Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Dietas de desintoxicación

01/01/2015

¿Qué es?

El objetivo principal de una dieta de desintoxicación es la eliminación de sustancias tóxicas del organismo. Estas dietas se basan en la teoría de que la digestión y la eliminación suelen estar asociadas con la naturopatía, un sistema médico alternativo que hace énfasis en el papel de la nutrición en la restauración o la mejora de las propiedades autocurativas del cuerpo.

Las dietas de desintoxicación se pueden clasificar en varios subgrupos:

  • Dietas crudívoras, que se basan en la premisa de que los alimentos crudos impiden la acumulación de toxinas en el aparato digestivo.
  • Monodietas, en las que se consumen únicamente uno o dos alimentos (a veces solo en forma líquida) durante un período de 10 a 14 días.
  • Ayuno con zumos, en el que la persona consume grandes cantidades de zumos de fruta y verdura junto con agua e infusiones durante un período de 1 a 3 días.
  • Dietas desintoxicantes vegetarianas o semivegetarianas, que permiten a la persona tomar cada día alguna variedad de cereales integrales cocinados, verdura cocida al vapor, fruta natural y pequeñas cantidades de alimentos proteicos, además de varios vasos de agua e infusiones.
  • Estas dietas no están pensadas especialmente para perder peso. Algunas personas hacen dietas de desintoxicación como parte de un retiro religioso o espiritual. Las dietas desintoxicantes se suelen hacer únicamente una o dos veces al año.

    ¿Qué beneficios aporta?

  • Se dice que las dietas desintoxicantes eliminan toxinas de la piel, el aparato respiratorio y el aparato digestivo.
  • Entre los beneficios que se atribuyen a las dietas desintoxicantes están: niveles más altos de energía, alivio de los síntomas del estrés emocional, aumento de la claridad mental y la capacidad de concentración, aclaramiento de la piel, mejora de la digestión y sueño más apacible.
  • Algunas personas pierden peso con las dietas desintoxicantes, pero este no debería ser el principal objetivo de una dieta desintoxicante.
  • ¿Qué riesgos plantea y qué precauciones deben tomarse?

  • Toda persona que esté pensando en hacer una dieta desintoxicante debe consultarlo antes con un profesional de la salud.
  • Los medicamentos prescritos deben tomarse con normalidad durante una dieta de desintoxicación. Las personas que hacen dieta no deben dejar de tomar medicamentos ni reducir sus dosis sin consultarlo antes con un médico.
  • Entre los principales riesgos para la salud que presentan las dietas de desintoxicación, se incluyen: crisis metabólicas con diabetes no diagnosticada; empeoramiento de úlceras estomacales; mareos o desmayos debido a una bajada brusca de la tensión arterial; diarrea, que puede dar lugar a deshidratación y a un desequilibrio hidroelectrolítico en el cuerpo, así como carencias de proteínas o calcio en ayunos con frutas a largo plazo no supervisados.
  • Las personas que estén considerando hacer una dieta de desintoxicación deben prepararse antes reduciendo gradualmente las bebidas con cafeína durante un período de 7 a 10 días antes de iniciar la dieta, ya que la eliminación brusca de estas bebidas produce dolores de cabeza con frecuencia.
  • Las personas a dieta deben reducir también de forma preventiva el consumo de alimentos azucarados, chocolate, alcohol, productos lácteos, alimentos ricos en grasa, alimentos que contengan trigo o levadura, y cereales que contengan gluten.
  • Las personas que estén haciendo una dieta de desintoxicación y sientan mareos o desmayos, presenten un ritmo cardíaco anómalo, sientan náuseas o vómitos, o tengan signos de tensión arterial baja deben interrumpir el ayuno y consultar a su médico de inmediato.
  • Las dietas de desintoxicación pueden favorecer el efecto yoyó, que es perjudicial para la salud. No deben hacerse más de tres veces al año sin la supervisión de un médico.
  • Personas que no deberían hacer dietas de desintoxicación:

  • mujeres embarazadas o lactantes
  • niños
  • personas con diabetes, hipotiroidismo, cardiopatías, anorexia o bulimia nerviosa, nefropatías o hepatopatías, úlceras estomacales, inmunodeficiencia, epilepsia, cáncer, enfermedad terminal, infecciones activas o colitis ulcerosa
  • personas con un peso insuficiente
  • alcohólicos o drogadictos
  • personas que se han sometido recientemente a cirugía o tratamiento por quemaduras graves
  • ¿Cómo funciona?

