Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Victorino Martín, en estado muy grave tras sufrir un accidente cerebrovascular

Logotipo de El Mundo El Mundo 01/10/2017 ZABALA DE LA SERNA

Victorino Martín libra, a sus 88 años, su última batalla. Su estado de salud pende de un hilo tras sufrir un accidente cerebrovascular. Muy grave, diría el pronóstico de un parte facultativo. Aunque se encuentra estable y sedado en su finca de Monteviejo, su hijo Victorino manifestaba a ELMUNDO su resignada preocupación: "Es ley de vida. Nunca quieres que llegue este momento, pero hay que aceptarlo. No cambiaría nada ingresarlo en un hospital, nos han dicho los médicos. Así que hemos decidido que se quede aquí bajo vigilancia".

El legendario ganadero aparecía por última vez en público el pasado 13 de septiembre en la Catedral de Cuenca para recibir de manos del Rey Felipe VI el Premio Nacional de Tauromaquia, que concede el Ministerio de Cultura, en reconocimiento a su incomparable trayectoria. "Su nombre ha quedado asociado a valores como la emoción, la bravura o la protección del valiosísimo patrimonio ecológico que encierra la Tauromaquia", declaraba el jurado. Victorino es el único criador de toros bravos, y el único representante del mundo taurino, que también ha ganado la Medalla de Oro de las Bellas Artes (2014).

© Proporcionado por elmundo.es

Es la palabra "único" la que mejor define a Victorino. El único ganadero a cuyo reclamo se llenaban las plazas en los gloriosos 80 y 90 para su divisisa; el único que cuenta con un toro indultado en la Maestranza -Cobradiezmos (2016)- y otro en la Monumental de las Ventas -Velador (1982)-; el único que cuenta con un azulejo en la Puerta Grande de la plaza de toros de Madrid; el primero que atravesó a hombros el arco de la gloria del coso más importante del universo táurico allá por 1976... Cuenta con 17 toros premiados con la vuelta al ruedo en el arrastre sobre la arena venteña y un palmarés, como rezan todos sus galardones, «inigualable». Un luchador como ninguno por la integridad de la Fiesta y la dignidad del ganadero. Desde que compró los albaserradas de Escudero Calvo hace más de medio siglo hasta convertirlos en toros de leyenda. Tan grande como la suya propia.

Leer

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más el El Mundo

image beaconimage beaconimage beacon