Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Unidos por la familia, separados por la política

El Correo El Correo 03/11/2015 Eider Burgos

Juan Pablo Wert, cabeza de lista de Podemos al Congreso por Ciudad Real. © EFE Juan Pablo Wert, cabeza de lista de Podemos al Congreso por Ciudad Real.

Lo que la familia ha unido que no lo separe la política. No es exactamente lo que dice la Biblia, pero sí el mantra que muchos se repetirán en cada cena de Nochebuena. Imagínense a los hermanos Wert. José Ignacio y Juan Pablo, uno de PP y otro de Podemos, enfrentados en las urnas y compartiendo plato en Navidad.

Resulta que el último, profesor de Historia del Arte en la Universidad de Castilla-La Mancha, se presenta ahora como cabeza de lista al Congreso por Ciudad Real por el partido de Pablo Iglesias. No es lo único en lo que ha tratado de hacerle la competencia a su hermano mayor: en 2013 encabezó varios actos de protesta contra la Ley Orgánica para la Mejora de la Calidad Educativa (LOMCE) y contra los recortes del Gobierno de Mariano Rajoy, del que José Ignacio formaba parte como ministro de Educación. Dos hermanos frente a frente. ‘En la mesa no se habla de religión, dinero ni política’, se deberán repetir cada mes de diciembre.

Los Wert no son los únicos parientes cuyo único nexo de unión se encuentra en los lazos de sangre. Conocidos son, por ejemplo, los casos de socialistas cuyos padres eran de ideología franquista: José Bono, Alfredo Pérez Rubalcaba, María Teresa Fernández de la Vega… En Euskadi, la expresidenta del PP vasco Arantza Quiroga nunca ha ocultado las simpatías de su padre hacia el PNV; el padre de Xabier Arzalluz fue un reconocido carlista… Y así casos y casos.

Eduardo y Fernado Maura. © El Correo Eduardo y Fernado Maura.

Fernando Maura (PP, UPyD y C's) y su sobrino, Eduardo Maura (Podemos)

Fernando Maura ha participado en diferentes formaciones políticas: en el desaparecido Partido Demócrata Liberal hasta 1987, en el PP hasta 2007 -fue parlamentario vasco y destacado dirigente del partido- en UPyD hasta abril de este mismo año -fue elegido eurodiputado en sus listas- y, finalmente, en Ciudadanos, partido al que se ha ido con su escaño en el Parlamento europeo tras romper con la formación de Rosa Díez.

Cuatro colores y en ninguno ha coincidido con su sobrino Eduardo Maura, miembro del Consejo Ciudadano Estatal de Podemos, cabeza de lista por Bizkaia en las elecciones generales del próximo 20 de diciembre y uno de los colaboradores más cercanos a Pablo Iglesias (trabajaron juntos en la Universidad Complutense de Madrid, donde Maura es profesor de filosofía).

«Es mi tío carnal, pero no hemos hablado desde que estoy en Podemos», afirmaba Eduardo en una entrevista para EL CORREO cuando accedió al cargo de la formación del círculo morado hace justo un año. Hoy figura como candidato al Congreso de los Diputados.

Juan Carlos Monedero y su padre, Salvador. © El Correo Juan Carlos Monedero y su padre, Salvador.

Juan Carlos Monedero (Podemos) y su padre, Salvador Monedero (seguidor del PP, votó a VOX)

De tal palo tal astilla… O no, si se atiende a la familia Monedero. Juan Carlos Monedero, una de las cabezas más visibles de Podemos, ha salido rana: su padre Salvador, regente del pequeño bar madrileño en Argüelles Casa Gala, no solo no comulga con la ideología de su hijo, sino que es seguidor declarado de Esperanza Aguirre y votante tradicional del PP.

Aunque, descontento con algunas decisiones de los populares, en las últimas elecciones europeas se inclinó por Vox, el partido escindido a la derecha del PP que encabeza Santiago Abascal.

A pesar de todo, el amor paterno-filial lo puede todo, y Monedero ‘padre’, emigrante de Gijón de 83 años, no oculta su admiración por el cuarto de sus seis hijos, al que inculcó la pasión por la política desde bien pequeño.

Meritxell Batet y José María Lassalle. © El Correo Meritxell Batet y José María Lassalle.

Meritxell Batet (PSC) y José María Lassalle (PP)

Posturas lejanas y ellos tan cerca. Tanto, que ocho meses de noviazgo bastaron para que Meritxell Batet y José María Lassalle pasaran por el altar. El flechazo entre la dirigente socialista y el popular, que se estrenaron como diputados en 2004, surgía en enero del año siguiente.

Ella salió a defender una proposición no de ley, para lo que se valió de varias citas de un grupo de poetas catalanes conocido como ‘Los imparables’. Lassalle, intelectual en las filas contrarias, quedó prendado.

