre en un tono trágico y sobrio a veces necesario para dar fuerza al mensaje, otras no. Es el caso del realizador español Juan Gautier que en Tánger Gool nos presenta la cara más vital, moderna y positiva de la juventud marroquí, para muchos desconocida.

“Los españoles no son extranjeros para nosotros, pero nosotros para ellos sí” dice un hombre cualquiera a la cámara mientras disfruta del clásico Barça-Madrid en un bar de Tánger. Remediar este distanciamiento entre las dos culturas es en parte del objetivo de este documental ficcional protagonizado por la actriz marroquí Soufia Issami, el actor Ahmed Younoussi (conocido en España por la serie El Príncipe), Mochine, Sisqo y Tarik, todos ellos —salvo Issami— personajes reales interpretándose a si mismos. Con el pretexto de un encuentro de fútbol femenino entre el Atlético de Madrid Féminas y el equipo local Al Bougazh de Tánger, Gautier nos habla sobre las diferencias de género, racismo y desigualdad social, poniendo el foco en la necesidad de dar mayor visibilidad al deporte femenino en la sociedad árabe.


En el film el deporte rey pasa de ser un mero entretenimiento “separatista”, que divide a las personas por equipos, a ser el nexo de unión entre culturas y géneros. Tanto si eres español, europeo o ciudadano del mundo vas a poder empatizar con el deseo de alguien que lucha por superarse y crecer como persona, ya sea proponiéndose ambiciosos objetivos o con propósitos tan modestos pero contundentes como jugar un partido de fútbol siendo mujer en un país anquilosado de prejuicios machistas.
"Al final todos buscamos lo mismo: tener una pasión y creer en ella. Luchar por ser la persona que quieres ser": el mensaje está claro y supone un soplo de aire fresco a una causa que a veces queda diluida en la contaminación clasista y patriarcal a la que estamos expuestos cada día. 

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Notodo

image beaconimage beaconimage beacon