Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Warner pidió ocultar a Piolín del barco de la Policía

Logotipo de El Mundo El Mundo 27/09/2017 FERNANDO LÁZARO

El barco de Piolín ha levantado mucho revuelo. Una de las embarcaciones

alquiladas por el Ministerio del Interior para alojar a los miles de agentes

de las unidades antidisturbios desplazados a Cataluña para frenar el

referéndum prohibido

por el

Tribunal Constitucional

está en el centro de la polémica.

Dos de los grandes protagonistas históricos de Warner, Piolín y Silvestre, decoraban la cubierta de esta embarcación. Se trata del barco Moby Dada.

© Proporcionado por elmundo.es

Su imagen fue una de las instantáneas de las fechas previas al 1-O. La embarcación, con su Piolín, apareció en todos los medios junto a cientos de vehículos de las unidades de intervención policial.

A la empresa Warner parece que no le hizo mucha gracia. De hecho, según explicaron a este periódico fuentes cercanas al dispositivo de seguridad puesto en marcha en Cataluña, se dirigió a la propietaria del crucero para que retirara esa embarcación, porque no quería que sus imágenes aparecieran en una cubierta que estaba siendo utilizada para el despliegue.

Desde la naviera se le explicó que tenían un contrato con el Ministerio del Interior para que utilizara esta nave al menos hasta el 5 de octubre, y que era prorrogable si existían necesidades de seguridad. Le aclararon que no pensaban romper el contrato y que ese barco era de Interior durante las fechas señaladas.

Las lonas

En una segunda gestión, Warner reclamó entonces que se cubrieran los personajes, que no querían que Piolín y Silvestre aparecieran en las imágenes que todos los medios de comunicación estaban recogiendo de la embarcación y el despliegue policial de Barcelona.

La propietaria de la embarcación desplegó entonces, con muchas dificultades, varias lonas que han cubierto estos dibujos.

El Moby Dada, uno de los cruceros de los que dispuso Interior para alojar a los miles de antidisturbios desplegados, amaneció cuatro días después de atracar con su cara cubierta con unas lonas que tapaban el dibujo de Piolín.

El Gobierno contrató embarcaciones por las dificultades para alojar a los más de 4.000 efectivos de las Fuerzas de Seguridad del Estado desplazados a Cataluña desde todos los puntos de España.

Leer

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más el El Mundo

image beaconimage beaconimage beacon