Al terminar la sesión se acercó a felicitarla; en agosto, se casaron. Un romance que perdura hasta nuestros días y del que han nacido dos niñas gemelas.

En lo político, sus caminos siguen siendo opuestos: ella enfila las elecciones generales como número dos de Pedro Sánchez en la lista del PSOE por Madrid y es miembro de la ejecutiva federal; él es secretario de Estado de Cultura en el Gobierno de Mariano Rajoy, un cargo que ya desempeñó con José María Aznar.

Inés Arrimadas y Xavier Cima. © El Correo Inés Arrimadas y Xavier Cima.

Inés Arrimadas (C’s) y Xavier Cima (CDC)

La portavoz de Ciudadanos en el Parlamento catalán, Inés Arrimadas, y Xavier Cimas, diputado autonómico de Convergencia hasta las elecciones del pasado 27 de septiembre, son la prueba de que los partidos opuestos, como los polos, se atraen.

El amor ha unido a a dirigente del partido naranja, nueva líder de la oposición en Cataluña tras el espectacular crecimiento de su formación el 27-S, y al convergente, reconocido independentista.

Muy celosos de su vida privada, ni uno ni otro hace declaraciones sobre una relación que sorprendió a propios y extraños. Siendo los diputados más jóvenes de la pasada legislatura, coincidieron en una comisión de trabajo parlamentario. Fue ahí donde comenzaron una relación laboral que acabaría siendo algo más.

Ella, bautizada como ‘la política más guapa del hemiciclo’, saboreó el éxito en las urnas en las últimas elecciones catalanas, en las que Ciudadanos pasó de 9 escaños a 25. Cimas, que no participó en los comicios, se mantuvo en una posición discreta y no acudió a celebrar el triunfo de su compañera.

Trinidad Jiménez y Carlos Jiménez Villarejo. © El Correo Trinidad Jiménez y Carlos Jiménez Villarejo.

Trinidad Jiménez (PSOE) y su tío, Carlos Jiménez Villarejo (Podemos)

«Con Trinidad tengo una relación muy afectuosa, de tío y sobrina, pero el PSOE no es mi espacio político». Así habla el jurista Carlos Jiménez Villarejo, tío de Trinidad Jiménez, que con 79 años fue elegido eurodiputado por Podemos. El cargo le duró poco, puesto que renunció apenas tres semanas más tarde.

Años antes, despuntó como el primer fiscal anticorrupción de España, desde 1995 a 2003. Elegido por Felipe González y destituido por José María Aznar, por sus manos pasaron algunos de los principales casos de corrupción de aquella época. Y años antes, cuando ejercía como fiscal en Barcelona, el 'caso Banco Catalana’, del que al final quedó absuelto Jordi Pujol, hoy en el ojo del huracán al descrubrirse un millonario patrimonio supuestamente vinculado al cobro de mordidas a empresas.

Jiménez Villarejo figura como miembro del Consejo Ciudadano de Podemos, uno de los principales rivales del partido de su sobrina carnal, con un prolífico currículum como ministra de Asuntos Exteriores, de Sanidad, secretaria de Estado para Iberoamérica de España o concejala del Ayuntamiento de Madrid. En la actualidad, es diputada en las Cortes Generales, aunque no se presentará a las elecciones del 20 de diciembre.

Txiki y Doris Benegas. © El Correo Txiki y Doris Benegas.

Txiki Benegas (PSE) y su hermana Doris (Izquierda Castellana)

El histórico socialista Txiki Benegas tuvo una hermana muy contestaria: Doris, líder de Izquierda Castellana (IzCa), movimiento soberanista por la proclamación de Castilla como una nación independiente integrada por Cantabria, Castilla y León, Madrid, La Rioja y Castilla-La Mancha.

Antes de llegar al cargo, fue dirigente del Movimiento Comunista en Castilla y León y militante de CCOO, de donde fue expulsada en 1979. Ese mismo año, aspiró a la alcaldía de Valladolid por Unidad Popular-Pueblo Revolucionario, y repitió en los siguientes comicios.

Ha sido relacionada con el llamado 'entorno de ETA' por su participación de diferentes actos de Herri Batasuna y en un acto de homenaje al etarra Pakito. En 2012 fue imputada como una de las organizadoras de la manifestación 'Rodea el Congreso', ante lo que ella denunció agresiones por parte de la policía.

El socialista, por su parte, fue uno de los miembros de negociación de los acuerdos de Madrid en 1987 y del Pacto de Ajuria Enea solo un año más tarde para erradicar la violencia de ETA. También el autor de una propuesta de paz lanzada a José Luis Rodríguez Zapatero e iniciada con la tregua de la banda en 2006.

MÁS EN MSN

-Detenidos tres presuntos yihadistas en Madrid que pretendían atentar en España

-Procesado el profesor acusado de abusar de 15 niñas

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de El Correo

image beaconimage beaconimage beacon