  • Las dietas de desintoxicación hacen énfasis en una mayor ingesta de alimentos y líquidos, ya que se considera que contribuyen a desintoxicar el cuerpo.
  • Las personas que siguen una dieta de desintoxicación deben beber al menos ocho vasos de agua filtrada o embotellada (no del grifo) al día.
  • Una parte importante de muchas dietas de desintoxicación es el uso de laxantes o enemas para limpiar la parte inferior del tubo digestivo. La eliminación de desechos se considera esencial para evitar que las toxinas del intestino se reabsorban en el flujo sanguíneo.
  • Al final de una dieta de desintoxicación, la persona debe volver gradualmente a una dieta completa, quizá tomando sopa de verduras o verduras al vapor el primer día. No debe incorporar fruta ni verdura hasta el segundo o tercer día.
  • Los médicos de medicina alternativa suelen recomendar los meses más cálidos como la mejor época del año para hacer una dieta de desintoxicación. Muchas personas comienzan una dieta de desintoxicación en fin de semana o se toman unos días libres en el trabajo para tener tiempo de descansar más si es necesario.
  • Entre los alimentos recomendados para las dietas de desintoxicación (excepto las monodietas), se incluyen los siguientes:

  • frutas y verduras frescas ecológicas
  • arroz (integral y basmati), tortitas de arroz y pasta de arroz
  • otros cereales como el mijo, la quinoa y el trigo sarraceno
  • judías, lentejas y guisantes secos verdes o amarillos
  • frutos secos sin sal
  • semillas
  • aceite de oliva
  • infusiones
  • dietas crudívoras

    Las dietas de desintoxicación con alimentos crudos consisten en alimentos que no se han cocinado. Estas dietas se basan en la creencia de que los alimentos crudos son más ricos en nutrientes y contienen enzimas que ayudan a hacer la digestión, lo que permite a las demás enzimas del cuerpo regular otros procesos biológicos. Los crudívoros creen que los alimentos crudos previenen la obesidad, porque reducen el consumo excesivo de comida, y que su alto contenido en fibra contribuye a desintoxicar el cuerpo porque acelera la digestión y la eliminación.

    Ayuno con zumos

    En un ayuno con zumos, la persona que está a dieta debe beber entre 1 y 2 litros de zumo de frutas o verduras al día, además de seis vasos de agua filtrada tibia. Aunque algunos ayunos con zumos modificados permiten una pequeña cantidad de verduras al vapor, la mayoría son dietas líquidas de corta duración. Algunos médicos recomiendan una o dos tazas de infusión al día, además del zumo y el agua. El zumo debe ser natural, de frutas y verduras ecológicas, y procesadas en un exprimidor o una licuadora. No se pueden usar zumos envasados en un ayuno con zumos porque están pasteurizados. Además, el zumo natural se debe consumir en un plazo de media hora desde que se extrae, no se puede mantener en el frigorífico.

    Monodietas

    Las monodietas son dietas de desintoxicación en las que se consume solo un alimento, normalmente manzanas, uvas o alguna otra fruta o verdura, o un líquido, durante un período de 10 a 14 días. La monodieta más famosa se conoce como Maestro Limpiador, dieta de la limonada o dieta de sirope de arce. El maestro limpiador implica beber una mezcla de zumo de limón, cayena y sirope de arce de grado B durante 14 días. Después de la bebida de limón y sirope de arce, se toma una “purga de agua salada” para limpiar las toxinas del estómago y el intestino.

    ¿En qué consiste una comida típica?

    Se han publicado algunas dietas de desintoxicación menos estrictas que permiten algunos alimentos proteicos. Un ejemplo típico es esta dieta de Elson Haas para un régimen de desintoxicación durante una semana:

  • Mañana: dos vasos de agua filtrada o mineral, un vaso con el jugo de medio limón.
  • Desayuno: una pieza de fruta natural a temperatura ambiente y, de 15 a 30 minutos después, un cuenco de cereales integrales cocidos (mijo, trigo, arroz integral), sazonados con 2 cucharadas de zumo de frutas.
  • Almuerzo: uno o dos cuencos medianos de verduras al vapor que incluyan una variedad de tubérculos, verduras de hoja, espárragos, col, col rizada, etc. Se puede usar un máximo de 3 cucharaditas al día de una mezcla de mantequilla y aceite de colza u oliva para sazonar.
  • Cena: igual que el almuerzo.
  • Media mañana y media tarde: uno o dos vasos del agua que se ha guardado después de cocer las verduras al vapor con un poco de sal marina o kelp.
  • A media tarde se puede tomar una pequeña cantidad (de 80 a 100 g) de alimento proteico (pescado, pollo ecológico, lentejas, frijoles o garbanzos) si la persona que está a dieta se siente débil o extremadamente hambrienta.
  • ¿Qué opinan los expertos?

    Los médicos de la medicina convencional cuestionan la idea de que la digestión normal produzca sustancias tóxicas en el colon que deban eliminarse con un laxante o un edema.

    Organizaciones profesionales como la Academia de Nutrición y Dietética estadounidense y otros grupos profesionales de la medicina convencional rechazan las dietas de desintoxicación de forma generalizada porque las consideran modas pasajeras. La mayoría de los médicos afirman que el cuerpo humano es un organismo extraordinariamente eficiente que puede eliminar por sí solo las toxinas en la digestión, respiración y excreción sin ayuda.

    Las dietas de desintoxicación se sugieren a veces para el tratamiento de enfermedades y trastornos específicos, sobre todo artritis, enfermedades autoinmunitarias y depresión. También se dice que son un tratamiento eficaz para infecciones graves, pero no hay pruebas científicas que avalen estas afirmaciones.

    Encontrarás más información en el artículo sobre si “las dietas de desintoxicación aportan algún beneficio para la salud”, en el sito web de Mayo Clinic (en inglés).

    Gestión anuncios
    Gestión anuncios
    image beaconimage beaconimage beacon