Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Un dron cosmético para afinar la puntería del principio activo

Logotipo de El Mundo El Mundo 29/09/2017 PAULA CLEMENTE

A simple vista, quizás cueste entender que evolucione y avance la investigación en cosmética, mientras se amontonan las peticiones de financiación de científicos de todo el país.

Pero es que el campo de la cosmética, dicen los que en él trabajan, está menos regulado que la farmacia, requiere de inversiones menores y sus avances, como nota positiva, podrían aplicarse en investigaciones farmacéuticas.

De hecho, el producto estrella de la empresa biotecnológica Infinitec es un invento al que llaman dron cosmético, que puede dirigirse a una célula específica y liberar el ingrediente activo que se precise en el punto exacto. Una estrategia extendidamente estudiada en el campo de la investigación contra el cáncer, para reducir los efectos secundarios de la quimioterapia.

«Entendemos que es muy importante el principio activo, la molécula que hace que las células respondan de una forma y que generen más proteínas, pero también es muy importante el encapsulamiento», explica al director de ventas de Infinitec, Alfons Hidalgo. «Se puede ir de Barcelona a Madrid en coche, AVE, avión o bicicleta. Así actúa el encapsulamiento: en función del que elijas, llegarás antes o después».

Su principal objetivo es encapsular principios activos con la vista puesta en conseguir la máxima eficacia, usando la mínima cantidad. En eso, sus drones cosméticos, son imparables. «Se trata de una cápsula [creada con un biopolímero compatible] que reconoce la célula a la que se quiere ir», resume Hidalgo. «Si desarrollamos una crema blanqueante para aclarar la piel, querremos llegar a los melanocitos, que son las células encargadas de generar melanina. Para conseguirlo, tenemos dos opciones: o metemos un cubo con mucho activo, para que llegue por exceso, o introducimos el compuesto en una cápsula que vaya directamente hacia él», apunta.

Este invento forma parte de las seis familias de encapsulación con las que cuenta Infinitec. Entre ellas, la compañía cosmética dispone de una colección en la que enganchan a péptidos, con una actividad específica, partículas de metales y piedras preciosas como el oro, el platino, el diamante o el zafiro.

© Proporcionado por elmundo.es

Ahora, están trabajando con el CDTI en dos líneas distintas. La más reciente, entrar en un conglomerado de empresas para investigar la nanocelulosa como material de solución. El segundo, un proyecto para el desarrollo de nuevas nanocápsulas inteligentes direccionadas a las células de la papila dérmica para la nutrición y estimulación del crecimiento capilar.

«La idea es que la gente entienda que, al final, por poner más cantidad de producto en una crema no significa mayor actividad. Lo que buscamos es eficacia, efectividad y selectividad», añade este responsable de ventas. «Cuanto más selectivos seamos,podremos ser también más eficaces»

«La piel tiene una función clave que es evitar que agentes externos penetren. Por ello, para los cosméticos es un hándicap aplicar o añadir cosas vía tópica, porque es un órgano diseñado para que no entre nada», señala Hidalgo. «Lo que hacemos nosotros es una apuesta para que podamos ir con nuestros trasbordadores, que lo que hacen es traspasar esas barreras de forma selectiva e incrementar la eficacia de los productos».

Asimismo, Infinitec trabaja con diferentes sistemas de liberación y tecnologías. «Nuestro focus es la cosmética, pero tenemos soluciones que podrían ser perfectamente utilizables en otros campos», indica Hidalgo. «En un futuro, por ejemplo, no descartamos mirar la parte de dermocosmética». Tanto es así que, incluso, algún invento de Infinitec, al ser investigación básica, podría aprovecharse para tratar el cáncer.

Leer

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más el El Mundo

image beaconimage beaconimage beacon