Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Twitter ultima su venta al mejor postor (y hará millones con tus datos)

El Confidencial El Confidencial 27/09/2016 S. Ferrer

La compra de Twitter es como un orgasmo: si piensas mucho en ella, se va. Los rumores sobre la adquisición de la red social, como los calendarios de bomberos en pelota picada, vuelven a los medios de forma recurrente. El último capítulo de la historia llegó el viernes pasado, cuando la 'CNBC' aseguró que su venta estaba cercana, con Google —siempre en todas las quinielas— y Salesforce.com como principales interesados. Ayer, Disney y Microsoft se unieron a la lista de candidatos. La transacción, que podría tener lugar antes de acabar el año, provocaría que los jugosos datos de esta empresa antaño codicada pero todavía deseada cambiaran de manos.

La noticia del pasado viernes disparó las acciones de Twitter en bolsa un 21% el mismo viernes aunque, una vez pasada la emoción inicial, ha comenzado el descenso perdiendo un 3% al comienzo de esta semana. La pregunta es qué puede atraer de una red social que, desde su nacimiento hace una década, se ha derrumbado en interés, relevancia, número de usuarios y hasta valor bursátil.

La respuesta no sólo está en los datos que generan sus más de 300 millones de usuarios activos, responsables de los 6.000 tuits que se envían cada segundo. También en el valor de la red social como medio: "Como herramienta de comunicación en tiempo real es espectacular, no veo otra más potente", asegura a Teknautas el fundador de Coches.com e inversor de 'startups' Iñaki Arrola.

Cotización de Twitter en los tres últimos días © Proporcionado por El Confidencial Cotización de Twitter en los tres últimos días

Una necesidad para Google

En opinión de Arrola, Google "no puede permitirse el lujo" de que Twitter acabe en manos de un rival como Facebook, que "ya lo ha comprado todo". Tras la adquisición de WhatsApp e Instagram, la red de 'microblogging' es, junto con Snapchat, el último 'Pokémon' por atrapar. "En Facebook ves lo que ha pasado el día de antes, en Twitter lo que está pasando ahora. Nadie tiene eso", comenta el inversor.

Menos lógico parece el interés de Salesforce.com, una empresa de computación en la nube que genera más de 7.000 millones de euros al año y que ya intentó comprar LinkedIn —que al final se llevó Microsoft por más de 26.000 millones de dólares—. Sin embargo la compañía ya posee Chatter, una plataforma que fusiona Facebook y Twitter.

Además del poder de Twitter como herramienta de comunicación, la red social es un paraíso de datos: qué interesa a los consumidores, qué no les interesa, qué está de moda, quién es 'influencer'... Un jugoso regalo para cualquier empresa de internet del que Google ya disfruta parcialmente: el año pasado ambas compañías firmaron un acuerdo para que los mensajes de la red de 'microblogging' aparecieran en las búsquedas de su rival.

La última incógnita de este culebrón, además de quién y cuándo, es cuánto. Medios como 'Recode' hablan de cifras similares a las de LinkedIn, de casi 27.000 millones de euros, aunque no descartan cifras más humildes en torno a los16.000 millones. Mientras los posibles compradores afilan las carteras, Twitter se enfrenta al dilema de vender cuanto antes o correr el riesgo de convertirse en un futuro Yahoo, que acabó vendida a Verizon por menos de 5.000 millones de euros.

(Reuters) © Reuters (Reuters)
Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de El Confidencial

image beaconimage beaconimage beacon